Mujer saliendo del baño con la mano en el vientre

Secretos para quitar los cólicos menstruales

Secretos para quitar los cólicos menstruales

Última actualización: 03-12-2018. Equipo Nutricioni

Llamamos menstruación al sangramiento vaginal femenino que tiene lugar en el ciclo menstrual.

La menstruación puede llegar a ser dolorosa. El más frecuente es causado por calambres, se les denominan cólicos, y tiene lugar en la parte inferior del abdomen.

La menstruación dolorosa puede tener también otros síntomas, que incluyen náuseas, diarrea, dolor de espalda y cabeza.

Se debe diferenciar entre el síndrome premenstrual y el dolor del periodo. En el caso del premenstrual los síntomas como fatiga, irritabilidad, fatiga y hasta aumento de peso se puede presentar. Se inicia una o dos semanas previas al inicio del periodo.

Los períodos dolorosos, también llamados dismenorrea, son de dos tipos: primaria y secundaria. Las causas que la generan son diferentes. Fórmula para el Dolor puede disminuir el dolor en ambos casos.

La primera, es la más común. Es causada por exceso de prostaglandina, productos químicos de la matriz. Esto hace que los músculos se contraigan  y aparecen los calambres..

Generalmente, el dolor menstrual comienza en la adolescencia, en la medida que pasa el tiempo  disminuye. Tiende a mejorar después del primer parto.

La dismenorrea secundaria frecuentemente se inicia algo más tarde. Es generada por condiciones que afectan su útero.

Puede afectar otros órganos reproductivos, como la endometriosis y los fibroides uterinos. Frecuentemente empeora en el tiempo

Para ayudar a atenuar los dolores del período, se recomiendan ejercicios físicos moderados, bolsa de agua caliente, baños calientes y relajación.

También suelen ser útiles los analgésicos y antiinflamatorios no esteroides. Debe consultar su médico en caso de tener úlcera. Tampoco debe tomarlos si es alérgica a la aspirina.

También ayuda el reposo y evitar el alcohol y el tabaco.

Para el diagnóstico se suele realizar una examen pélvico. En algunos casos se complementa con ecografía.

En la dismenorrea primaria, el tratamiento generalmente es en base a anticonceptivos hormonales, parches, dispositivo intrauterino y analgésicos.

En la dismenorrea secundaria, el tratamiento se dará en función de la razón que está generando la dolencia. En casos excepcionales puede requerirse cirugía.

Mujer saliendo del baño con la mano en el vientre

Síntomas del cólico menstrual

Los dolores pulsátiles de la dismenorrea primaria. Suelen generar calambres en la parte inferior del abdomen. Se presentan antes o durante el periodo menstrual en mujeres con algunos antecedentes.

En muchos casos esta dolencia es simplemente molesto. En otros suelen ser intensos, dolorosos e incapacitantes temporales.

El cólico menstrual aparece justo antes de la menstruación, reduciéndose gradualmente en los primeros tres días.

Los dolores son fuertes  y recurrentes en la zona baja del abdomen. Algunas veces el dolor puede irradiarse a la espalda y  a las piernas.

Pueden presentarse sudoración, náuseas, mareos, diarrea, cansancio y dolor de cabeza. También inflamación, irritabilidad y ocasionalmente desmayos. En algunos casos esta condición limita grandemente el desarrollos de las actividades cotidianas.

Niñas con nauseas, se tapa la boca y se toma la barriga

Suelen ser más frecuentes cuando se empieza a menstruar a una edad antes de los 11 años. También si sus periodos menstruales son de una duración 5 días. Si consumen cigarrillos, o si nunca ha estado embarazada.

Las contracciones llegan a comprimir los vasos sanguíneos que alimentan la matriz. El dolor puede compararse al dolor de pecho cuando hay bloqueo de vasos sanguíneos.

Dentro de los factores de riesgo están pubertad temprana, menor de 30 años, sangrado irregular y abundante, antecedentes familiares, fumar, si no se ha dado a luz.

La dismenorrea primaria no genera mayores complicaciones de orden médico.Sin embargo, pueden interferir en el trabajo, estudio o actividades sociales.

Pero algunas condiciones asociadas como la endometriosis, pueden afectar la fertilidad. Al igual que la enfermedad inflamatoria pélvica, que puede llegar a cicatrizar las trompas.

Tipos de cólico menstrual

Existen los períodos dolorosos, también llamados dismenorrea, primaria y secundaria.

Se hacen presentes cuando los períodos menstruales vienen acompañados de dolor agudo y recurrente en la pelvis o en la parte baja del abdomen.

La primaria, es la más común. Es causada por exceso de prostaglandina, productos químicos de la matriz. Esto hace que los músculos se contraigan y aparezcan los calambres.

Generalmente, el dolor menstrual comienza en la adolescencia, en la medida que pasa el tiempo, disminuye. Tiende a mejorar después del primer parto.

La dismenorrea secundaria frecuentemente se inicia algo más tarde. Es generada por condiciones que afectan su útero. Puede afectar otros órganos reproductivos, como la endometriosis y los fibroides uterinos. Frecuentemente empeora en el tiempo

De acuerdo con la intensidad del cólico la dismenorrea se divide en cuatro tipos o niveles de intensidad que van del grado cero al grado tres.

En la intensidad grado cero, no se presenta dolor, sin afectación de la diaria actividad.

  • Grado 1  Menstruación dolorosa aunque muy pocas veces impide la cotidiana actividad de la mujer. El dolor es leve.

Mujer joven acostada en un sofá mientras se toma el abdomen

  • Grado 2 La actividad diaria cotidiana resulta afectado, se requiere de analgesicos para disminuir el dolor. y así poder ejecutar las diarias actividades. Se presenta  dolor moderado, el cual es factible de ser reducido con Fórmula para el Dolor.
  • Grado 3 Actividad diaria cotidiana impedida, los analgésicos no son suficientes para eliminar el dolor, aparecen otros síntomas como cefalea, fatiga, vómitos, y diarrea. El dolor se torna realmente intenso.
  • Grado 4 : A los mencionados síntomas del grado tres  se le adicionan alucinaciones, Náuseas y vómitos.

Describimos a continuación los niveles desde leve a severo y su solución;

-Leve: algo molestosa, como tirones o calambres musculares. Reposo y masaje suave en el abdomen.

-Medio: Incluye espasmos, se requiere analgesico para controlar el dolr. Trata de tener una actividad recreativa, relajación, infusiones caliente.

-Severo: Dolor intenso, agudo. malestar que impide actividades cotidianas. Se requiere acudir al ginecólogo.

Causas del cólico menstrual

Durante el periodo, la matriz se contrae para expulsar su revestimiento. Es entonces cuando la prostaglandina, asociada al dolor y a la inflamación, generan la contracción del músculo uterino.

Otras causas que influyen son la endometriosis qué es una afectación dolorosa. El tejido protector del útero se instala fuera.mayormente en las trompas, tejido de pelvis o en los ovarios.

También puede ser causada por fibromas uterinos, especie de tumores benignos, que tienen lugar en la paredes del útero, causan dolor intenso.

La adenomiosis, es otra afectación en la cual el tejido cobertor del útero inicia su crecimiento en las paredes musculares del útero.

Enfermedad inflamatoria pélvica, que es una infección del aparato reproductivo femenino, es  de origen bacteriano

Otra de las causas puede ser la estenosis de cuello de útero, que consiste en un doloroso incremento de presión en el útero. Esto se debe a una muy pequeña apertura del cuello que impide el paso del flujo menstrual.

Como podemos observar, el sufrir de cólicos menstruales es bastante frecuente y es parte del periodo. A veces pueden ser intensos, en otras leves.

Es importante que la mujer conozca sobre ellos, para que al presentarse no alteran la cotidianidad de sus actividades.

El cólico  menstrual puede considerarse normal, es parte del periodo, lo que varía es la intensidad, pues pueden ser intensos y leves.

Suelen desaparecer después de 48 horas. De no hacerlo, podemos estar en presencia de de un dismenorrea primario. Estos cólicos  pueden ser prevenidos también con una sana y balanceada alimentación.

El sobrepeso y la obesidad pueden ser una causa importante de la dolencia, de allí la conveniencia de una dieta adecuada y de la realización de actividades físicas y deportivas.

Mujer obesa en primera plana, al lado cup

Tratamiento del cólico menstrual

Esos días del periodo menstrual, no debe ser un impedimento para las diarias actividades de la mujer.

Los síntomas son indicativos de que el periodo está por comenzar. Estos consisten en alta sensibilidad en los senos, inflamación abdominal, dolor de cadera y espalda, calambres, dolores de cabeza y cambios de humor.

También pueden dar buenos resultados hacer ejercicio, o cual disminuye la intensidad del dolor.

Tener una dieta sana, evitar ingesta de alimentos de alto contenido graso, con bajos niveles de sal. Beber agua en abundancia ayuda a evitar la hinchazón abdominal y retención de líquidos.

Parte del tratamiento incluye antibióticos, antidepresivos, pastilla anticonceptivas, analgesicos y antiinflamatorios. En el caso de los analgésicos, Fórmula para el Dolor ha demostrado ser efectivo en estos casos.

Suaves masajes y consumo de vegetales también son recomendados.

Se aconseja altamente no automedicarse, sino más bien acudir a la consulta médica especializada.

También pueden ayudar en el tratamiento compresas calientes en el área abdominal, evitar el alcohol y el tabaco. Igualmente la ingesta de alimentos ricos en carbohidratos complejos como frutos y granos integrales.

Se debe evitar los cambios repentinos de temperatura, tomar infusiones caliente, masajes y duchas tibias.

Debemos recordar que el objetivo del tratamiento es atenuar el dolor. No siempre el dolor puede ser eliminado por completo.

La idea entonces es aliviar el dolor a niveles que no impidan a la mujer ejercer sus actividades cotidianas.

Existen una clasificación de cuatro grados de acuerdo con la intensidad del cólico

-Grado cero: sin dolor.

-Grado 1: pequeño cólico.

-Grado 2 cólicos de fuertes a moderados.

-Grado 3 se presentan dolores intensos acompañados de otros síntomas como diarrea, dolor de cabeza, erupción cutánea y vómitos, entre otros.

Bajo ciertas consideraciones de higiene, el sexo puede favorecer la disminución de los síntomas. Consulta a tu médico.

Tomar suplementos  vitamínicos y minerales es de gran ayuda, como vitamina  B6, calcio y magnesio.

El placebo como tratamiento del cólico menstrual, suele dar buenos resultados. Es un supuesto tratamiento (sustancia) sin ningún efecto real sobre la patología.

Pero la fe y la creencia del paciente lo puede hacer eficaz. La mente todo lo puede.

Mujer joven con una pastilla en una de sus manos, y haciendo otro gesto con su otra mano. En la mesa un vaso de vidrio con agua

Vitaminas, minerales, hierbas, plantas y remedios caseros

El ciclo menstrual es único, no es igual en todas las mujeres. Unas experimentan síntomas graves y otras leves.

Muchos productos naturales resultan ser sanos y eficaces en el alivio del dolor, entre ellos Fórmula para el Dolor.

El organismo pierde vitaminas durante el periodo menstrual. Así que el consumo extra de estos suplementos es de gran provecho en estas circunstancias.

La ansiedad durante el ciclo menstrual afecta a algunas mujeres. Esto puede ser una manifestación de insuficiencia de vitamina C.

Esta vitamina es importante para la asimilación del hierro, mineral que suele perderse en en el periodo menstrual.

En la semana previa a la menstruación, se presenta el llamado síndrome  premenstrual, con síntomas de irritabilidad, retención de líquidos, mal humor fatiga y dolor menstrual.

La vitamina E es bien importante en estos casos, ayudando a disminuir los síntomas. La vitamina B12 y la B6, son utilizadas en el síndrome premenstrual, la deficiencia de estas vitaminas puede generar fatiga.

La vitamina B12 se encuentra en aves, productos lácteos, carne y el huevo. La vitamina B6 ayuda en la coagulación y en combatir la depresión. La cantidad de ingesta diaria debe ser consensada con el médico tratante.

La vitamina ayuda a proteger al útero y su membrana. Se encuentra en animales y en verduras de hojas verdes.

El mineral de magnesio es útil en el síndrome premenstrual. Su déficit estimula la irritabilidad.

También ayuda a aliviar contracciones musculares que generan el cólico. Adicionalmente el calcio es muy bueno en el alivio de los cólicos.

Para disminuir la pérdida de sangre durante la menstruación, el hierro es sumamente importante.

Hay hierbas y plantas que coadyuvan para un periodo menos doloroso y traumático, como  el jengibre, hojas de frambuesa, pie de león y manzanilla. Además serpol, centinodia, achicoria y bitter sueco, entre otros.

En cuanto a los remedios caseros, son muy populares y algunos bastante efectivos. Entre ellos los a base de semillas de cilantro, hoja de albahaca, y asafétida, entre otros.

semillas de manzanilla en cuchara de madera y fondo blanco

Prevención sobre cólicos menstruales

La prevención de los cólicos menstruales es muy importante. Las alteraciones de humor, pueden ser prevenidas con una dieta rica en calcio. La inflamación puede disminuir con el consumo abundante de agua y otros fluidos.

En general, llevar una vida saludable, dieta balanceada y rica en frutas y verduras previenen el cólico menstrual. Al igual que prevenir síntomas indeseados como mal humor y sensación de fatiga.

Evitar el alcohol, el tabaco y la cafeína son buenos hábitos de prevención.

La relajación, el control del estrés y otras emociones y la meditación son de gran ayuda en la prevención de esta dolencia.

Dado que las mujeres con sobrepeso son las más susceptibles de de desarrollar cólicos menstruales, es recomendable mantener el peso adecuado de acuerdo con la estatura. Implica dieta sana y balanceada y actividad física sostenida.

Estos cólicos pueden prevenirse con tratamientos hormonales, parches, inyecciones, anillos y dispositivos intrauterinos.

Algunas incomodidades y dolencias son normales durante el ciclo menstrual. Cuando el dolor sea tan intenso o molestos que impida la realización de las actividades cotidianas, debe acudirse al médico y no acostumbrarse a esta situación de sufrimiento e incapacidad.

Evitar el consumo de sal tres días antes de la espera del periodo. Ingerir suplementos vitamínicos y minerales como calcio, magnesio y vitamina C, ayudan en la prevención.

Los alimentos de alto contenido potásico ayudan a prevenir la retención de líquidos, además de la inflamación del vientre. El potasio se encuentra en muchas frutas y verduras.

Los ácidos grasos son muy buenos para las mujeres que sufren de cólicos menstruales. Este se encuentra en el aceite de oliva y en el salmón.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *