Imagen en primer plano de glucometro

Sepa por qué da la diabetes y cómo prevenirla

Sepa por qué da la diabetes y cómo prevenirla

Última actualización: 05-10-2018. Equipo Nutricioni

La diabetes es una enfermedad del metabolismo, en que se genera un exceso de azúcar o glucosa en la sangre y orina, a consecuencia de  problemas en la producción de la hormona producida por el páncreas llamada insulina.

Esta hormona es la que se encarga de que el azúcar o glucosa de los alimentos, pueda adherirse a la células como fuente de energía.

Los altos niveles de azúcar en sangre, pueden derivar en serios problemas de salud, por ello es vital controlarlos, ya que aún no tiene cura.

Tipos de diabetes

Los tipos de diabetes más comunes son:

La diabetes tipo 1

Este tipo de diabetes es conocida como diabetes autoinmune. Se produce debido a que el mismo sistema inmunitario ataca y destruye las células beta, productoras de insulina en el páncreas.

Las personas ya no son capaces entonces  de producir la insulina suficiente para convertir la glucosa en energía.

La diabetes tipo 1 no se puede prevenir y una vez diagnosticada, el paciente deberá administrarse insulina regularmente por el resto de su vida.

Puede aparecer a cualquier edad, aunque comúnmente se le diagnostica a niños y adolescentes.  

La diabetes tipo 2

Aquí se trata de que el páncreas no produce suficiente insulina, o la producción de insulina no se genera de forma eficiente.

Aunque esta enfermedad puede aparecer a cualquier edad, por lo general ocurre en quienes han llevado un estilo de vida poco saludable durante mucho tiempo.

Este es el tipo de diabetes más común. Los  expertos aseguran que, por lo menos 85% de todos los pacientes diagnosticados con diabetes son de tipo 2.

La diabetes gestacional

Este trastorno debe su nombre a que solo se manifiesta y desaparece con el periodo gestacional de la mujer.

Algunas mujeres desarrollan resistencia a la insulina a consecuencia de los cambios hormonales del embarazo.

Esta situación debe ser controlada de forma inmediata para prevenir algunas complicaciones que puedan sufrir tanto ella como su bebé.

Por lo general, la enfermedad suele desaparecer con el nacimiento del bebé, si bien una mujer que ha desarrollado diabetes gestacional durante el embarazo,  tendrá una mayor probabilidad de padecer diabetes tipo 2 en su vida.

Imagen en primer plano de glucometro

¿Existen otros tipos de diabetes?

Si, existen otros tipos de diabetes menos frecuentes y menos conocidas, como el caso de la diabetes monogénica, un tipo de diabetes hereditaria vinculada a la fibrosis quística, en la cual el organismo posee una menor capacidad de producir insulina.

Investigaciones recientes, intentan ampliar información sobre un tipo de diabetes, considerada  ¨específica del cerebro¨, que puede aumentar a un 65% la probabilidad de padecer alzheimer.

Este tipo de diabetes se caracteriza por altos niveles de azúcar en sangre acompañados de un aumento del ritmo cardiaco, por exposición a la contaminación química y electromagnética.

Sin embargo se requiere de más estudios que permitan ampliar información al respecto.

¿Qué es la resistencia a la insulina?

El síndrome de resistencia a la insulina  o síndrome metabólico, se produce cuando el organismo se vuelve menos sensible a la acción de la insulina,  es decir, las células no responden adecuadamente a los estímulos de la insulina.

Entonces se produce más insulina para compensar, llegando al punto de que la insulina producida por el páncreas se vuelve insuficiente para compensar las células que han dejado de funcionar como deberían.

Una alimentación deficiente y una vida sedentaria, aumentan la probabilidad de desarrollar resistencia a la insulina, que evolucionará finalmente hacia la diabetes tipo 2.

Se aumenta de peso y la pérdida de esos kilos de más se dificulta, debido a esta condición.

Modelo molecular de la molécula de insulina, ilustración 3D

¿Quiénes pueden padecer esta enfermedad?

Toda persona puede desarrollar esta enfermedad a cualquier edad.

Sin embargo, existe una mayor probabilidad de desarrollar diabetes tipo 2 en los mayores de 45 años, con antecedentes familiares y sobrepeso, vida sedentaria, hipertensión, etnia e incluso haber desarrollado diabetes durante la gestación.

Se estima que en Estados Unidos, al menos el 9.4 % de la población padecía diabetes en 2015, y 1 de cada 4 de estas personas ni siquiera lo sabía, además 1 de cada 4 personas afectadas es mayor de 65 años, en su mayoría con diabetes tipo 2.

Síntomas como fatiga constante, pérdida de peso inexplicable, sed excesiva o visión borrosa, no deben ser ignorados y es preciso acudir al especialista para evaluar la posibilidad de diabetes.

Mujer embarazada con medidor de naranja y glucosa fresca con resultado de nivel de azúcar de medición, concepto de diabetes durante el embarazo

Consecuencias de la diabetes

Tener niveles tan altos de azúcar en sangre puede generar graves consecuencias que  pueden ir desde enfermedades renales, cerebrovasculares, del corazón, problemas dentales, problemas en los pies, nervios y ojos.

Los adultos que padecen esta enfermedad tienen 3 veces más riesgo de al menos de tener un infarto de miocardio o algún accidente cerebrovascular.

De igual forma, la retinopatía diabética suele generar ceguera como consecuencia de los daños en los vasos sanguíneos de la retina que se han acumulados a lo largo del tiempo,

Las extremidades también se ven afectadas, particularmente los pies, debido a la que la neuropatía, aunada a la reducción del flujo sanguíneo, aumentan el riesgo de úlceras, infecciones e incluso el riesgo de amputación de los pies.

De no controlarse adecuadamente, esta enfermedad puede desencadenar incluso en la muerte.

Sin embargo, es mucho lo que se ha avanzado en términos investigativos con la finalidad de lograr una mayor comprensión de esta enfermedad.

Hay mucha información disponible sobre la diabetes y cómo tratarla, además de un sinfín de productos en el mercado, destinados hacer la vida del diabético cada vez más plena, así que la detección temprana y la actitud del diabético, son fundamentales.

Para quienes se preocupan por prevenir la diabetes y controlar los niveles de azúcar en sangre, Azúcar en la Sangre es una alternativa natural que ayuda a lograr niveles saludables de glucosa en el organismo.

Causas de la diabetes

Es una  enfermedad multifactorial. Es decir, puede desarrollarse debido a múltiples factores. Veamos los más relevantes:

En la diabetes tipo 1 la predisposición genética es el factor preponderante en su aparición, ya que es el propio sistema inmune de la persona, el que comienza a recibir instrucciones erróneas de atacar las células beta.

Algunos tipos de infecciones virales, puede desencadenar la diabetes tipo 1. Se han identificado varios virus, capaces de fabricar péptidos similares a varias hormonas y proteínas humanas relevantes.

Cuatro de ellos, producen proteínas muy similares a la insulina. Su presencia en el organismo, podría poner en marcha los mecanismos autoinmunes del cuerpo y producir diabetes tipo 1.

Sin embargo, aún es un campo abierto de investigación, porque estas propiedades podrían utilizarse a favor de la producción de insulina sintética o proteger a las células de la resistencia.

En cuanto a la diabetes tipo 2, también tiene una carga genética. Y no sólo eso, en una misma familia hay actitudes en común que pueden intervenir en la aparición de diabetes familiar.

Sin embargo, es claro que hay etnias con mayor propensión, los nativos de algunas islas del Pacífico asiático y los amerindios en general, tienen las cifras más altas de casos de diabetes, seguidos de afrodescendientes y caucásicos.

El bajo peso al nacer también predispone a la diabetes, así como a otros tipos de trastornos.

Recientemente se ha estudiado la posibilidad de que los procesos inflamatorios, como la arteriosclerosis, estén relacionados con la aparición de la diabetes. En ambas, hay un importante factor inflamatorio crónico.

Los productos liberados durante el proceso de inflamación, son capaces de aumentar la resistencia a la insulina, debido a que las citosinas proinflamatorias, inhiben  la acción de la insulina en el hígado.

Enfermedades como la pancreatitis, hipertiroidismo, cáncer o lesiones, pueden predisponer a la diabetes.

El uso de algunos medicamentos también podrían ocasionar diabetes, por ello se hace necesaria la intervención del especialista, al considerar los riesgos.

El estilo de vida es sumamente importante, la obesidad y el sedentarismo son factores clave en la aparición de la diabetes, sobre todo los que propician elevados niveles de colesterol en sangre.

No sólo el índice de masa corporal elevado, es riesgoso, sino que el perímetro abdominal es un indicador preciso de la predisposición a la diabetes, ya que la distribución de la grasa cuenta.

Una cintura de más de 35 pulgadas en mujeres, y 40 pulgadas en un hombre, es un indicio importante a considerar.

En resumen, estos son los principales factores que predisponen a la aparición de la diabetes:

  • Obesidad
  • Predisposición genética
  • Infecciones virales
  • Hiperlipidemia
  • Hipertensión arterial.
  • Dietas hipercalóricas
  • Sedentarismo

La alimentación y la diabetes

La alimentación es de vital importancia para una persona diagnosticada con diabetes, y para quienes se preocupan por evitarla.

Es la gran aliada a la hora de evitar los picos de glucosa en sangre, por ello, lo ideal es realizar un buen plan de alimentación con los alimentos que alimentos puede y debe comer, en qué cantidades e incluso cuales bocadillos están permitidos,

Se debe contemplar el horario y hábitos alimenticios, tomando en cuenta el índice glicémico en cada comida, con la finalidad de controlar de forma más precisa los niveles de glucosa en sangre, la presión arterial y el colesterol, así como mantener el peso adecuado o disminuirlo según el caso.

Lograr mantener el equilibrio de los niveles de glucosa en sangre, es todo un estilo de vida, en el cual se realiza un balance entre los medicamentos orales, los alimentos, la insulina y el ejercicio.

En un principio puede parecer mucho trabajo, pero con la ayuda del especialista, puede crearse un plan de alimentación ideal para mejorar la salud y prevenir complicaciones futuras.

¿Qué alimentos puede comer una persona diagnosticada con diabetes?

Las cantidades específicas y la frecuencia, deben determinarse con la ayuda del especialista. No tiene por que ser aburrida o muy limitativa.

Una alimentación sana incluye una gran diversidad de alimentos entre los cuales se encuentran los granos integrales, los vegetales, las frutas, las aves de corral al igual que las carnes magras, los productos lácteos sin grasa y el pescado.

Solo hay que tener cuidado con las cantidades de cada tipo de alimento, así como preferir alimentos ricos en fibra, vitaminas y minerales, en vez de los alimentos procesados.

Incorporar a la familia en este nuevo estilo de alimentación saludable, suele ayudar a sobrellevar la enfermedad y a prevenirla, a la vez que todos se favorecen con los múltiples beneficios que aporta una alimentación sana y balanceada.

Es seguro encontrar posibilidades deliciosas en la larga lista de alimentos con bajo índice glicémico.

Además, incorporar una buena rutina de actividad física y  Azúcar en la Sangre, junto a un chequeo continuo de presión, glucosa y colesterol, impulsa una excelente calidad de vida, tanto con diabetes como sin  ella.

El ejercicio y la diabetes

No es necesario convertirse en un gran atleta, pues todo aquello que implique el movimiento corporal es considerado actividad física y ayudará efectivamente en el control y la prevención de la diabetes.

Desde bailar, caminar, un pequeño paseo en bicicleta e incluso la jardinería, o cualquier actividad que se disfrute, será beneficiosa.

El tiempo puede repartirse en 10 a 20 minutos de estiramiento y de fuerza muscular, 5 más de aeróbicos como una caminata intensa o carrera suave, unos 15 a 60 minutos de algún ejercicio aeróbico de intensidad media y por último 5 o 10 minutos de estiramientos relajantes.

Independientemente de la actividad física, conviene verificar los niveles de glucosa en sangre antes y después.

La actividad física regular, aporta grandes beneficios:

  • Mejora la sensibilidad a la insulina, disminuyendo la necesidad diaria y reduciendo las dosis de hipoglucemiantes orales, al incrementar el uso de glucosa por músculo.
  • Evita la obesidad y permite un mayor control sobre el peso corporal
  • Reduce la incidencia de enfermedades cardiovasculares
  • Ayuda a regular la tensión arterial y los niveles de colesterol
  • Evita el estrés, la ansiedad y la depresión entre otros.
  • Fortalece los huesos, incrementando la densidad ósea
  • Eleva el estado de ánimo, aumenta la autoestima a la vez que mejora la autonomía y la integración social

Y la lista sigue. Son innumerables los beneficios que una vida activa puede brindar, complementada con  Azúcar en la Sangre es seguro que la salud mejorará considerablemente.

Precauciones que se deben tomar al ejercitarse

Hay muchas consideraciones a tomar en cuenta una vez que se ha diagnosticado la diabetes, y el especialista dará las indicaciones adecuadas. He aquí algunas recomendaciones importantes:

  • Al realizar cualquier actividad física, verificar el índice de glucemia en sangre antes y después de realizar el ejercicio, y si es menor a 100mg/dl, ingerir alguna bebida energética, fruta, galleta, o suplemento antes de realizar dicha actividad.

Si se encuentra entre 100 y 150 mg/dl puede realizarse sin problemas.

Si el resultado es superior a 250 mg/dl es mejor posponer esa actividad física.

  • En ciertas ocasiones puede reducirse la dosis de insulina antes del ejercicio, cuidando de no inyectar la insulina en un área con la que se vaya a ejecutar un gran esfuerzo.
  • Evitar realizar una actividad física en el momento del pico máximo de acción de la insulina.
  • Prestar atención a la temperatura ambiental, cuidando el nivel de hidratación, consumir líquidos, especialmente agua, incluso dos horas antes de comenzar a actividad y también durante ella.
  • Tomar algún suplemento de hidratos de carbono mientras dure el ejercicio puede ser una buena idea, ya que el ejercicio disminuye los niveles de glucosa.

Hay extractos vegetales, derivados de plantas que contribuyen a reducir el azúcar y regular adecuadamente sus niveles. Azúcar en la Sangre contiene ingredientes que regulan los niveles de glucosa, consulte con el especialista cómo aprovechar sus ventajas.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *