Cocos en diferente presentaciones sobre una tabla de madera

Salud y belleza: 10 maravillosos usos del aceite de coco

Salud y belleza: 10 maravillosos usos del aceite de coco

Última actualización: 05-10-2018. Equipo Nutricioni

El aceite de coco tiene múltiples beneficios. Se puede decir que su uso es milenario y que es sinónimo de belleza, ya que sirve para optimizar esta virtud tan perseguida por todos.

Este aceite natural ha sido tomado en cuenta por la gran mayoría de las culturas debido a sus propiedades curativas, aparte es una importante fuente de ácidos grasos capaces de generar bienestar y salud.

Por lo tanto haremos una lista detallada del alcance que tienen las propiedades curativas y restauradoras del aceite de coco, y de los beneficios que suele proporcionar a nuestro cuerpo.

Pero antes de adentrarnos en este maravilloso tema, descubriremos cómo se realiza este tipo de aceite.

Representación de un coco con aceite de oliva

¿Cómo se obtiene el aceite de coco?

Lo primero que hay que hacer es partir ligeramente la cáscara del coco y extraer el agua, que guardaremos aparte.

En segundo lugar, es necesario abrir el coco en dos partes para sacar su pulpa y luego rayarla; esto se hace para poder extraer la leche de la carne de la fruta.

Esto se logra exprimiendo la carne por medio de un trapo higiénico, o si bien le parece puede emplear un colador, permitiendo que la leche caiga dentro de un recipiente limpio.

Emplee el agua de coco que sacó con anterioridad para hidratar la pulpa que va quedando en el trapo o colador de su preferencia, esto se hace con el fin de obtener la mayor cantidad de leche posible.

Deje reposar la carne del coco por un tiempo y repita este procedimiento hasta que ya no quede nada por extraer.

Luego de haber obtenido la cantidad deseada de leche de coco, es necesario ponerla en un recipiente muy limpio a fuego lento sin dejar de revolver.

Con este proceso se logra sacar el líquido presente en la leche de coco, que en un corto tiempo empezará a cuajar para separarse del tan preciado aceite. Se recomiendo guardar el mismo en un recipiente esterilizado.

Ahora veamos los grandes beneficios que aporta esta maravilla de la naturaleza a nuestras vidas, estos aportes van desde nuestra salud física hasta el uso cosmético. Veamos:

  1. Aceite de coco contra la neumonía

Sin duda alguna la neumonía es de cuidar, más si se presenta en los niños. Esta se trata de un proceso inflamatorio agudo del parénquima pulmonar de origen infeccioso.

El aceite de coco ha sido empleado dentro de este cuadro infeccioso consiguiendo con ello excelentes resultados en pocas horas, erradicando en su totalidad los efectos de la enfermedad.

Esto pudo desarrollarse en un suceso ocurrido en la ciudad de Filadelfia, en EEUU, en donde de acuerdo al pesaje de los niños que presentaban neumonía se le suministraron dosis regulares de aceite de coco, lográndose con ello el resultado mencionado anteriormente.

Los especialistas destacaron que el éxito de este tipo de aceite se encuentra en uno de los ácidos grasos que componen el aceite de coco, el ácido láurico, que tiene acción antimicrobiótica y ayuda a acelerar la actividad del sistema inmune en las personas.

Después de distintas investigaciones realizadas por el científico, Dr. Jon J. Kabara, se ha podido demostrar que el ácido láurico presente en un 49% de la composición del aceite de coco, es un excelente antimicrobiano.

La efectividad de este ácido es de múltiple provecho para las personas, en especial para los pequeños de la casa ya que no conlleva a efectos secundarios.

El aceite de coco también puede utilizarse en el tratamiento del resfriado común en las personas.

El ácido láurico es tan especial que se ha podido constatar que tiene la capacidad de erradicar la bacteria H. Pylori responsable de muchas afecciones estomacales, como las úlceras, por ejemplo.

Siguiendo la gran utilidad de este componente cabe señalar que este solo destruye las bacterias perjudiciales en el estómago y no las saludables, lo que no ocurre con los antibióticos convencionales ya que estos destruyen ambos tipos de bacterias.

  1. Aceite de coco para curar heridas

¡Claro que el aceite de coco cura heridas!, sin embargo, cuando hablamos de esto nos referimos aquellas que son leves.

Debemos señalar que este funge de antibiótico por lo cual ayudará a acelerar el proceso de cicatrización de las heridas.

Antes de emplearlo en lesiones leves o rasguños, lo recomendable es lavar bien el área afectada para luego colocar con un algodón el aceite de coco; se deja secar.

Se recomienda hacer las curas dos veces al día.

  1. Remedio infalible contra el dolor de muelas

Pocas cosas son tan desagradables como un dolor de muelas. ¿Quién no lo ha padecido alguna vez y ha tenido que gastar mucho dinero en analgésicos que lo alivian por pocas horas?

Como ya se ha dicho, el aceite de coco tiene entre sus múltiples cualidades la de ser un maravilloso antibacteriano.

Cuando es aplicado en la unidad dental que presenta la afección ataca las bacterias causantes del dolor, actuando también contra inflamación y creando una sensación de alivio gradual.

El retrato del primer de la mujer joven que mostraba con su dedo inflamó una encía más baja con la expresión del dolor. Cuidado dental y dolor de muelas

  1. Aceite de coco para la dermatitis atópica

El aceite de coco ayuda a contrarrestar los efectos que suele ocasionar la dermatitis atópica en las personas, esto es debido a sus componentes antiinflamatorios y antibacterianos.

Dentro de todas las maravillosas funciones del aceite de coco cabe destacar que este sirve como humectante de la piel y hasta suele fungir de capa protectora de la misma, por lo que sin duda alguna puede emplearse sin ningún temor a que se manifiesten efectos secundarios.

  1. Un alivio para la artrosis

La artrosis es considerada una enfermedad degenerativa crónica, la cual destruye gradualmente los cartílagos presentes en las articulaciones.

Esta puede producir mucho dolor, afectando no solo la salud de la persona sino también su desenvolvimiento cotidiano.

Ya sabemos que el aceite de coco contiene propiedades antibacterianas, que beneficia la piel y ahora le agregamos a sus cualidades la capacidad de servir como lubricante eficaz para realizar masajes terapéuticos.

Cuando se implementa este tipo de óleo en masajes terapéuticos ayuda a estimular en gran manera las articulaciones y suele mejorar la movilidad de estas de forma progresiva.

Aparte por su poder antiinflamatorio genera reducción del dolor en el área afectada.

  1. Aceite de coco para la piel quemada

Se ha comprobado que el aceite de coco debido a sus características antiinflamatorias, antibacterianas e hidratantes, ayuda al mejoramiento del daño causado a la piel debido a quemaduras.

Cuando la piel es expuesta a este tipo de maltrato, es necesario tratarla a tiempo para con ello impedir distintas secuelas que pueden desarrollarse en medio de este proceso.

Es urgente que sea hidratada para con ello restaurar en gran manera el tejido.

El aceite de coco también puede acompañarse con otros productos naturales para optimizar su desempeño; por ejemplo, el aloe vera es un aliado perfecto que ayuda en el proceso de recuperación de la piel.

Luego de limpiar la penca de aloe vera y sacar el cristalino, este debe triturarse en un bol hasta formar una especie de pasta, acto seguido se incorporan a esta mezcla la cantidad de cuatro cucharaditas de aceite de coco.

El área afectada debe estar completamente limpia en todo momento, los componentes del aceite de coco y el aloe vera van de la mano.

Luego de ser aplicado de manera muy delicada con un algodón o gasa esterilizada, se debe dejar actuar de treinta a cuarenta y cinco minutos como máximo, para luego ser removido de la piel con abundante agua fresca.

La sensación de frescura que viene con la aplicación de esta pasta en el área afectada es realmente satisfactoria. La piel se restaurará en menor tiempo y de mejor forma.

Esto es en cuanto a algunos beneficios para nuestra salud física, ahora realizaremos una lista de lo que el aceite de coco puede proporcionar a nuestra belleza exterior, es decir, nuestra estética.

  1. Aceite de coco para las cejas

El aceite de coco tiene la capacidad de aumentar el volumen de nuestras cejas.

Esto se debe a que tiene un excelente efecto hidratador de la piel, por lo que es absorbido con facilidad por nuestra piel al penetrar por los folículos, ayudando a evitar su debilitamiento.

Este debe frotarse con suavidad y en forma circular en nuestras cejas, preferiblemente antes de acostarse a dormir, para con ello dejar que actúe toda la noche; con esto procuramos una mejor acción y efecto en el área requerida.

Esto debe hacerse las veces que sea necesario, siempre y cuando sea en horas de la noche; en un corto tiempo se verá el resultado deseado.

  1. Una piel libre de arrugas

El tema de la juventud siempre ha estado presente en todas las civilizaciones y estará hasta el fin de nuestros días.

Y es que, ¿quién no le da importancia a este tema? Si bien llegar a la vejez en estos días es un privilegio para muchos, para otros no lo es tanto por el asunto de las arrugas.

Es aquí en donde entra en acción el aceite de coco. Este no solo ayuda a aminorar las arrugas sino que también ayuda a borrar las líneas de expresión.

Como bien sabemos esto se debe a su efecto hidratador en la piel, aparte de ser una excelente fuente de ácidos grasos, más vitamina E y K (indispensables en la restauración y rejuvenecimiento de la piel).

Esto lo posiciona en el beneficio de ayudar a contrarrestar la resequedad que suele presentarse en la piel; luego de ser empleado en el rostro puede sentirse su efecto suavizante dejando un cutis fragante y fresco.

A parte ayuda a evitar los efectos que tienen los radicales libres en nuestra piel y con ello la oxidación que estos traen a la dermis, frenando en gran manera el envejecimiento prematuro.

Ilustración sobre la piel, con arruga y sin arrugas

  1. Una maravilla para el cabello

El aceite de coco es uno de los mejores candidatos a optar al momento de recuperar el brillo, cuerpo y salud del cabello, ya que este ayuda en su hidratación de forma excelente.

Además de hidratar y restaurar el cabello, el aceite de coco funciona como fungicida lo cual hace que actúe eficazmente en los problemas del cuero cabelludo como la caspa y otros problemas relacionados al cuero cabelludo.

Este producto natural se puede implementar en el mantenimiento de cabello por un tiempo aproximado de uno a cuatro meses, dependiendo del daño y tipo de cabello.

Se recomienda su uso por las noches. Debe aplicarse desde el cuero cabelludo hasta las puntas del cabello, con la mayor suavidad posible masajeando constantemente y repartiendo entre las hebras del cabello.

Al levantarse se debe sacar el aceite de coco con agua tibia y con productos para el cabello de su preferencia, luego de este proceso notará la diferencia: un cuero cabelludo aliviado y un pelo sedoso y manejable.

Mujer se encuentra de espalda aplicandose tratamiento para su cabello en el baño, con cocos y tratamientos naturales a su lado

  1. Aceite de coco para las uñas

Como si fuera poco el uso del aceite de coco también favorece el crecimiento y fortalecimiento de las uñas.

Si eres de las personas que sufre por uñas quebradizas, lo recomendable es hidratarlas y nutrirlas de manera habitual.

Con ello garantizarás en poco tiempo uñas fuertes, sanas y totalmente resistentes a cualquier quiebre inoportuno por algún tipo de roce inesperado.

Debemos recordar que el aceite de coco es una fuente importante de vitamina E y que esta es un efectivo antioxidante que puede cooperar con el desarrollo adecuado de las uñas.

El aceite de coco brilla en cualidades y resalta debido a los múltiples beneficios que puede aportar a nuestra salud integral.

Esto lo convierte en uno de los mejores productos naturales a los cuales podemos acceder en la comodidad de nuestro hogar.

Estar sano es vivir confiado, estar confiado es vivir sano.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *