Remedios naturales para aliviar la artritis reumatoide

Remedios naturales para aliviar la artritis reumatoide

Última actualización: 07-12-2018. Equipo Nutricioni

La artritis  reumatoide es una enfermedad inflamatoria que afecta generalmente las articulaciones en ambos lados del cuerpo; con mayor frecuencia los más comprometidos son las muñecas, las rodillas, los dedos de las manos  y los tobillos.

Es una enfermedad degenerativa autoinmune que se caracteriza por el dolor y la inflamación articular, lo que puede conllevar, si no es tratada de manera oportuna, a un daño irreversible en el sistema esquelético y eventualmente en otros sistemas orgánicos.

Este padecimiento también puede afectar órganos como glándulas salivales y lagrimales produciendo ojo y boca secos; pulmones, nervios periféricos, vasos sanguíneos y médula ósea, es por esto considerada multisistémica.

 De la mano de la naturaleza 

Recientes estudios publicados en portales web referidos a la salud como mejorconsalud, destacan que no existe una etiología sobre  esta enfermedad, es decir, que se desconoce su origen o causa.

Es una patología autoinmunitaria, esto significa que el sistema inmunitario del cuerpo ataca por error el tejido sano.

Son muchos los tratamientos médicos que se encuentran para enfrentarla, sobre todo fármacos, especialmente para el dolor  que es el síntoma más fuerte, y deben cumplirse bajo estricta vigilancia médica.

De igual manera existen remedios naturales que, aunque no garantizan la cura de la enfermedad, sí proporcionan a quien la padece mejor calidad de vida, y entre otros beneficios también se encuentra el económico.

Entre esos remedios destacan las hierbas o plantas medicinales como el aloe vera, cúrcuma, corteza de sauce, té verde, eucalipto, canela, zarzaparrilla, cola de caballo, entre otras.

Y no pueden faltar los  zumos naturales como el de apio, zanahoria, cerezas, espárragos silvestres, tomate fresco, té de alfalfa, ideales para aliviar los fuertes dolores.

El portal web denominado remediosnaturalesparalaartritis, aconseja  bebidas naturales para contrarrestar la artritis y el dolor.

Sugiere ingerir el té de cúrcuma y jengibre, el cual se puede tomar todos los días. Solo se necesitan 2 tazas de agua, media cucharadita de jengibre molido o machacado y miel al gusto.

Se prepara muy fácil: se ponen a hervir las dos tazas de agua, se agrega la cúrcuma y el jengibre, se deja cocinar durante 10 minutos, se cuela, añade la miel y se puede disfrutar dos veces al día, en la mañana y en la noche.

Hacer remojos con Sal de Epson, alivia el dolor. Se requiere de media taza de Sal de Epson, un recipiente grande y agua caliente, se revuelve todo y se sumergen las partes afectadas como los codos, manos, pies  por 15 minutos.

Otro ingrediente natural muy beneficioso es el aceite de oliva, solo se necesitan 2 o 3 cucharadas y frotar un poco sobre las articulaciones que presentan dolor, se puede hacer dos veces al día.

Las manos trabajan todos los días y son sometidas a realizar muchos esfuerzos, que con el paso del tiempo producen desgaste en los cartílagos.

El vinagre de sidra de manzana reduce la inflamación crónica y el dolor, actúa como un analgésico eficaz; su contenido en ácido acético se asocia al efecto calmante, reduce la acidez excesiva en la sangre que conduce al dolor.

Este vinagre tan beneficioso contiene antioxidantes que pueden ayudar a evitar el daño de los radicales libres que originarán la rigidez propia de la artritis reumatoide; se puede preparar en cataplasma o compresa, y también se puede consumir.

Vinagre de Manzana

Vitaminas que ayudan para una mejor vida

La artritis reumatoide inicia de manera lenta, con dolores articulares en las manos, rodillas, tobillos, además de leve rigidez y fatiga.

Esta enfermedad se presenta a cualquier edad y es más común en mujeres de mediana edad, quienes resultan más afectadas que los hombres.

Los complementos vitamínicos son esenciales para fortalecer el organismo en el caso de  padecerla.

Las vitaminas más recomendadas para contrarrestarla son las del complejo B, porque producen energía.

En cuanto a la vitamina D, esta funciona con el calcio; es fundamental para fortalecer el sistema óseo, se encuentra en los cereales y en tomar una dosis de sol de 10 a 15 minutos al día.

Investigaciones médicas señalan que  la vitamina A ayuda a reducir la inflamación y al ser un antioxidante reduce el daño en los tejidos, se puede encontrar en la zanahoria, brócoli, batata, calabaza, mango, melón entre otros.

La vitamina E, importante para reforzar el sistema inmunológico, se encuentra en abundancia en los frutos secos como las almendras y avellanas.

La vitamina C favorece la producción de colágeno, tan necesario por ser la proteína principal de cartílago y huesos. Se encuentra en la naranja, igualmente en la lechuga, brócoli, acelga, tomate, entre otros.

Y la vitamina K, está en la espinaca,  acelga, col rizada, perejil y repollo.

 Los minerales, fuente de bienestar

Otros elementos naturales que aportan beneficios en la mejora de los síntomas de la artritis son los minerales, que se encuentran también en alimentos.

Se conocen alrededor de 20 minerales imprescindibles para conservar todas las funciones de los tejidos.

Selenio: es un potente antioxidante; investigaciones científicas han determinado que las personas que padecen esta enfermedad tienen niveles bajos de este mineral; se consigue en las semillas de ajonjolí.

Magnesio: ingerir este alimento mejora la salud de los huesos y ayuda a estabilizar el calcio; se encuentra en semillas de calabazas y sandía, hierbas secas como cilantro, cebollín y hierbabuena, cacao en polvo, semillas de girasol y almendras.

Cobre y zinc: necesarios para la codificación de las enzimas, la producción de melanina y los tejidos del cuerpo. Se encuentran en  los mariscos, la carne, el huevo, especies, tomates secos, hortalizas, frutas y legumbres, frutos secos y semillas.

Grupo de minerales en fondo blanco

Cuidado con la deficiencia de vitamina D

Según el portal in-paciente.es, más de la mitad de las personas que presentan artritis reumatoide tienen niveles bajos de vitamina D y los signos son silenciosos.

La deficiencia de vitamina D se manifiesta en los pacientes de artritis con: aumento del dolor, debilidad muscular, cambios en el crecimiento de pelo y uñas, variaciones de humor que influyen en su percepción de bienestar general.

Es recomendable consumir alimentos como yogurt, queso, leche, hígado y huevo.

El cuerpo produce vitamina D cuando se  expone a la luz solar, hacer ejercicios al aire libre es una buena opción.

Tratamiento biológico que combate la enfermedad

La artritis reumatoide puede cambiar por completo la vida de quienes la padecen.

El apoyo familiar y un médico de confianza pueden ser de mucha ayuda para sobrellevar sus graves síntomas.

Estamos hablando de un acompañamiento cargado de solidaridad y afecto hacia los pacientes.

Es probable que quienes la sufren dejen de tener una vida normal, ya que les cuesta moverse, caminar es difícil, las manos tienden a  inutilizarse por la deformidad paulatina, así como los hombros, muñecas, tobillos y rodillas.

Las articulaciones se hinchan y se ponen rígidas; el tratamiento médico se fundamenta en antiinflamatorios y cortisona.

Sin embargo, la medicina natural es una alternativa.

Su intervención consiste en limpiar los tejidos para restaurarlos; se concentra en la reparación del organismo por medio de la alimentación sana y balanceada, y de la aplicación de ciertas terapias naturales.

Algunas de las terapias de la medicina natural están ideadas con el propósito de  combatir el dolor y mejorar el movimiento; están constituidas por elementos naturales que ayudan a mantener una vida de calidad. Por ejemplo:

  • La ingesta de frutas y verduras crudas: ayudan en el fortalecimiento del organismo.
  • Los baños de vapor.
  • Consumo de hierbas y extractos medicinales.
  • Sesiones de hidroterapia.
  • Compresas de barro.
  • Sesiones de yoga.
  • Masajes especializados.

Alimentos antinflamatorios recomendados contra la artritis

La dieta es fundamental para la recuperación de todo tipo de enfermedad. Es importante saber cuáles alimentos se pueden (y se deben) consumir y cuáles no.

Deben evitarse:

  • La leche.
  • Grasas.
  • Comidas rápidas.
  • Azúcar.
  • Alcohol.

Deben estar siempre presentes en la alimentación por su cantidad  de antioxidantes y minerales, los siguientes:

  • Las bayas, las fresas, frambuesas y mora, tienen efectos antiinflamatorios y reducen el dolor.
  • Los pescados grasosos son fuentes de proteínas y ácidos grasos omega 3; el salmón, la sardina, el arenque y los boquerones, son ideales y reducen la inflamación.
  • El brócoli es muy nutritivo junto a la coliflor, son unas de las mejores fuentes de energía.
  • Los aguacates son los verdaderos súper alimentos; contienen  potasio, magnesio, fibra y grasas monoinsaturadas; son ideales para el proceso generativo.
  • El té verde ayuda a reducir la inflamación y tiene propiedades anti oxidantes.

Infusiones: dos o tres tazas al día

Un buen remedio natural, que además de ayudar al organismo al proceso de curación sirve también como relajante, activa, alivia, permite adelgazar, hidrata y tiene distintas propiedades que refuerzan el organismo.

Estas son algunas hierbas muy beneficiosas:

  • Zarzaparrilla: tiene propiedades  diuréticas, mejora la movilidad y reduce el dolor, depura toxinas.
  • Té verde: es rico en componentes, es antioxidante, protege la piel, ayuda a la memoria, reduce riesgos cardíacos, previene la artritis y fortalece el sistema inmunológico.
  • Cola de caballo: tiene propiedades diuréticas, combate el exceso de líquido y la inflamación, previene la degeneración de los cartílagos de los huesos  y tiene alto contenido de silicio.
  • Cúrcuma: esta especia tan popular en la cocina combate todo tipo de dolores, se recomienda beber dos o tres tazas al día.
  • El colágeno: disminuye los síntomas de la artritis reumatoide. Es la proteína que forma huesos, cartílagos, tendones y ligamentos. Es eficaz para combatir el dolor, así como el magnesio y la clara de huevo.

Darle a las células nutrientes de la más alta calidad para restituir  las deficiencias en las articulaciones, así como proporcionar antioxidantes y antiinflamatorios naturales, les permite a los pacientes que padecen la artritis reumática una mejor movilidad.

El ejercicio refuerza el movimiento

Practicar ejercicios y caminar diariamente ayuda a mantener saludables a las personas que padecen esta enfermedad.

Hacer yoga, ciclismo, ejercicios acuáticos y Tai chi, reduce el dolor y ayuda al movimiento.

Existen otras recomendaciones que disminuyen el dolor, como las  duchas de agua tibia, descansar y dejar en reposo la articulación que padece el dolor; incluso ponerse hielo en la zona resulta de gran alivio.

Las causas de esta enfermedad se desconocen y aunque no se puede prevenir, sí se pueden seguir algunas recomendaciones para aliviar los dolores.

Quienes padecen esta dolencia deben tener una vida tranquila, sin agitaciones y evitar trabajar en actividades que requieran esfuerzo físico.

En las labores domésticas evadir hacer fuerza con las manos, como retorcer la ropa.

Durante el descanso se debe mantener una postura adecuada, las articulaciones no deben estar dobladas, los brazos y piernas estirados, evitar el sobrepeso, prevenir las infecciones y no consumir bebidas alcohólicas, ni fumar.

Según investigaciones de la Universidad Central de Venezuela, hasta ahora se conoce que los dos primeros años del padecimiento de la enfermedad se produce un 50% del daño articular.

Esto significa que tener un diagnóstico a tiempo es fundamental para tener una mejor calidad de vida.

La Universidad de Oriente, también en Venezuela, en un estudio señala que la artritis reumatoide impone un nuevo estilo de vida que muchas veces es poco compatible con los valores que impregna la sociedad, como lo es la competencia profesional y el rendimiento laboral.

Valorar más el ser que el hacer exige un cambio de visión, que haría menos tortuosa la vida de los que sufren artritis y muchas otras enfermedades graves.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *