¿Sabías que la vejiga distendida produce obstrucción de orina?

¿Sabías que la vejiga distendida produce obstrucción de orina?

Última actualización: 12-01-2019.  

Una vez que el cuerpo absorbe los nutrientes a partir de los alimentos o de los suplementos alimenticios Prevurín, es necesario que los productos de desecho sean eliminados para que no permanezcan en la sangre o en el intestino.

El aparato urinario trabaja al igual que los pulmones y la piel en la eliminación de los desechos y toxinas. Estos órganos mantienen equilibrados todos los elementos químicos y agua que permanecen en el organismo.

De allí, que que es importante reconocer al sistema urinario como el conjunto de órganos encargados principalmente de filtrar la sangre a través de la orina, la cual constituye el vehículo por medio del cual se eliminan los productos de desecho (urea, creatinina y ácido úrico) que son resultado del metabolismo de los alimentos. También elimina las toxinas y controla los niveles de líquido que permanece en el cuerpo.

El sistema urinario se conforma principalmente de dos partes: órganos secretores y la vía excretora. En su conjunto, el aparato urinario humano está conformado por los riñones, uréteres, la vejiga urinaria y la uretra.

En pocas palabras, este sistema funciona de la siguiente manera: La orina, es producida en los riñones, se filtra por medio de los uréteres, es almacenada en la vejiga y luego se expulsa por la uretra.

Para tener una idea de la conformación de nuestro aparato urinario, a continuación se resumen las partes que lo integran y su principal función:

Los riñones: son dos órganos aproximadamente del tamaño de un puño y con forma de frijol. Actúan como filtros para eliminar las toxinas y desechos por medio de las nefronas (unidad básica de la estructura renal).

Los uréteres: son dos estructuras de forma tubular por donde pasa la orina desde los riñones hacia la vejiga.

La vejiga: órgano hueco y muscular que almacena la orina y que puede contraerse cuando requiere ser vaciada.

Uretra: conducto por medio del cual es expulsada la orina al exterior.

Esfínteres: son los músculos encargados de evitar la salida involuntaria de orina.

Nervios: ubicados en la vejiga, encargados de informar al cerebro la necesidad de orinar.

Diagrama del sistema urinario humano con las partes principales etiquetadas, en fondo blanco.

Enfermedades más comunes que afectan al sistema urinario

Nefritis: es la inflamación de los riñones (puede ser uno o ambos). Generalmente es ocasionada por una reacción autoinmune, en este caso el organismo ataca los órganos y las células del cuerpo, produciendo molestias y daños permanentes en el cuerpo.

Entre sus síntomas está el mal olor en la orina, dolor en el abdomen bajo y presencia de sangre en la orina. Puede ser tratada con antibióticos o esteroides, según sea el caso.

Nefrosis: es la inflamación de los nefrones. Puede presentarse como una nefrosis leve y poco sintomática, pero también hay casos muy complicados que pueden llegar a destruir los riñones.

Esta enfermedad tienen síntomas como: hinchazón, presencia de proteína en la sangre, orina con espuma, retención de líquidos, pérdida de apetito, niveles elevados de colesterol y triglicéridos. El tratamiento dependerá del origen de la enfermedad.

Piedras en los riñones: son conocidas también como cálculos. Pueden causar un dolor muy intenso cuando bajan por las vías urinarias. También pueden ser causa de infecciones.

La principal causa principal de esta afección es el descontrol en los niveles de sales y minerales en la orina. Sus síntomas son vómitos, náuseas, dolor al orinar, fiebre, escalofríos, mal olor en la orina, sangre en la orina y dolor agudo en la espalda.

Reflujo vesicoureteral: sucede cuando la orina fluye de la vejiga hacia los uréteres. Se presenta con mayor recurrencia en niños y en personas de edad avanzada. Puede deberse a un bloqueo en el sistema urinario.

Sus síntomas pueden ser: dolor o ardor al orinar, dolor abdominal, mayor frecuencia en la orina, fiebre y cantidades muy pequeñas de orina. Su tratamiento depende del origen de la enfermedad.

Cistitis: consiste en la inflamación de la vejiga. En la mayoría de los casos, se debe a una infección bacteriana del tracto urinario. Sus principales síntomas son: dificultad para orinar, dolor abdominal, orina turbia y con mal olor, puede presentarse sangre en la orina. El tratamiento de esta enfermedad son los antibióticos.

Otras patologías menos conocidas del aparato urinario

Cáncer de vejiga: surge cuando las células de la vejiga aumentan de tamaño de forma descontrolada hasta producir un tumor. Principales síntomas son: dolor al orinar, dolor de espalda y de pelvis, frecuentes ganas de orinar sin tener orina y sangre en la orina.

Ureteritis: es la inflamación de las uretras. Su causa más conocida son las enfermedades de transmisión sexual como gonorrea o clamidia. Principales síntomas: dolor fuerte al orinar, escozor en genitales, dificultad al inicio de la orina, ganas

frecuentes de orinar, presencia de sangre en orina o semen y dolor durante las relaciones sexuales.

Estenosis uretral: es el estrechamiento de la uretra. Esta patología bloquea la salida de orina y es más frecuente en las mujeres. Puede ser originada por infección del tracto urinario o por lesiones debidas a una fractura de la pelvis.

Entre sus síntomas están: dolor al orinar, disminución de la cantidad de orina, sensación de tener siempre llena la vejiga y presencia de sangre en la orina. Su tratamiento en casos graves consiste en cirugía con láser, los casos leves suelen sanar naturalmente.

Uremia: es la acumulación de sustancias tóxicas en la sangre. Puede deberse a mal funcionamiento de los riñones.

Los síntomas suelen ser: fatiga, disminución de concentración mental, picazón, calambres, hinchazón, piel reseca, constante sabor metálico y olor característico del aliento. Puede tener consecuencias como edematización, tensión alta, convulsiones, insuficiencia cardíaca e incluso la muerte.

Prostatitis: es la inflamación de la próstata. Existen cuatro tipos diferentes de esta enfermedad: bacteriana aguda, bacteriana crónica, crónica y prostatitis asintomática.

Cada una tiene origen y síntomas diferentes. Los síntomas comunes entre ellas son: dolor al orinar y al eyacular, dolor de espalda, dolor de recto y presencia de sangre en el semen.

Anhidrosis: también se conoce como hipohidrosis, ocurre cuando el cuerpo humano no es capaz de sudar normalmente y en consecuencia no puede eliminar las toxinas por esa vía.

Tampoco puede regular su temperatura. Entre sus causas están: diabetes, reacciones a ciertas medicinas, entre otras. Ocasiona síntomas como mareos, calambres, debilidad, enrojecimiento y sensación de calor.

Quiero saber sobre la vejiga distendida

La distensión de la vejiga consiste en el aumento de tamaño anormal de la vejiga, se origina principalmente por la retención de la orina en la vejiga durante un tiempo prolongado.

Aunque no resulta una patología mortal, debe ser controlada antes de que ocasiones complicaciones que afecten severamente la salud.

Entre las causas de esta enfermedad destacan:

Agrandamiento de la próstata  (sobre todo en hombres de edad avanzada). Es la causa más común y también es conocida como hipertrofia prostática benigna (HPB). El aumento de tamaño de esta glándula ocasiona una obstrucción de la uretra.

Impedimento de los nervios para enviar información al cerebro. Esto puede ser causado por una compresión de la médula espinal, presencia de un tumor en la médula espinal, derrames cerebrales o alguna lesión de la médula espinal.

Infección en el área pélvica o alrededor de la médula espinal.

Inflamación de la vejiga debido a una infección, cirugía o reacción a ciertos medicamentos.

La esclerosis múltiple puede llegar a afectar el control de la vejiga y producir distensión de la vejiga.

Estenosis uretral: consiste en dificultad para orinar debido a la presencia de tejido endurecido que provoca estrechez en la uretra. Generalmente se corrige por medio de cirugía. Algunos síntomas son frecuentes deseos de orinar, disminución de la presión y diámetro del chorro de orina.

Cáncer de vejiga: el crecimiento anormal de las células de la vejiga ocasiona un bloqueo de la uretra.

En cuanto al tratamiento de la vejiga distendida, es frecuente que ante la necesidad de vaciar la vejiga se deba recurrir a diversos procedimientos médicos. Uno de ellos es el cateterismo, esto implica la inserción de un catéter a través de la uretra hasta la vejiga para evacuar la orina.

La cirugía es la medida más extrema para corregir esta patología. Este procedimiento tiene la finalidad de eliminar el origen del defecto de la vejiga.

Tratamiento y remedios naturales para la vejiga

Jugo de apio: al tomar licuado de tallos de apio se ayuda al organismo a depurar y remineralizar nuestro organismo.

Jugo de granada: la granada es una fruta rica en vitamina C y otros antioxidantes, los cuales ayudan a controlar las bacterias que se adhieren a las paredes de la vejiga.

Infusión de cola de caballo: esta planta tienen efectos diuréticos, por lo tanto facilita la micción. Se puede preparar una infusión de esta hierba acompañada de 1 cucharada de hojas de salvia y 2 de romero en un litro de agua.

Enebro: es una planta que actúa como diurético natural, favorece la micción, depura el sistema urinario, específicamente limpia la vejiga y disminuye la probabilidad de infecciones urinarias.

Chanca piedra: ayuda a desintegrar y expulsar los cálculos renales, tiene propiedades diuréticas y tonificantes para la vejiga urinaria.

Hojas de buchú: Tomar su infusión a lo largo del día ayuda en casos de inflamación crónica de la mucosa urinaria, cistitis, prostatitis o cálculos urinarios.

Cataplasma caliente de ortiga: colocado sobre el vientre ayuda en caso de inflamación de la vejiga y sobre todo si hay cólicos o espasmos.

Cataplasma de manzanilla: desde tiempos inmemoriales es bien conocida por todos la propiedad desinflamatoria de la manzanilla.

Tomar agua de coco: se recomienda tomar un vaso de agua de coco en la mañana y otro en la tarde.

Consumir piña: esta fruta tienen un alto contenido de bromelina, la cual es una sustancia con alto poder desinflamatorio.

Imagen en primer plano de una piña entera, y piña picada en pedazos. Fondo de madera

Aumentar el consumo de ensaladas: sobre todo incluir vegetales como el apio, espinacas, espárragos, remolacha.

 Estos alimentos tienen efectos muy beneficiosos sobre todo el aparato urinario, pero especialmente ayudan a la vejiga y su buen funcionamiento.

Mantener una correcta hidratación: ingerir la cantidad adecuada de líquidos, especialmente de agua, ayuda a mantener un ritmo de trabajo saludable de todo el sistema urinario.

Propiedades de los suplementos naturales sobre el sistema urinario

Es necesario velar por el bienestar general de nuestra salud, pero en el caso que nos ocupa, es decir la salud del sistema urinario, lo primero que aconsejamos es consultar un a tu médico de confianza, un urólogo es la mejor opción para que te diagnostique y aconseje el tratamiento adecuado.

Una vez que hayas consultado al especialista, te recomendamos nuestros suplementos Prevurín naturales, los cuales tienen la mejor combinación de ingredientes para satisfacer tus necesidades.

En caso de querer controlar cualquier alteración del sistema urinario, evitar infecciones del tracto urinario, inflamación de la vejiga y otras patologías, te recomendamos Prevurín cuya fórmula te ayudará de forma saludable a mantener o recuperar tu salud.

Entre los ingredientes de Prevurín tenemos:

  • Vitamina B-6 (piridoxina)
  • Ácido cítrico
  • Chanca piedra (Extracto de tallo y hoja)
  • Apio (extracto de semilla)
  • Cereza (extracto (de fruta)
  • Extracto de grano de café verde
  • Extracto de arándano
  • Extracto de granada
  • Extracto de Amla
  • Bromelina
  • Yuca
  • Garra del Diablo
  • Extracto de cúrcuma

Estos ingredientes no solo benefician la salud del aparato urinario, además te benefician de la siguiente manera:

  • El arándano rojo, ácido cítrico, cereza y extracto de apio favorecen el buen funcionamiento del tracto urinario
  • La combinación de cardo mariano, bromelina y cúrcuma combaten las inflamaciones desintoxican el organismo.
  • Previene las infecciones urinarias.
  • Propicia la eliminación de ácido úrico y otras toxinas
  • Acelera el riego sanguíneo y el metabolismo.
  • Limpia la sangre de los excesos de purinas y por lo tanto reduce los niveles de ácido úrico.
  • Evitar la aparición de gota.
  • Favorece la producción de anticuerpos.

En pocas palabras, es muy importante ocuparse de mantener la buena salud urinaria, especialmente de la vejiga. El hecho de tener una infección del tracto urinario, puede desencadenar en una enfermedad renal si no se trata correctamente y a tiempo.

Insistimos en la prevención de infecciones y otras patologías a través de alternativas naturales muy efectivas y que están a nuestro alcance, se trata de Prevurín, el cual es un novedoso producto capaz de aportar al organismo los nutrientes necesarios para reforzar los sistemas de nuestro organismo (especialmente el sistema urinario y el sistema inmunológico).

El suplemento Prevurín contribuye especialmente con la salud urinaria, sobre todo de la vejiga, ya que previene de manera muy efectiva las infecciones del tracto urinario.

Las alteraciones en el funcionamiento del sistema urinario, pueden tener consecuencias muy molestas, incómodas y dolorosas.

Recuerda que a través de la alimentación balanceada, el consumo apropiado de agua y el ejercicio frecuente se mantiene activa la secreción de toxinas y desechos producidos por nuestro cuerpo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *