Tu rostro saludable con productos naturales para la piel

Tu rostro saludable con productos naturales para la piel

Última actualización: 01-12-2018 por Editora Sara.

La piel es el órgano más grande. Se caracteriza por ser un conjunto de tejidos que trabajan juntos y cumplir con las funciones biológicas. Es por esta razón que requiere de un cuidado especial con el uso de productos naturales para la piel.

La piel es la responsable de mantener el agua dentro del organismo y regular la temperatura.

Otra de las funciones de la piel es la protección de los órganos internos de los elementos externos, transforma la luz del sol en Vitamina D y elimina las toxinas del organismo.

La piel forma parte de un sistema junto con el cabello, uñas y glándulas. De esta manera la piel constituye la estructura interconectada del organismo y su salud representa el bienestar general.   

La capa más externa de la piel se conoce como epidermis y se encuentra formada por cuatro tipos de células, queratinocitos,  melanocitos, células de Langerhans y células de Mekel.

La dermis se encuentra debajo de la epidermis y contiene dos proteínas importantes como son la elastina y el colágeno. Estas dos proteínas son las responsables de que la piel sea fuerte y flexible.

Por otra parte, la dermis genera el ácido hialurónico, el cual tiene por función conservar la hidratación de la piel. De esta manera, la dermis desempeña un papel importante para que la piel luzca tersa y brillante.   

Cuando la dermis sufre situaciones desfavorables los vasos sanguíneos también se ven afectados debido a que comienzan a dilatarse. Como resultado de ello, la epidermis y la dermis pierden elasticidad.  

La grasa subcutánea se encuentra debajo de la epidermis y de la dermis. Esta grasa consta de una capa que conecta los nervios de la dermis y de la epidermis con las demás partes del organismo.

Conozca cuál es su tipo de piel

El tipo de piel es un factor importante que determina la aparición temprana o tardía de las arrugas. Los principales tipos de piel considerados por los dermatólogos son: seca, normal, mixta, oleosa, sensible y vulnerable a la aparición de brotes de acné.

  • La piel seca se caracteriza por ser mate e incluso con aspecto escamoso, luego de su lavado lucirá áspera. Las personas que presentan este tipo de piel muestran profundas líneas en las zonas cercanas a los ojos y a la boca.

  • La piel oleosa se caracteriza por ser gruesa debido a la cantidad de grasa que se acumula en la superficie. Además, tiene aspecto brillante, los poros se encuentran dilatados y puede presentar granos y espinillas.

  • La piel mixta, por lo general es una piel normal sobre todo el área que cubre los ojos. Sin embargo; en algunos casos se presenta seca en esa misma zona, junto a las áreas cercanas a la boca y a las mejillas. Por otro lado, es grasosa en la frente, en la barbilla y en la nariz.

  • La piel normal se caracteriza por ser suave y presentar humedad interna, los poros permanecen cerrados y no luce brillante.

  • La piel sensible es irritable con facilidad, tiende a enrojecer, a inflamarse y a desarrollar erupciones. Los vasos capilares se ven con mayor facilidad.

  • La piel vulnerable a los brotes de acné se caracteriza por tener el mismo aspecto que la piel oleosa y regularmente presentan brotes de acné y granos.           

Dependiendo del tipo de piel se puede seleccionar la clase de mascarilla facial que mejor convenga, dependiendo del problema que desea corregir.   

Consejos para el uso de una mascarilla

Las máscaras faciales, mejor conocidas como mascarillas, son uno de los mejores tratamientos de belleza  y de los más usados.

Es necesario que se cumplan condiciones en su elaboración puesto que deben estar compuestos por productos naturales. Su aplicación y remoción juegan un papel importante en el embellecimiento y suavidad del cutis.

Antes y después de la aplicación de la mascarilla facial es recomendable lavar bien el rostro incluyendo el cuello.

Para el caso de que la piel sea grasosa es recomendable que las personas realicen un proceso de vaporización facial con la finalidad de abrir los poros.

Con la vaporización los productos naturales que conforman la máscara podrán penetrar con más facilidad en  las capas más profundas de la piel.

De esta manera, la máscara facial proporcionará todos los beneficios para la  salud de su piel.

Mujer sostiene un paño encima de su cabeza mientras agarra el vapor de un té preparado

Mientras  la máscara permanece puesta es recomendable que la persona se encuentre relajada y acostada para que pueda descansar por un largo rato.

Cuanto mayor sea el grado de relajación los nervios estarán más tranquilos, la piel siempre reacciona mejor al tratamiento cuando los pensamientos se tornan optimistas.

Al retirar la máscara es importante enjuagar bien el rostro y eliminar los residuos de los productos naturales. Es recomendable el uso de agua caliente y al finalizar suele usarse el agua fría para ser rociada con atomizador.

Al seguir estos pasos se puede estimular la circulación sanguínea con la finalidad de que los poros se cierren.  

Por lo general, las personas que tienen los poros abiertos se deben aplicar un astringente; para retirarlo del cutis se debe usar agua fría.

Productos naturales para mantener un rostro saludable

Existe una variedad de productos naturales en el mercado que pueden ayudar a hidratar y rejuvenecer la piel facial.

Entre los remedios caseros más comunes para conservar la salud de su piel se encuentra el cambio de los hábitos alimenticios.

El hábito alimenticio que más se debe tener en cuenta es el consumo de alimentos saludables para la piel como albahaca,  manzanilla, el limón y las almendras.

Estos alimentos deben proporcionar vitaminas y antioxidantes que eviten un deterioro prematuro en el cutis y deben permitir lucir una piel joven durante el transcurso de los años.

Ingerir ocho vasos de agua en el día es importante para la hidratación de la piel y  también protegerla de los rayos ultravioletas con protectores solares.

Un hábito que debe ser eliminado es el de fumar, tanto el consumo de cigarrillos como el de alcohol aumentan la  formación de radicales libres dañinos para la piel.

La albahaca es una hierba que es suave y le proporciona un olor agradable a la piel. Gracias a su poder relajante es usada para los baños terapéuticos.

La manzanilla es excelente para el lavado y enjuague de la piel. Su uso evita que la piel se irrite y no interrumpe los efectos generados por la aplicación de las mascarillas.

El aceite de almendras tiene propiedades hidratantes, sus nutrientes constituyen un excelente remedio para el rostro, de igual forma se puede usar como desmaquillante.

El limón es uno de los mejores productos naturales usados para la limpieza de la piel facial. Con el uso del limón la piel recupera su tersura, es un tónico excelente.

Las manchas que aparecen en la piel, ante los cambios de pigmentación que se generan con la edad, pueden ser reducidas con el limón.  

Vitaminas en los productos naturales para  el cutis

Gracias a las bondades de la naturaleza se encuentran una variedad de hierbas y alimentos que contienen vitaminas para mantener un rostro hidratado

Las vitaminas son sustancias orgánicas que le permiten al organismo el buen funcionamiento del metabolismo y que, muchas veces, se deben consumir de fuentes externas puesto que el mismo no es capaz de sintetizarlas.

Cada vitamina actúa en el cuerpo humano de manera diferente, por lo tanto, no se puede sustituir una por otra.

Las vitaminas se encuentran clasificadas en dos grupos: liposolubles e hidrosolubles.

Las vitaminas liposolubles son aquellas que son solubles en la grasa, por lo tanto se relacionan con la grasa de los alimentos y se absorben con ellas. Entre este grupo de vitaminas se encuentran las vitaminas A, D, E y K.   

Las vitaminas hidrosolubles son aquellas que son solubles en el agua y se encuentran en alimentos de origen vegetal y animal.

Estas vitaminas se deben ingerir diariamente puesto que el organismo no tiene la capacidad de almacenarlas. Este grupo de vitaminas está formado por las vitaminas C, B1, B2,B6, niacina, B12, ácido fólico, biotina y el ácido pantoténico.

Los ingredientes que se usan en los productos naturales para mantener una piel saludable son ricos en algunas vitaminas.

Hierbas medicinales perfectas para la cara, pepino, sabila.

El aceite de almendras encierra vitaminas A, B y E. La albahaca y el limón son ricos en vitamina C. La manzanilla contiene vitamina A y ácido fólico (B9).  

Otros productos naturales muy usados en los tratamientos faciales son el aguacate gracias a su contenido de vitaminas K y B9 y el pepino que proporciona vitaminas A y C.

Beneficios de las vitaminas en los productos naturales

La vitamina A juega un papel importante en la salud de la piel que cubre el rostro. Tiene propiedades antioxidantes que protegen la piel de los radicales libres activando el colágeno, lo cual revierte el daño celular. De esta manera el cutis no se envejece de forma prematura.

Esta vitamina favorece al crecimiento y reparación de los tejidos y mantiene la piel suave, sana y firme.

Es por estas razones que una deficiencia de Vitamina A genera resequedad en la piel y envejecimiento prematuro.

El complejo B, en especial las vitaminas B3, B9 y B12, actúa de manera favorable en la piel que cubre el rostro.

La belleza del rostro no solo depende de los cosméticos y de las cremas que se aplican sino también de los hábitos alimenticios. Por ello consumir vitaminas del complejo B tiene por ventaja regenerar las células.

La  vitamina C es un elemento principal para mejorar la apariencia de la dermis. Además, ayuda a combatir los problemas de la piel opaca, falta de luminosidad y aspecto cansado.

La vitamina E  proporciona brillo a la piel y es un buen hidratante. Actúa como antioxidante que permite proteger a las células.

La vitamina E elimina los pequeños granos formando una barrera natural que brinda protección a la piel contra los rayos solares. Tiene propiedades antienvejecimiento y ayuda a combatir las manchas prematuras que aparecen por la edad.

La vitamina K tiene por función revitalizar la piel, proporcionándole un aspecto saludable con brillo y con signos de hidratación.

Minerales en los productos naturales para el rostro

Los minerales son sustancias de carácter nutricional y de origen inorgánico. Constituyen parte de los tejidos vegetales y animales. En los alimentos se encuentran en cantidades muy pequeñas.

Una dieta balanceada puede proporcionar la cantidad mínima necesaria para el organismo.

Los minerales más abundantes en el cuerpo son el calcio y el fósforo. Los minerales se encuentran clasificados en tres grupos: mayores, traza y otros minerales.

  • Los mayores son los que se encuentran en los tejidos corporales en cantidades importantes. Entre ellos se encuentran: calcio, fósforo, potasio, azufre, sodio, cloro y magnesio.

  • Los minerales traza desempeñan funciones importantes y específicas en el organismo. Entre los minerales traza se encuentran: hierro, manganeso, cobre, yodo, cobalto, selenio, zinc. cromo, flúor y molibdeno.

  • Los otros minerales se han detectado en el organismo a través de los análisis de los tejidos. Se desconoce la función específica de cada uno en el cuerpo humano. Entre estos minerales se encuentran: aluminio, arsénico, bario, bromo, boro, cadmio, plomo, níquel, silicio, vanadio y estroncio

Los productos naturales que se usan para mantener un rostro rejuvenecedor e hidratado son ricos en algunos minerales.

Té de Manzanilla

  • El aceite de almendras contiene calcio, potasio y magnesio.

  • La albahaca es rica en calcio, hierro, manganeso, potasio y magnesio.

  • La manzanilla aporta gran cantidad de calcio y potasio.

  • El limón es una fruta con minerales como potasio, magnesio, calcio, fósforo, hierro y manganeso.

  • El hierro, magnesio y potasio son los minerales presentes en el aguacate; mientras que el pepino es rico en potasio.

Beneficios de los minerales en los productos faciales

Los productos naturales contienen vitaminas y también minerales.

  • El calcio es un mineral muy importante, la ventaja de aplicarlo directamente en la piel es que  ayuda a reducir las arrugas.

El consumo de calcio evita que se formen las enzimas que hacen que se degraden las fibras elásticas. Proporciona beneficios a la piel estimulando la producción de colágeno y haciendo que luzca tersa y sana.

  • El magnesio es un estimulante del metabolismo de las células,  desintoxica la epidermis, previene el envejecimiento prematuro logrando obtener una piel suave y elástica.

  • El hierro incrementa la hemoglobina. Un rostro pálido puede ser síntoma de bajos niveles de hierro y si no se aumentan los mismos puede aparecer un cuadro anémico

  • El manganeso produce la enzima antioxidante que protege a las células del daño de los radicales libres. 

  • El potasio es un mineral que ayuda a humectar la piel, previene las arrugas manteniendo una piel radiante y joven.

  • El sodio tiene la capacidad de reducir o eliminar las células muertas de la piel. De esta manera aporta lucidez al rostro manteniéndolo más radiante.

  • El zinc hace que el rostro luzca rejuvenecido y revitalizado; protege al rostro de los rayos solares, aclara la piel y previene la aparición de arrugas. Además, incrementa la síntesis del colágeno y del nuevo tejido en la piel.   

Tratamiento para un rostro saludable

Uno de los mejores tratamientos para mantener un rostro saludable y libre de arrugas es Piel Perfecta, una mezcla de vitaminas y minerales que tiene propiedades antioxidantes y cicatrizantes.

Entre sus componentes se encuentran las vitaminas A, B3, C y E. Por otra parte, los minerales que se  encuentran presentes en Piel Perfecta están incluidos en sus ingredientes.

Entre estos ingredientes se destacan las hojas de aloe vera ricas en calcio, magnesio, manganeso, zinc, hierro, potasio y sodio.

Piel Perfecta también contiene colágeno y tiene propiedades beneficiosas para la piel. El colágeno retarda el proceso de envejecimiento del rostro y lo mantiene suave.

El ácido hialurónico actúa como hidratante de la piel regularizando la superficie y aportando un aspecto más saludable y rejuvenecido, este elemento se encuentra en los ingredientes de Piel Perfecta.

Ingredientes naturales como los son las semillas de uva, las hojas de té verde, los granos de café verde y la cúrcuma  se encuentran en la composición de Piel Perfecta.

polvo de curcuma en recipiente de madera, con cuchara de madera

Las semillas de uva tienen propiedades antioxidantes que ayudan a combatir las arrugas rejuveneciendo la piel de  forma natural y aportándole elasticidad y suavidad.

Las manchas y las arrugas retardan su aparición gracias a las catequinas del té verde, estas  previenen el envejecimiento prematuro

Los ácidos grasos, oleico y linoleico brindan el beneficio de disminución de la flacidez facial

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *