caida de cabello, peine con cabellos finos de mujer, falta de biotina

Soluciones para la caída del cabello en las mujeres

Soluciones para la caída del cabello en las mujeres

Última actualización: 11-12-2018. Equipo Nutricioni

Algunas mujeres cuyas edades se ubican entre 30 y 60 años empiezan a notar una disminución en su cantidad de cabello, que termina afectando la totalidad del cuero cabelludo.

Este proceso se conoce como efluvio telógeno, el cual tiende a aminorar o se detiene de forma progresiva. 

Es normal el hecho de perder cierta cantidad de cabello cada día, pues se debe a la renovación natural del tejido epitelial.caida de cabello, peine con cabellos finos de mujer, falta de biotina

Sin embargo, a un buen número de mujeres les toca lidiar con la pérdida de cabello, un padecimiento capilar muy común pero complejo a la hora de tratarlo.

El número estimado de hebras en el cuero cabelludo es de 100.000 y resulta normal que en el día se pierdan entre 50 y 100.

Pero si la pérdida rebasa ese límite es mejor ponerle atención porque puede evolucionar a un problema más grande y desembocar en la calvicie.

La merma se torna preocupante cuando empieza a ser notada en el baño, el cepillo o peine, la ropa y en muchos lugares donde anteriormente pasaba desapercibida, dejando espacios visiblemente vacíos en la cabeza.

Puede ser un síntoma de alguna enfermedad

La caída del cabello en las mujeres es un tema delicado, no solamente por el aspecto físico sino también porque puede ser indicativo de algún padecimiento.

Cuando se indaga sobre este tema, el primer motivo que se nombra tiene que ver con los factores genéticos y después se hace referencia a los factores medioambientales.

Luego, se toma como referencia al tema de la salud, tomando como base la deficiencia de nutrientes que puede agilizar este proceso.

Por tal razón, el cabello pierde su fortaleza y esto se agrava si la mujer incurre en excesos en cuanto a los tratamientos químicos de los que hace uso en determinadas ocasiones.

Sin embargo, la pérdida de cabello que se observaba de carácter momentáneo, puede prolongarse debido a un diagnóstico equivocado.Mujer sostiene en las palmas de su mano cabello caído de su cabeza

Cuando la caída del cabello es excesiva y prolongada, se conoce como alopecia y tiene distintas causas y tipos, que van desde las condiciones hereditarias hasta inconvenientes médicos de mayor seriedad.

Actualmente, es conocido que existen muchos motivos más allá de los factores genéticos para que el cabello pierda su vitalidad.

Es conveniente que conozca las causas más recurrentes sobre la caída del cabello para que así pueda saber cuál se ajusta a su caso y qué acciones debe tomar al respecto.

Hay muchos métodos para atender este problema, con efectividad en algunos casos. Pero también es posible realizar intervenciones médicas para restablecer su crecimiento.

Motivos frecuentes por los cuales sucede la caída del cabello

Muchos factores son responsables de la caída del pelo, entre los que se mencionan algunas medicinas, cambios hormonales, la genética, padecimientos médicos, tratamientos agresivos para el mismo o para el cuero cabelludo, entre otros.

La pérdida del cabello puede ser temporal o definitiva, y las causas consideradas como frecuentes son las siguientes:

  1. Alimentación incorrecta, inadecuada y a deshoras.
  2. Anemia.
  3. Cambios hormonales.
  4. Consumo desmedido de suplementos alimenticios.
  5. Caspa.
  6. Condiciones hereditarias (genética).
  7. Dermatitis seborreica.
  8. Embarazo.
  9. Estrés.
  10. Intervenciones quirúrgicas.
  11. Nerviosismo.
  12. Poca circulación.
  13. Tensión.
  14. Uso recurrente de ganchos para el cabello.

Con el paso del tiempo, las mujeres pierden la cantidad y el grosor de su cabello pero esto no se debe a algún padecimiento sino al envejecimiento, la genética y modificaciones de la hormona testosterona.

Conviene recordar que la calvicie hereditaria o también llamada de patrón, es observada con más frecuencia en los hombres que en las mujeres.

Efluvio telógeno: cuando el cabello no llega a madurar

El ciclo de crecimiento del cabello tiene tres etapas o fases: la de crecimiento o anágena; la de transición o catágena y la de reposo o telógena.

Por diversas razones, que explicaremos más adelante, el pelo puede saltarse la fase catágena y pasar a la fase telógena, sin dar tiempo a que las hebras maduren. Esto es lo que se conoce como efluvio telógeno.

  1. Fase de crecimiento o anágena: dura entre 2 y 7 años después que el pelo nace y crece pegado a la papila. Lo normal es que el folículo piloso se muestre sano y con una actividad celular permanente.
  2. Fase de transición o catágena: dura unas 3 semanas; en ella el pelo deja de crecer y se separa de la papila. La actividad celular del folículo se detiene y con esto el crecimiento, hasta que se produce la caída posterior, en la que el folículo cambia de forma.
  3. Fase de reposo o telógena: dura 3 meses en los cuales la raíz del pelo permanece en el folículo. El folículo descansa y el pelo comienza a caerse. Cuando finaliza esta etapa, el ciclo capilar se inicia de nuevo con la fase anágena.

El efluvio telógeno es una caída difusa, abundante, reversible y más brusca y dramática que en el caso de la alopecia androgénica, por eso también se le conoce como alopecia nerviosa.

Puede tardar en manifestarse de dos a cuatro meses después de haberse presentado la causa desencadenante, que puede ser:

  1. Utilización de anticonceptivos hormonales.
  2. Cirugías.
  3. Dietas hipocalóricas excesivas, peor si no incluyen proteína suficiente.
  4. Infecciones agudas y fiebre alta.
  5. Hemorragias.
  6. Fármacos anticoagulantes.
  7. Estrés o ansiedad.
  8. Posparto.
  9. Radiación ultravioleta.

En diversos estudios se ha demostrado que el estrés es uno de los principales desencadenantes, lo que se explica por la excesiva segregación de la hormona cortisol que se produce por este motivo.

El cortisol es uno de los más grandes enemigos de su cabello.

Si usted está estresada tanto emocional como físicamente, puede perder desde tres cuartos hasta la mitad del cuero cabelludo.

Es común que la caída se dé al momento de aplicar y enjuagar el champú, en forma de mechones; también al peinarse o simplemente al acariciarlo.

Posiblemente, usted no se percate de esto sino hasta haber transcurrido semanas o meses de su fase de estrés.

El grosor del cabello disminuye en un periodo de 6 a 8 meses, por lo que este efluvio se considera temporal pero puede tornarse prolongado o crónico.

Causas temporales que intervienen en la caída del cabello

Como hemos dicho, las razones de la caída del cabello son múltiples. Cuando se presenta un patrón inusual en la pérdida del pelo, se puede observar lo siguiente:

  1. Abuso del champú y de los instrumentos como planchas, secadores, rizadores, entre otros.
  2. Alopecia de tipo areata: fragmentos de calvicie que aparecen en la barba, cejas y cuero cabelludo y puede trasladarse hasta las pestañas.
  3. Anemia.
  4. Costumbres nerviosas como arrancar el cabello a cada rato o frotarlo.
  5. Enfermedades de carácter infeccioso como la sífilis.
  6. Enfermedades de la tiroides.
  7. Infecciones en el cuero cabelludo causadas por bacterias.
  8. Peinados que presionan excesivamente los folículos capilares.
  9. Problemas de autoinmunidad como el lupus.
  10. Quemaduras.
  11. Radioterapia.
  12. Tiña del cuero cabelludo.
  13. Tumores en las glándulas suprarrenales o en los ovarios.

Mujer con ropa negra, muestra su hermosa cabellera de perfilSe puede decir que la caída del cabello motivada por la menopausia o el parto termina de 6 meses a 2 años después.

Si es por algún padecimiento, uso de medicinas, radioterapia o por otros factores se considera de carácter temporal ya que el cabello crecerá cuando la enfermedad sea curada o se cumpla el tratamiento de forma completa.

Por ejemplo, en caso de tener gripe, fiebre o alguna infección que resulte en la pérdida de ciertas cantidades de pelo en un lapso de de 1 a 3 meses siguientes al padecimiento, el organismo termina resolviendo este inconveniente por sí mismo una vez que se ha recuperado.

En el embarazo, algunas mujeres llegan a tener una caída significativa del pelo con tendencia a prolongarse hasta unos meses luego de haber dado a luz.

Algunas personas acostumbran a hacer uso de recubrimientos como sombreros o pelucas hasta que su pelo crece nuevamente.

También los cambios de peinado o las extensiones de cabello ayudan a disimular esta incomodidad, son menos costosos y más seguros.

Estas causas tienen solución, superados los padecimientos.

Descuidos y maltratos de la vida diaria a nuestro cabello

A veces, las mujeres atraviesan la circunstancia de vivir o haberse encontrado en una situación estresante, peligrosa, traumática o de trascendencia particular.

Estas situaciones posteriormente conducen a una caída de su cabello, cuyo tiempo de duración puede ir desde 1 mes hasta 3 meses.

Cabe destacar también que si se utiliza el tratamiento de quimioterapia, causa la caída de casi todo el pelo. Esta caída es inmediata, pero es recuperable luego de terminar la medicación.

Un plan de alimentación incorrecto también propicia este problema, aunque las consecuencias de una alimentación contraindicada las sufre todo el organismo.

Cuando la mujer se hace el peinado tipo cola de caballo de manera frecuente y de la misma forma, utilizando felpas, ligas o ganchos que hacen mucha presión, se presenta la alopecia por tracción.

Para prevenirla la mejor opción es aminorar el tiempo de uso del pelo recogido y en caso de no agradarle o incomodarle su cabello suelto, mejor córtelo para no perjudicar la salud del mismo.

Los tratamientos que involucran el empleo de calor en exceso tales como el secado con aire caliente y los balos de crema con calor, ocasionan un perjuicio al bulbo filoso del folículo capilar conllevando a la debilidad y consecuente pérdida de cabello.

Por ende, elimine el uso del secador o hágalo colocando el aparato a una distancia prudencial con movimientos circulares para que el aire caliente no se direccione a una sola zona.

El uso de químicos para tratamientos como decoloraciones, permanentes y tintes a la par de un champú abrasivo en demasía, también pueden ser muy perjudiciales.Imagen en primer plano de barbero pintandole el cabello a una mujer

Este tipo de champú no debe utilizarse más de una vez al día ni en cantidades abundantes ni todos los días; lo mejor es emplear una marca que se adapte a su tipo de cabello.

Si por algún motivo, como, por ejemplo, práctica de algún de deporte, entrenamientos en un gimnasio o trabajos muy exigentes que la hagan sudar mucho, y se vea obligada a lavar su cabello a diario, puede elegir un champú de uso frecuente.

Secar el cabello con una toalla de manera frenética también es  adverso para su pelo.

En esta situación, lo indicado es envolverlo en una toalla limpia después del último enjuague y permitir que absorba la cantidad de agua sin restregarlo.

Otros motivos y recomendaciones para evitar la pérdida de pelo

El uso constante de cepillos duros con cerdas artificiales o de peines plásticos con dientes muy juntos y puntiagudos también es dañino; porque afectan al cuero cabelludo a la par de arrancarlo o romper las hebras que terminen enredadas.

Si su cabello es fino y tiene facilidad para enredarse mucho, utilice crema acondicionadora o para peinar en los extremos para desenredarlo sin maltratarlo.

Para poder peinarlo o cepillarlo sin ningún tipo de inconvenientes, se indica el uso de peines con dientes separados y los cepillos con cerdas naturales.

Tome en cuenta los siguientes tips para prevenir la pérdida de cabello:

  • Beba mucha agua: establezca horarios para beber agua, sin esperar a tener sed, hasta completar unos 8 vasos diarios o dos litros.
  • Consuma algún suplemento natural: existen suplementos especializados en el cabello, que le ayudan a atender la caída del cabello fortaleciéndolo con vitaminas y minerales esenciales.

En este caso, Buen Cabello constituye una excelente alternativa, gracias a su fórmula específica para el pelo.

  • Evite a toda costa el hábito de fumar: el cigarrillo debilita el cabello y reseca la piel; sin olvidar que es nocivo para su salud integral.
  • Masajee el cuero cabelludo: frote su cuero cabelludo con los dedos (no utilice las uñas), hágalo con frecuencia, pero suavemente.

Mujer joven recibe masajes relajante en la cabezaEsto contribuye a la activación de las glándulas sebáceas, energiza el flujo sanguíneo hasta la zona afectada favoreciendo el crecimiento del pelo. Frote hasta sentir el hormigueo producido por el calor.

Si tiene tendencia al pelo graso, haga esto con moderación.

  • Mejore su plan de alimentación: haga tres comidas principales donde se encuentren la totalidad de los grupos de alimentos de manera equilibrada.

Con dos meriendas que contengan frutas, así mantiene la actividad del metabolismo y facilita una mayor efectividad para la quema de la grasa.

  • Si hace uso frecuente del secador, disminuya su uso.
  • Seque el cabello de manera natural, al aire libre o con un ventilador.

La pérdida de cabello nunca había sido un hecho que preocupara a las mujeres, ya que afortunadamente les afectaba en menor grado que a los hombres y por tal motivo era considerada como una incomodidad minoritaria.

Pero actualmente, la caída del cabello en las mujeres está aumentando progresivamente.

El pelo, es considerado como un atractivo físico que debe permanecer cuidado, tanto por las mujeres como los hombres.

Está comprobada la acción de Buen Cabello para proveerle una cabellera abundante, brillante y fuerte.

En los tiempos actuales, han sido fabricados una gran variedad de productos que le prestan ayuda para enfrentar esta afección, así usted evita que empeore y le devuelve la salud a su cabello.

Aun así, no es necesaria la inversión de cantidades exorbitantes de dinero en tratamientos caros que pueden tardar mucho tiempo antes de dar resultados favorables.

El pelo es el atractivo especial que poseen todas las mujeres,  y por esta circunstancia desean tenerlo brillante, hermoso y sobre todo sano.

Es recomendable protegerlo de factores como el clima y el uso excesivo de instrumentos que lo deterioran.

Pero, sobre todo, mantenga a raya el estrés. Dese un masaje a diario en su cuero cabelludo, enfóquese en eso y hágalo una rutina anti estrés.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *