Mujer joven postrada sobre el retrete con sintomas de nauseas

¿Sabes qué es la urea?: te mostramos los síntomas que provoca

¿Sabes qué es la urea?: te mostramos los síntomas que provoca

Última actualización: 24-01-2019. Equipo Nutricioni

Muchos han escuchado hablar de la urea pero ¿qué es la urea realmente? Este es un compuesto químico producido por el hígado, el cual es cristalino e incoloro de fórmula CO (NH2)2. Esta sustancia se encuentra de manera abundante en nuestra orina y en las heces.

Es importante destacar que la orina humana contiene unos 20 g. por litro. Una persona adulta elimina de 25 a 39 g. a diario.

La urea también llamado nitrógeno ureico en sangre, carbamida, carbonildiamida o ácido arbramídico se presenta en la antes mencionada. Así como en el hígado, en los fluidos serosos, corazón, pulmones, huesos, semen y órganos reproductivos pero en pequeñas cantidades.

En la urea se mide la cantidad de proteínas que el cuerpo digiere, eliminando así aquellas que el cuerpo no necesita.

Por otra parte, algunos de los síntomas de la urea alta en la sangre son las náuseas y los vómitos. Y a su vez uno de las sintomatologías de la urea baja es el decaimiento.

Las causas que originan la urea alta en nuestro organismo son variadas pero alguna de estas es la diabetes y la cirrosis.

Y las causas de una urea baja es la malnutrición. Pero más adelante te daremos a conocer otros factores que la causan.

En esta información daremos respuesta a las preguntas más frecuentes que solemos realizar respecto a la urea.

Además consideraremos algunos consejos para tener niveles de urea adecuados y algunos alimentos para mantener los niveles de urea controlados.

Te invitamos a que puedas analizar este apartado y aprender un poco más acerca de cómo actúa nuestro organismo.

Mujer joven postrada sobre el retrete con sintomas de nauseas

Síntomas de la urea alta y baja en la sangre

Cuando se presentan niveles altos de la urea en la sangre se presentan diversas sintomatologías.

Síntomas de la urea alta en la sangre:

  • Palidez.
  • Taquicardia.
  • Disminución del peso.
  • Astenia.
  • Náuseas y vómitos.
  • Evacuaciones acuosas o líquidas.
  • Deshidratación.
  • Hipotensión.
  • Dolor en los riñones.
  • Orina escasa y espesa.
  • Cambio de color en la orina.
  • Convulsiones.
  • Vértigo.
  • Fiebre elevada.
  • Mal sabor en la boca, parecido al amoniaco.
  • Mal aliento.
  • Pérdida del apetito.

Cabe mencionar que si esta condición empeora se pueden desarrollar afecciones como la uremia, la cual es un tipo de envenenamiento que se origina por el exceso de los niveles altos de urea.

Incluso si ésta empeora los signos pueden ir acompañados de las siguientes:

  • Convulsiones.
  • Ataques de epilepsia.
  • Espasmos fuertes.

Síntomas de la urea baja en la sangre:

Denominada hipoxemia, la cual es el nivel de urea baja en la sangre.

Algunos de los síntomas son los que se muestran a continuación:

  • Decaimiento.
  • Falta de energía y fuerzas para realizar las actividades cotidianas.
  • Cambio en la cantidad de la orina.
  • Orina espumosa, con sangre, marrón o sin color.
  • Dolor o ardor al orinar.
  • Inflamación en partes del cuerpo como los brazos, muñecas, piernas, tobillos, alrededor de los ojos, el rostro o el abdomen.
  • Piernas inquietas durante el sueño.

Estos síntomas pueden ser signos de que algo no está funcionando bien en nuestros riñones.

El complejo vitamínico Prevurín ayuda a que mantengamos una buena salud en el tracto urinario ya que contiene arándano rojo, ácido cítrico y cereza ácida.

Pero ¿cuáles son las causas de tener una urea alta y baja?

Las analizaremos en la siguiente sección.

Causas de la urea alta y baja

Causas de la urea alta:

  • Disfunción renal. Lo que se debe al mal funcionamiento de los riñones, los cuales son los responsables de desechar la urea del cuerpo. por ello, los cálculos renales o cualquier otra afección puede alterar la producción y el desecho de la orina.

  • Dieta de proteínas. Un exceso de urea alta en la sangre puede llevar a un exceso de urea alto. Si se consumen muchas proteínas, los riñones tendrán más trabajo para eliminar las toxinas que se encuentren en el organismo.

  • No hidratarte. El agua es el componente más importante que necesita nuestro organismo y por ende nuestros riñones. Los riñones necesitan una gran cantidad de agua para desechar la urea y así poder funcionar con normalidad. Debemos por ello consumir al menos 2 lts de agua.

  • Ejercicios de alta intensidad. Sabemos por experiencia que todo en exceso es perjudicial y esto va también con los ejercicios.

Es por esto que cuando se practica algún tipo de actividad física, sin ningún tipo de descanso se presenta el problema de que el hígado metabolice las proteínas de manera rápida lo que da paso a que nuestra urea se acumule.

Trata por ello de entrenar con alguien profesional que te pueda supervisar. Esto ayudará a prevenir la urea alta.

Otras de las causas son las que se muestran a continuación:

  • Traumatismos.
  • Fiebre.
  • Quemaduras.
  • Neuropatías quirúrgicas.
  • Diabetes.
  • Cirrosis.
  • Hipertensión arterial.
  • Hemorragia gastrointestinal.

Causas de la urea baja:

  • Acromegalia.
  • Necrosis hepática.
  • Celiaquía.
  • Eclampsia.
  • Insuficiencia hepática.
  • Cirrosis hepática, alcohólica.
  • Degeneración hepatolenticular.
  • Enfermedades en el hígado.
  • Deficiencia en la ingesta de proteínas.

Imagen en primera plana de examenes de orina y de sangre

Preguntas de interés

Muchas personas tienen dudas respecto a todo lo que tiene que ver con la urea. Entre ellas se encuentran las siguientes:

¿De qué manera se pueden calcular los valores de la urea? Se debe tener en cuenta el número de proteínas que se ingieren y la masa muscular que tiene la persona. Se realiza por ello un examen de orina donde se descarta si se sufre de algún tipo de afección ligada a los riñones o el hígado.

Por otro lado, un hemograma completo puede dar a conocer la cantidad de urea presente en la sangre, lo que puede detectar si hay fallas en los riñones y presencia de insuficiencia renal.

Los valores normales son entre 250/580 mol o entre 15 y 35 g. la proporción de la urea en la orina debe estar por encima de 10 y si es menor es posible que la persona padezca diversos síntomas.  

¿Por qué aumentan los valores renales?

  • Se puede deber a enfermedades como insuficiencia renal.
  • La falta de líquido puede desencadenar afecciones alternas.
  • El consumo elevado de proteínas dará paso a que el filtrado no se lleve a cabo de la manera correspondiente.
  • Falta de alimentos y nutrientes.
  • Problemas cardíacos.
  • Obstrucción en el tracto urinario, lo que produce cálculos o tumores en el hígado.

¿Por qué disminuyen los valores renales? Como en exceso todo es malo, la sobrehidratación también. Cuando se ingiere agua en grandes cantidades la misma se convierte en sodio, lo cual daña a los riñones.

Las enfermedades hepáticas da pie a que disminuyan los valores precipitadamente.

El consumo bajo de proteínas el proceso diario que realiza el hígado se corta por lo que los valores se reducen. Se reducen además por:

  • Una mala alimentación.

Alimentos para mantener el riñón sano y los niveles de urea controlados

Para mantener una urea sana y saludable es de óptima importancia. Es de vital importancia por ello que controlemos lo que comemos entre ellos los productos que contengan alta proteína como por ejemplo:

  • Leche.
  • Quesos.
  • Carnes rojas.
  • La soja.
  • Embutidos.
  • Pescados.

Más bien se recomienda que se incluya en las dietas, alimentos como los siguientes:

  • Aceite de oliva. Reduce el riesgo de enfermedades renales, además que contiene propiedades antiinflamatorias.

  • Bayas, arándanos y fresas. Contienen alimentos ricos en vitamina C, el cual permite eliminar la urea del organismo.

  • Pepino y calabaza amarga. Juntos permiten estimular los riñones lo que permite producir más orina.

  • Cebolla. Potente antioxidante que sirve para muchas cosas entre ellos evita el daño de los riñones. Además permite eliminar las toxinas del organismo y por ende depurarlo.

  • Ananá. Conocida como bromelina, la cual tiene efectos antiinflamatorios y antioxidantes que evitan el deterioro de los riñones.

  • Piña. Por ser un diurético permite impulsar los líquidos y ayuda a la insuficiencia renal. Es un excelente eliminador de toxinas.  

  • Berenjena. Por contener propiedades diuréticas y depurativas, además de vitaminas y minerales, la berenjena ayuda a eliminar las toxinas y los líquidos.

  • Apio. Contiene ingredientes tales como agua, sales minerales y vitamina E los cuales contribuyen a limpiar de forma natural tus riñones y eliminar las impurezas del cuerpo.

  • Berros. Ayuda a prevenir y combatir los cálculos en los riñones y vesícula. Además que combate la retención de líquidos.

Alimentos como estos también contribuirán a una urea sana y nivelada:

  • Pan pita.
  • Avena.
  • Centeno.
  • Trigo.
  • Cereales.
  • Patatas. Puedes realizarlas al horno.
  • Agua.

Controla además la ingesta de grasas y comida chatarra y aquellos productos alimenticios que sean ricas en esta.

Por otra parte, evita además aquellos alimentos que sean altos en sodio, fósforo y potasio, ya que podría incrementar los niveles altos de la urea.

No olvides además consumir productos como Prevurín que contiene elementos vitamínicos tales como Chanca piedra 4: 1 Extracto (tallo y hoja) Extracto de cúrcuma al 95% (rizoma) Extracto de grano de café verde 50% de extracto.

Taza de vidrio con infusión de hierbas, diente de león y ortiga en fondo de madera.

Infusiones que cuidan de tus riñones

Estos son algunos remedios que permiten que tengas unos riñones saludables y fuertes. Entre ellos tenemos:

Infusión de diente de león. Permite curar tus riñones así como depurarlo y desintoxicarlo.

Esta infusión además permite eliminar las toxinas a través de la orina.

Infusión de cola de caballo. Esta contiene propiedades diuréticas. Esenciales para el buen funcionamiento de los riñones. Trata afecciones como las propiedades en el tracto urinario y la inflamación. Permite además combatir la retención de líquidos.

Infusión de perejil. Ayuda a limpiar y prevenir la insuficiencia renal. Incluso actúa como un excelente antioxidante. Permite también disolver la arenilla localizada.

Ayuda a la estimulación de las funciones renales.

Infusión de ortiga verde. Esta hierba contiene elementos como la clorofila, lecitina, vitamina B, serotonina y acetilcolina las cuales contribuyen a limpiar y nutrir los riñones. Contiene además efectos diuréticos.

Infusión de manzana y canela. Estos 2 ingredientes ayudan a regular el nivel de la sangre y prevenir los problemas de riñón. Además que ayuda a eliminar las toxinas que son tan dañinas a través de las vías urinarias.

Añade a tu dieta Prevurín. Este complejo contiene bromelina (2400 GDU / g) la cual le da una función más saludable del tracto urinario.

Infusión de áloe vera o sábila. Contribuye a mantener limpios tus órganos, además que ayuda a depurarlo por sus tantas propiedades terapéuticas.

Infusión de limón. Súper desintoxicante natural que ayudará a mantener a tus riñones sanos. Además elimina los síntomas de los cálculos.

Infusión de malvavisco. Con propiedades diuréticas las cuales aumentan las ganas de orinar. Ayuda además a eliminar los desechos del organismo que se suelen acumular.

Licuados naturales para tu riñón

  • Licuado de arándanos rojos. Aliados ideales para la limpieza del tracto urinario. Permite combatir las infecciones de la orina que son tan frecuentes.

  • Licuado de remolacha. Contiene betaína la cual ayuda a evitar la formación de cálculos además que contribuye a su limpieza. Previene además los cálculos renales. Incluso mejora la circulación sanguínea.

  • Licuado de limón. Eleva el citrato de la orina el cual ayuda a la prevención de piedras en el riñón.

  • Licuado de remolacha con zanahoria. Las propiedades de cada una permiten limpiar los riñones lo que ayuda a regular el pH de la orina. Además que previene las piedras en los riñones.

  • Licuado de sandía con limón. Juntos realizan un buen equipo porque la sandía contiene un 92% de agua lo que lo hace un diurético natural y el limón ayuda a limpiar el cuerpo.

  • Licuado de áloe vera y toronja. Permite desintoxicar naturalmente el organismo y eliminar los cálculos renales.

  • Licuado de zanahoria, ajo, manzana, tomillo, pepino y naranja. Los cuales contribuirán a eliminar las piedras de los riñones y por ende limpiarlos.

No olvides ingerir suplementos como Prevurín que contiene ingredientes bases como Amla 4: 1 Extracto (fruta) Extracto de arándano 4: 1 (fruta) Apio 10: 1 Extracto (semilla) que ayudarán una desintoxicación completa del organismo.

Puedes consumir estos licuados antes mencionados o tener en cuenta otros jugos.

Lo importante es que seas constante y des el primer paso el cual es comenzar a ingerirlos.

Como puedes ver no son tantos los ingredientes para cada licuado. Además que tienes muchas opciones a tu disposición. Por ello propóntelo y empieza desde hoy mismo.

Consejos para un riñón sano

El consumo de comida rápida, azúcares, altas proteínas, entre otros da paso a que nuestro organismo sufra y que se presenten afecciones como una urea alta o baja y no nivelada lo cual es lo que necesitamos.

Algo que te ayudará a que tengas un riñón sano es:

Controlar los niveles de colesterol. Que contribuyen a mejorar los casos de insuficiencia renal e hipertensión.

Beber suficiente líquido. Una adecuada hidratación permite que tus riñones funcionen a la perfección. Tarta de beber por ello unos 2 lts diarios.

Ejercitar tu cuerpo. La actividad física además de tonificarte ,es ideal para quemar la grasa, bajar de peso y por supuesto mantener tu cuerpo sano.

Puedes por ello realizar unos 30 minutos diario de ejercicios cardiovasculares.

Atención con los medicamentos. Abusar de los fármacos puede enfermar a tus riñones sea a corto o largo plazo. Tus órganos son vitales. Por eso si vas a consumir algún fármaco que necesite de prescripción médica, es aconsejable que acudas a un profesional de la salud.

No fumes. ¡Ni tabaco ni cigarrillo! Los 2 son dañinos para tus pulmones y riñones, por lo que si lo haces puedes padecer afecciones de tipo renal u otras afecciones como la hipertensión.

Evita la sal. Si bien es imprescindible para muchas comidas, no necesariamente debes agregarlas a tus comidas en grandes cantidades. Ten cuidado de con el sodio ya que ocasiona daños renales. Puedes por esto reemplazarla por especias como el orégano o la pimienta.

Ten cuidado con los alimentos proteicos. Ya que pueden causarte, como analizamos anteriormente afecciones con la urea.

A lo largo de este artículo se ofreció mucha información que esperamos haya dado respuesta a las preguntas más frecuentes que suelen presentarse respecto a la urea, así como algunos consejos para tener niveles de urea adecuados y algunos alimentos para mantener los niveles de urea controlados.

Solo queda invitarte a que realices estas prácticas y analices este apartado para que así aprendas un poco más acerca de cómo actúa nuestro organismo y sobre todo cómo cuidarla.

Cada parte de nuestro cuerpo es importante, saber cuidarla es nuestro deber.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *