paciente acude al reumatologo a hacerce una radiografia por una lesion en su hombro que origina mucho dolor en ella, mientras estan en un consultorio donde predomina el blanco

Sulfato: compuesto azufrado para la salud ósea

Sulfato: compuesto azufrado para la salud ósea

Última actualización: 06-12-2018 por Editor Fanny.

¿Recuerda ese polvillo de color amarillo almacenado en el laboratorio de química? Es el azufre, un mineral que al ser quemado emite una llama azul y un humo sumamente irritante: el dióxido de azufre.

De él también se deriva el ácido sulfúrico, el ácido más utilizado a nivel industrial hoy en día.

Pues bien, el azufre es uno de los elementos minerales más abundantes en la corteza terrestre, de la cual compone un 0.03 % y se encuentra sobre todo en la cercanía de volcanes, donde puede ser extraído puro.

azufre en platillo de vidrio, Azufre cristalino amarillo, platillo transparente sobre mantel blanco

Este no - metal era ampliamente conocido en la antigüedad: se lo menciona en la Biblia y también en papiros egipcios.

Los griegos y los romanos se sintieron atraídos por él, ya que se lo encuentra a lo largo de las costas del mar mediterráneo, en las cuales hay actividad volcánica, por ello consideraban al azufre y sus efluvios, como la evidencia de las actividades subterráneas de Vulcano, dios de los infiernos.

Hipócrates consideraba que los vapores azufrados tenían la capacidad de eliminar las enfermedades y combatir las pestilencias, así que lo recomendaba para fumigar los ambientes, sobre todo cuando las epidemias azotaban a la población.

Los alquimistas lo utilizaban en sus experimentos y estaban convencidos de que al arder, el azufre era capaz de producir nuevas sustancias, así que lo consideraron un componente para la piedra filosofal.

Después de todo, no estaban tan desacertados los alquimistas, porque el azufre forma numerosos compuestos con muchos elementos y aunque se le encuentra puro con relativa facilidad, sus compuestos son muy abundantes, mucho más que el elemento simple.

Claro que esto no lo llegaron a saber los alquimistas medievales, porque finalmente fue Lavoisier quien determinó en 1778 que el azufre era un elemento. Y uno que tiene muchos beneficios para la salud, sobre todo la salud de las articulaciones.

Hagamos un viaje a través de la química para conocer los beneficios que los compuestos del azufre tienen para la salud. Le sorprenderá saber cuán numerosos son.

Compuestos del azufre: sulfuros y sulfatos

Los compuestos del azufre se clasifican en dos grandes grupos: sulfuros y sulfatos.

Los sulfuros son combinaciones directas entre el elemento y el azufre, por ejemplo plomo y azufre dan como resultado el mineral llamado galena o PbS, la blenda ZnS y la pirita, conocida como el oro de los tontos y la pirita FeS2.

Y entre los sulfatos, que son las sales del ácido sulfúrico H2SO4, uno de los más conocidos es el yeso CaSO4.2H2O y también las sales de epsom, a base de sulfato de magnesio MgSO4·7H2O.

Ambos compuestos están hidratados, obsérvese la molécula de agua en la fórmula química, se trata de sales hidratadas. Al ión SO4= se le conoce como  “ion sulfato”, que puede combinarse con el elemento “X” y obtener sulfato de X. Seguidamente algunos ejemplos:

  • Sulfato de aluminio
  • Sulfato de bario
  • Sulfato de zinc
  • Sulfato de manganeso
  • Sulfato de glucosamina

sulfato de bario, Hermoso baryte mineral sulfato de bario en un espécimen de piedra de cuarzo sobre fondo blanco

Y muchos más.

Los compuestos del azufre por lo general huelen mal y son bastante tóxicos en la naturaleza. El ácido sulfúrico. Los gases azufrados causan irritación e intoxicación en personas y animales, afectando su sistema nervioso, cardiovascular así como daños fetales y defectos congénitos.

Los sulfatos en particular se encuentran siempre en las aguas subterráneas y disueltos en el agua de lluvia. Las corrientes de agua los disuelven en parte, de las rocas donde se encuentran.

Son responsables de causar diarreas y deshidratación cuando se encuentran en altas concentraciones en las aguas, sobre todo combinados con calcio y magnesio.

Esto parece un tanto paradójico cuando consideramos que el azufre también forma parte importante de las moléculas ligadas a la vida, pero así es.

Cuando se trata de compuestos inorgánicos como los ya mencionados, el azufre puede causar algunos problemas, si bien algunos traen beneficios a la salud que describiremos un poco más adelante.

El azufre, cuando es ingerido a través de los alimentos, no tiene problema alguno de toxicidad, es absorbido en el intestino delgado y el exceso simplemente se excreta a través de la orina.

En su faceta orgánica, el azufre forma parte de proteínas, aminoácidos, tejidos y enzimas. Por ejemplo los enlaces disulfuro presentes en la queratina de su cabello, son responsables de que éste sea liso o encrespado.

El azufre también forma parte de muchas reacciones metabólicas en plantas y animales, de manera que la vida no es posible sin el azufre, sin embargo, carencia y exceso de azufre son igualmente nocivos, ambos pueden causar la muerte.

Los sulfatos en el cuerpo humano

El cuerpo humano contiene un 0,21% de azufre aproximadamente, más no de azufre simple, sino en forma de sulfatos y predominantemente a las proteínas, que como sabemos, están compuestas de largas cadenas de aminoácidos y enlaces peptídicos.

El azufre está presente en tres aminoácidos azufrados: cistina, cisteína y metionina. También se encuentra en otras biomoléculas de importancia como por ejemplo el sulfato de condroitina y el sulfato de glucosamina, que forman parte del colágeno.

El colágeno es la proteína más abundante del cuerpo, brindándole soporte a las articulaciones, la piel, los huesos, el cabello, las uñas y los tejidos en general. Por tanto los sulfatos son imprescindibles para el movimiento.

Colágeno en polvo en taza de madera sobre base y fondo blanco

La heparina es otra molécula que contiene azufre. Se trata de un anticoagulante natural abundante en el hígado y otros tejidos. La insulina contiene un 3.4 % de azufre y es necesario para la síntesis de la taurina, otro importante aminoácido.

La tiamina y la biotina son dos de las vitaminas del complejo B que contienen azufre. La primera es necesaria para el metabolismo de los nutrientes, entre otras funciones, y la segunda es importante para la síntesis de la glucosa.

Además, el azufre forma parte de numerosos medicamentos para tratar muchas dolencias, tanto para ser aplicado en forma tópica como para la ingesta. Por ejemplo forma parte de cremas, lociones y jabones para la piel, ya que alivia el acné, la psoriasis y otras afecciones.

Los champúes enriquecidos con azufre se utilizan ampliamente para tratar la caspa, el exceso de grasa en cuero cabelludo y la alopecia.

Para la diabetes, la fibromialgia, el reumatismo y variedad de enfermedades autoinmunes, el azufre es considerado terapéutico.

Las aguas azufradas forman parte de la denominada balneoterapia, útil para numerosas afecciones como dolores articulares, asma, diabetes, psoriasis, entre otras.

Existen microorganismos anaerobios dedicados a reducir el azufre presente en las sales para formar sulfuro de hidrógeno, el gas apestoso que mencionamos al comienzo, el cual se acumula en zonas pantanosas así como en muchos lagos y lagunas.

De esta manera se forma un barro espeso considerado curativo y muy empleado con fines medicinales para la piel y los problemas óseos. En este caso se trata de la fangoterapia, empleada ya por los antiguos egipcios.

El sistema músculo-esquelético se beneficia enormemente de los sulfatos. A lo largo de este artículo nos concentraremos en las ventajas que tienen los sulfatos para la salud ósea y la salud en general:

  • Sulfato de manganeso
  • Sulfato de magnesio
  • Sulfato de calcio
  • Sulfato de condroitina
  • Sulfato de glucosamina
  • Sulfato de bario
  • Otros sulfatos

Sulfato de manganeso

El manganeso es un mineral necesario para el organismo en muy pequeñas cantidades, ya que tiene un rol importante en muchas funciones del organismo, sobre todo activando enzimas y formando parte de algunas de ellas. Además el manganeso tiene cualidades antioxidantes.

La deficiencia de manganeso no es común, ya que puede adquirirse sin problemas a través de los alimentos, no obstante el empobrecimiento de los suelos es un factor que en ocasiones, afecta la ingesta correcta de minerales.

alimentos con mangeaneso, ilustracion, Productos ricos en manganeso. Bases de alimentación saludable. Productos orgánicos naturales y la muestra del manganeso en un fondo blanco. Estilo de vida saludable

Dada la necesidad que tienen muchas enzimas del manganeso, su déficit ocasiona diversos trastornos tales como:

  • Retraso del crecimiento
  • Problemas óseos
  • Intolerancia a la glucosa
  • Deterioro de la fertilidad
  • Trastornos en el metabolismo de los lípidos y carbohidratos

Por el contrario, el exceso de manganeso tiene toxicidad sobre el organismo: inhalado causa problemas neurológicos rápidamente. La ingesta excesiva de manganeso suele provenir de aguas contaminadas y a la larga también produce trastornos neurológicos similares a la enfermedad de Parkinson.

El sulfato de manganeso es un polvillo color rosa pálido que representa una manera útil de proporcionarle al organismo el manganeso necesario, ya que es de fácil absorción, sobre todo en suplementos para la salud ósea.

El manganeso en suplementos para alivio del dolor en las articulaciones es muy efectivo, sobre todo al combinarse con sulfato de glucosamina y sulfato de condroitina, así lo señalan varios estudios que han comparado los efectos de estos compuestos en personas con osteoartritis de rodilla, en los cuales no se observaron efectos secundarios negativos.

Las combinaciones de minerales en las que participa el manganeso, junto con el calcio y el zinc también han sido beneficiosas en padecimientos óseos como la osteoporosis, por ejemplo.

Es conocido que la edad y el desgaste ocasionado por la actividad física causan deterioro en las articulaciones que se manifiesta con dolor y pérdida de movilidad. El suplemento nutricional Articagos está especialmente formulado para dar alivio y mantener las articulaciones jóvenes.

Por ello Articagos contiene sulfato de manganeso, junto al sulfato de glucosamina y el sulfato de condroitina, esenciales para la buena salud de las articulaciones.

Una dieta balanceada, ejercicio frecuente y Articagos son la garantía de huesos saludables y articulaciones bien lubricadas y flexibles, ya que además de estos componentes, tiene colágeno, el elemento indispensable que les brinda soporte y elasticidad.

Sulfato de glucosamina

La glucosamina es una sustancia natural, necesaria para que el organismo produzca a su vez los compuestos necesarios en la formación de tendones, ligamentos, cartílago y el líquido espeso que rodea las articulaciones, conocido como líquido sinovial.

Tal como su nombre indica, se compone de glucosa más el aminoácido glutamina, uno de los aminoácidos más abundantes en el organismo, sobre todo en los músculos.

glucosamina molecula, Molécula de glucosamina, es uno de los monosacáridos más abundantes, es suplemento dietético. Fórmula química estructural y modelo de molécula. Ilustración vectorial

La glucosamina se encuentra en el líquido que rodea las articulaciones y está encargada de nutrir y proteger el tejido conjuntivo, regenerando el cartílago deteriorado y disminuyendo las inflamaciones.

Con la edad disminuye la producción de glucosamina en el cuerpo, sin embargo puede absorberse de los alimentos, aunque allí no se la encuentra fácilmente.

Buenas fuentes de glucosamina están en el exoesqueleto o capas exteriores de los crustáceos como cangrejos, camarones, langostas. También en el cartílago de cerdos, pollos y carne de res, pero las personas no suelen comer estas partes.

Así que la mejor manera de aprovecharla es obtenerla en laboratorio en forma sintética, y uno de los compuestos con mejor absorción es el sulfato de glucosamina, aunque se ha probado con otras formulaciones, por ejemplo clorhidrato de glucosamina y glucosamina acetilada.

En forma de sulfato es muy ventajosa, ya que así la glucosamina suministra azufre, tan necesario en la producción de los glicosaminoglicanos y la formación de la matriz del cartílago.

Como ya hemos mencionado, los suplementos nutricionales de sulfato de glucosamina se usan para tratar problemas óseos tales como artrosis, dolor articular,  lumbalgia, dolor de la rodilla, dolor en la mandíbula, esclerosis múltiple, entre otros problemas.

También se emplea mucho en cremas para aliviar los dolores artríticos y los que son ocasionados por lesiones en general.

Sulfato de condroitina

La condroitina también es una sustancia natural que se encuentra en el cartílago que rodea las articulaciones.

El condroitín está constituido por azúcares y azufre en largas cadenas que forman parte de los tejidos conectivos del cuerpo, en particular los cartílagos, los ligamentos, los tendones, la piel y los vasos sanguíneos.

Tal como sucede con la glucosamina, con el tiempo disminuye la capacidad de síntesis del organismo, y además otros factores intervienen en el deterioro del cartílago articular, por lo cual es necesario apoyar a las articulaciones con condroitín exógeno.

El condroitín se sintetiza a partir de fuentes naturales de origen animal, como por ejemplo el cartílago de tiburón y los tejidos cartilaginosos de las reses.

En forma de sulfato de condroitina tiene gran biodisponibilidad y proporciona también azufre beneficioso a las articulaciones. En forma de suplementos orales se usa en el tratamiento de la osteoartritis, la osteoporosis y los dolores musculares debidos a esfuerzo físico.

Además puede utilizarse para tratar enfermedades cardiacas, infarto, regular los niveles de colesterol, la cistitis intersticial, la psoriasis, reflujo ácido, aliviar los síntomas del VIH, en el tratamiento de infecciones urinarias y la falta de control de la vejiga.

Usos adicionales incluyen: tratamiento de la anemia, cuando se combina con de hierro,

gotas para la resequedad ocular y en solución para conservar las córneas para trasplantes.

Junto con el sulfato de glucosamina forma parte de las cremas para los dolores articulares. También existe el sulfato de condroitina inyectable para el tratamiento de la artrosis.

Metilsulfonilmetano o MSM

Es una forma orgánica de sulfato que se encuentra naturalmente en el cuerpo humano y en los vegetales ricos en azufre, como el brócoli, y también en los pescados y mariscos.

Se ha demostrado que esta sustancia es un gran aliado para mitigar los dolores articulares, los calambres y los dolores musculares, ya que tiene excelentes propiedades como antiinflamatorio y como coadyuvante en los procesos de regeneración celular.

Para los deportistas es un aliado para calmar dolores en los ligamentos, los músculos y las articulaciones, evitando la rigidez y previniendo los calambres.

Además el MSM tiene cualidades como antioxidante, antialérgico y para mejorar apreciablemente la apariencia de la piel.

Sus beneficios son los siguientes:

  • Ayuda a reducir el dolor en las articulaciones y tendones de origen inflamatorio.
  • Potencia el uso de glucosamina y condroitina.
  • Promueve la regeneración de las células dañadas en los procesos inflamatorios, tales como la artritis.
  • Combinado con la vitamina C evita los calambres musculares.

Ilustración de la anatomía de la rodilla cuando las articulaciones fallan

  • Alivia los síntomas de las enfermedades pulmonares.
  • Regula el pH corporal.
  • Es eficaz para el tratamiento de molestias estomacales: diarrea, estreñimiento y acidez.
  • Es efectivo contra diversos tipos de parásitos intestinales y hongos en la piel.
  • Protege y cuida la piel favoreciendo la hidratación.
  • Eficaz en el tratamiento de las alergias.
  • Regenera la piel dañada por las quemaduras, disolviendo las cicatrices y ayudando a la cicatrización.

Pese a que tiene tantos beneficios para la salud, no siempre es fácil aprovecharlos, pues la cocción lo destruye de inmediato. Por ello el suplemento nutricional Articagos contiene MSM para la adecuada salud de las articulaciones.

Sulfato de magnesio o sales de Epsom

El sulfato de magnesio es conocido también como sales de Epsom, porque se obtenía a partir de la desecación de aguas minerales en una localidad cercana a Epsom, Reino Unido. Tiene muchos usos a nivel agrícola por ejemplo, para restaurar el contenido de magnesio de los suelos.

sal de epsom, Sulfato de magnesio (sales de Epsom) en una cuchara de madera rústica - concepto de baño relajante

Y es que el magnesio es un mineral muy necesario para el correcto funcionamiento del organismo, formando parte de numerosas reacciones a nivel celular y el sulfato de magnesio constituye una buena fuente.

El magnesio es relajante, antiinflamatorio, promueve el descanso, ayuda a disminuir el estrés, es laxante y cicatrizante. Se trata de un mineral muy proclive a formar compuestos, de hecho no se lo encuentra puro en la naturaleza.

Entre los muchos compuestos que forma está precisamente el sulfato de magnesio, con muchas aplicaciones medicinales. Enumeremos algunas:

  • Como laxante oral, ya que aumenta el contenido de agua en el intestino y produce deposiciones sueltas, es útil en el tratamiento del estreñimiento ocasional.
  • Para el tratamiento de la hipomagnesemia o deficiencia de magnesio en el organismo. Cuando existe esta deficiencia se manifiesta mediante fatiga, movimientos oculares erráticos y el alivio calambres musculares.
  • Los baños con sales de Epsom alivian los dolores musculares, los golpes y las lesiones, por ello el sulfato de magnesio es un gran aliado de los deportistas
  • El sulfato de magnesio tiene cualidades antioxidantes.
  • El sulfato de magnesio evita las convulsiones durante el embarazo conocidas como eclampsia.
  • Es efectivo en el tratamiento del asma severa, aplicado en forma intravenosa, ya que el magnesio es conocido por ser relajante de la musculatura lisa del tracto respiratorio.
  • El sulfato de magnesio alivia las migrañas, favoreciendo el tono muscular para evitar su aparición y aliviar el dolor cuando ya se ha hecho presente.

Más beneficios de los sulfatos: el yeso

El sulfato de calcio o simplemente el yeso, ocupa una lugar preponderante en la salud ósea, además de ser un excelente material de construcción que forma parte incluso de gran pirámide de Giza y hasta fué empleado en los procesos de momificación.

Los romanos no tardaron en percatarse de sus virtudes y también lo utilizaron en sus construcciones, uso que perdura hasta la actualidad, ya que entre otras cosas, forma parte del revestimiento interior de las construcciones.

brazo enyesado de mujer adulta, Mujer herida caucásica en camiseta blanca Sentado y sosteniendo una muñeca en vendaje de yeso con dolor físico en un hueso fracturado

El yeso se obtiene directamente de la roca y se procesa para su utilización, de tal manera que cuando se mezcla con agua, se forma una pasta capaz de endurecerse posteriormente, de acuerdo al molde empleado, por eso es tan útil para curar las fracturas.

El yeso es bueno para la construcción y también para el armazón del cuerpo: los huesos. Con su ayuda, los huesos rotos, los tendones y los ligamentos desgarrados se pueden desinflamar y curar.

Además el yeso tiene aplicaciones odontológicas, como relleno periodontal, para la elaboración de moldes y forma parte de la composición del dentífrico, así como de excipiente en numerosos medicamentos.

Hasta tiene usos culinarios, como aditivo alimenticio: forma parte de la preparación del tofu o queso de soja, platillo oriental a base de soja, rico en probióticos beneficiosos para la salud intestinal.

La medicina tradicional china también hace uso del yeso para aliviar diversas dolencias, por ejemplo los dolores musculares. Y como tratamiento adelgazante, hay quienes aseguran que la yesoterapia ayuda a disminuir tallas eliminando las grasas localizadas a nivel del abdomen.

La yesoterapia consiste en envolver la zona del abdomen con vendas a base de yeso, impregnadas con otras sustancias naturales que aseguran la pérdida de grasa en la zona.

Otros sulfatos con usos medicinales

El sulfato de bario o baritina es un mineral común que  se presenta como un fino polvo de color blanco inodoro, insoluble en agua o solventes orgánicos.

Una forma de sulfato de bario es muy útil como medio de contraste para exámenes radiográficos o mediante tomografía axial, del esófago, estómago e intestino delgado.

rayos x con contraste de bario, Enema de bario de un hombre demostró el recto normal y el ciego.

Al recubrir las paredes de estos órganos, aumenta la nitidez de la imagen radiográfica de los mismos. Entre sus ventajas están la de no ser absorbido por el intestino y carecer de efectos secundarios

Otro sulfato con propiedades medicinales es el sulfato de zinc, antiséptico y astringente. La Organización Mundial de la Salud lo recomienda ampliamente por sus propiedades para combatir la diarrea.

El sulfato de zinc se presenta en forma de suplementos ya que es una manera de asegurar la ingesta correcta de zinc, un mineral necesario para muchos procesos orgánicos, por ejemplo la síntesis de hormonas como la testosterona, la reproducción celular y la absorción y síntesis de vitaminas y proteínas, respectivamente.

El sulfato de zinc se absorbe fácilmente en el organismo, por lo que es una excelente manera de aportar este mineral al organismo.

La deficiencia de zinc es rara en países industrializados, no así en el resto del mundo, donde su carencia es causa de graves problemas de salud. El zinc:

  • Es antioxidante
  • Participa en el metabolismo de la vitamina A.
  • Favorece la creación de masa muscular.
  • Es necesario para la síntesis de colágeno.
  • Combate la ceguera nocturna.
  • Favorece el crecimiento y el desarrollo físico.
  • Mantiene la concentración adecuada de vitamina E
  • Regula el apetito.

Alimentos ricos en zinc como el salmón, camarones, carne de res, queso amarillo, espinacas, champiñones, cacao, semillas de calabaza, ajo, frijoles y almendras. Sobre mesa de madera.

El sulfato de zinc es capaz de controlar la actividad de un gen relacionado con el cáncer de colon y causa daños a las células tumorales. Puede utilizarse en solución para tratamiento de las lesiones del herpes simple y el herpes zoster.

Por su parte el sulfato de aluminio tiene aplicaciones industriales tales como potabilizar las aguas y tratar chapas de acero. En medicina y salud se le atribuyen cualidades como:

  • Fortalecer el sistema inmune aumentando la producción de anticuerpos.
  • Eliminar numerosos virus en aguas tratadas con este compuesto, gracias a su acción floculante.
  • Participar en la síntesis de vacunas
  • Como barra o polvo para tratar heridas y abrasiones superficiales.
  • Se utiliza en la fabricación de acetato de aluminio, un compuesto útil para tratar algunas infecciones en los oídos.
  • Uso en tratamientos tópicos para las úlceras, a base de soluciones de sulfato de aluminio.
  • El sulfato de aluminio tiene propiedades cicatrizantes gracias a sus acción astringente.

Ahora que conoce los beneficios que los sulfatos tienen para la salud articular, no dude en utilizar el suplemento nutricional con mayores beneficios: Articagos, que combina los sulfatos más eficaces en el tratamiento de los problemas óseos y de articulaciones.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *