Recuperar el deseo sexual y divertirse en el proceso

Recuperar el deseo sexual y divertirse en el proceso

Última actualización: 21-12-2018. Equipo Nutricioni

El deseo sexual se ve disminuido por varios factores que deben ser tratados a tiempo por el bien individual y también por la pareja. Es preciso mantener comunicación constante, ya que constituye la base para subsanar y eliminar factores que pudieran entorpecer la ejecución del acto sexual. Recuperarlo es importante.

Antes que nada es perentorio determinar las razones por las cuales el deseo sexual  ha disminuido, ya sea por la monotonía, enfermedad, estrés, problemas de convivencia en pareja, falta de tiempo, embarazo, llegada de un nuevo miembro a la familia, temor, vergüenza o baja autoestima, entre otros múltiples factores.

Cabe destacar que la sexualidad no solamente se trata de los genitales, una gran parte es psíquica. Es decir, sexo no solamente se trata de penetración y coito pues, la mente y el cerebro juegan un papel muy importante al momento de generar la satisfacción esperada cuando se obtienen relaciones sexuales.

Como se indicó con anterioridad, si se tiene alguna enfermedad como ansiedad o depresión, es obvio que los deseos sexuales se vean disminuidos. Son factores que pueden afectar tanto a damas como a caballeros y, que de no tratarse a tiempo, pueden causar estragos en la relación de pareja.

Aquí es donde interviene la comunicación. Ésta juega un papel muy importante para restablecer el deseo sexual en la pareja. Un embarazo, por ejemplo, puede disminuir el deseo de contacto íntimo en la mujer por varias razones, entre las que se pueden señalar los cambios hormonales.

Estos cambios hormonales pueden generar distanciamiento de la pareja, debido a los síntomas comunes por los que atraviesan las damas encinta.

La ignorancia y algunos mitos infundados también pueden ser causa de una torpe relación sexual. El temor de producir algún daño al bebé mientras se tienen relaciones, es una de las creencias más frecuentes y que ha generado mayor resquemor entre las parejas.

Hombre acostado en la cama, con la mano en la cabeza, mientras su mujer embarazada sea al fondo de la imagen.

De igual manera, luego del alumbramiento del niño, el cansancio por el cambio de horario de sueño, la alimentación del bebé, el agotamiento por el proceso de parto, los cambios hormonales que se dan después del parto, las molestias por los puntos de la cirugía en caso de cesárea o de la episiotomía en el parto normal, son factores que, de no comunicarse con tiempo, pueden causar estragos en la pareja.

Es indispensable la adecuada educación sexual en la pareja, de ella dependerá la superación de la etapa de bajo deseo sexual; de la comprensión entre la pareja, el incentivo emocional mutuo en momentos de crisis, todo depende de cómo se sienta el individuo para manifestar su deseo sexual.

Fuentes y causas que disminuyen el deseo sexual

Cuando se presenta falta de deseo sexual en las parejas se pueden distinguir varios tipos de fuentes, como son:

  • Fuente primaria: Ésta afecta principalmente a las damas que en el transcurso de sus vidas nunca han experimentado suficientes deseos sexuales. Se presume una  nula posibilidad para tener fantasías sexuales y escasas conductas con fines sexuales. Esto pasa en la etapa de la adolescencia y puede empeorar en la adultez.

  • Fuente secundaria: Se da en aquellas personas que han disfrutado de deseos sexuales normales, pero  pierden el interés por la conducta sexual.

  • Fuente generalizada: Sucede cuando la persona afectada  no puede experimentar deseo sexual hacia su pareja, ni tampoco hacia otras personas.

  • Fuente situacional:  En este caso no se experimenta deseo sexual hacia la pareja, pero sí hacia otras personas.

incitar a alguien a tener relaciones sexuales, mujer tratando de hacer las paces con su novio después de una pelea.

Todas estas fuentes antes descritas pueden tener sus diferentes causas, ya sean orgánicas o psicológicas:

Causas Orgánicas

  • Los tratamientos sintéticos para curar o prevenir enfermedades.

  • Las alteraciones hormonales y problemas neuroendocrinos en ambos sexos.

  • La presencia de enfermedades metabólicas.

  • El padecimiento de enfermedades crónicas.

  • Problemas cardiovasculares, sistema inmune deprimido y problemas respiratorios.

Causas psicológicas

  • Los desacuerdos y conflictos de pareja.

  • La aparición de disfunciones sexuales, como anorgasmia, vaginismo o disfunción eréctil.

  • Los trastornos del estado de ánimo.

  • Ansiedad y estrés.

  • Cansancio mental y físico.

  • Temor a no satisfacer a la pareja sexualmente y emocionalmente.

  • Una vida sexual poco satisfactoria.

  • La monotonía.

  • El abuso sexual.

Hombre tocando la pierna de una mujer, mientras ésta trata de detenerlo

Hay casos en los que puede ocurrir la disminución del deseo sexual por una de las dos causas o la combinación de ambas.

¡Alerta! Disminución del deseo en la pareja

La disminución del deseo de tener sexo en parejas estables es más común de lo que se puede creer. Se debe tener presente que el deseo sexual o la ausencia del mismo tiene que ver con la predisposición física y emocional de cada individuo.

Según un estudio publicado, destaca que un 54 % de los caballeros y un 42 % de las damas admitieron no sentirse plenos con la frecuencia sexual que tienen con sus parejas estables.

La disminución del deseo puede ser motivada por la pérdida de novedades, entrar en lo rutinario y la monotonía sexual; es necesario cultivar el erotismo, realizar juegos para reavivar esa chispa del deseo por la pareja, por supuesto la confianza es fundamental en todo el proceso.

Otro factor emocional es el bienestar personal, el cansancio por el trabajo, las responsabilidades con los hijos y la casa, el poco tiempo libre, falta de ejercicios físicos, etc. Esto hace que se esté apático y con escasa predisposición a tener contacto.

En ocasiones la disminución de la frecuencia sexual en la pareja estable no siempre suele ser negativa porque puede deberse a que la pareja disfruta de la relación de otras maneras. Por otro lado se puede agregar al tratamiento, para fortalecer y aumentar el deseo sexual, el LibiActiv Mujer diseñado especialmente con contenido de hierbas que repotencian el deseo sexual.

ortiga en pastillas, capsulas medicinales, natural, Medicina herbaria. Hierbas secas, remedios naturales, herbolario, prepara una mezcla de composición de salud.

No puede limitarse el contacto sexual con la pareja sólo a la habitación, en la cama; se debe ser novedoso, buscar la gratificación fuera de las cuatro paredes de la habitación. Unir la diversión con el placer en pareja, ser innovador, conectarse y comunicarse mas; propiciar el encuentro sexual y liberarse.

Uno de los principales causantes de la separación y disminución del deseo sexual es la falta de comunicación en pareja, a muchas personas les resulta incómodo hablar de sexo con su pareja.

Si este es el caso, hay maneras de comunicarse en forma no verbal, hasta llegar a la conversación, insinuarse, dar pista es un buen dato.

A disponerse a aumentar o recuperar el deseo sexual

Es posible aumentar el deseo de tener sexo en una pareja con bajo ritmo, pero esto amerita del compromiso de ambas personas. Para tener una vida sexual plena es vital la dedicación de tiempo y energía de los dos.

Los elementos para mantener un excelente deseo son los siguientes:  El deseo sexual, comunicación, ser equipo, anticipación, ser previsible, confianza, imaginación, fantasía y dejar la pena de lado.

Ambos deben asumir la responsabilidad y trabajar juntos para mejorar y aumentar el deseo; independientemente de lo que ocasionó la dificultad; es más fácil eliminar el ciclo, si existe la voluntad de hablar de la dificultad sexual que existe en pareja.

La visualización de la falta de deseo sexual como un problema de pareja disminuye los sentimientos de culpabilidad y la actitud defensiva.

Hay que hacer frente al desgano, la ira y el dolor fuera de la habitación y no utilizar el sexo como una forma de castigo para la pareja en el caso de diferencias.

Tratar de conversar con la pareja sobre los secretos sexuales, los sentimientos de culpa y otros asuntos que causan vergüenza. Mantener esos secretos tiende a distanciar la relación.

Hombre y mujer en el juego previo de sexo

En este mismo sentido, mantener intimidad en momentos difíciles es un signo de una relación saludable. Hay que recordar: los problemas fuera de la cama.

El contacto sexual debe ser divertido y agradable; esa es la clave para avivar la llama del sexo.

Es  muy conveniente tener citas con la pareja fuera de casa y encontrar al menos media hora diaria para dialogar a solas de algún tema que preocupe. Luego, a solas, dar rienda a la pasión.

El ritmo de la vida deja poco espacio para la intimidad, es aconsejable que cada uno de los miembros de la pareja escuche sus deseos y se den cinco minutos diarios para pensar y fantasear con posibles encuentros íntimos.

Potenciar la fantasía, leer un libro juntos, ver una película que se aleje de la rutina y que lleve a la estimulación sexual. También se puede consumir LibiActiv Mujer el cual fue elaborado con un grupo de hierbas naturales para favorecer la salud femenina, contrarrestar los bajones hormonales y potenciar la salud sexual.

Practicar juegos para seducirse de manera que se reviva  la pasión; citarse, simular que no se conocen, hablar de sus gustos y preferencias e intercambiar información.

Técnicas para aumentar el deseo sexual

A continuación se darán a conocer algunas técnicas y consejos para mejorar y aumentar el deseo sexual que se ha perdido por unas u otras razones; hay que animarse a intentarlo y a informar a la pareja a fin de que vuelva a encender la chispa del deseo.

De no encontrar mejoría en el deseo sexual y ver que el problema aumenta, se sugiere consultar con un especialista a fin de determinar alguna otra afección que no se haya identificado para subsanar así el inconveniente.

El primer objetivo es que los miembros de la pareja sepan identificar las zonas genitales y sensuales, esto se aprende paulatinamente.

Una regla que hay que tener muy en cuenta es que tanto el orgasmo como el coito será prohibido hasta que ambos consensuen que llegarán a ese momento.

orgasmo de mujer, extasis, punto g, Concepto de pasion Mujer sensual tiene orgasmo

Un encuentro forzado sexual donde se va directo al coito sin preámbulos hace que se pierda la magia y se apague la chispa. El LibiActiv Mujer puede ayudar también a mejorar el deseo sexual, ya que fue diseñado bajo rigurosos estudios para favorecer la salud de las mujeres en ese respecto.

La focalización sensual es importante, en esta etapa la fase exploratoria y de caricias están restringidas, solo se permite explorar y acariciar todo el cuerpo excepto el área genital.

Es importante mantener la comunicación entre ambos, tratar de que estén en un lugar agradable, íntimo y relajado; es propio que finalizado cada encuentro de exploración, cada quien tome nota de lo que le agradó y lo que no, aprovechando el momento.

De esta forma,  la pareja se irá percatando de las sensaciones gratificantes y las que no lo son; esta fase es aconsejable realizarla en unos 4 a 5 encuentros por un periodo de dos semanas.

La focalización genital consiste en proseguir con las caricias mutuas en todo el cuerpo pero con la diferencia de que en esta si se puede llegar al área genital, posteriormente consensuadamente llegar al coito.

La duración de esta fase es variable, puede que llegue al coito o como puede que no, esto dependerá de ambos. Puede añadirse al tratamiento para aumentar el apetito sexual el LibiActiv Mujer que fue elaborado especialmente para la salud de la mujer con la intención de incrementar su deseo sexual, prevenir enfermedades y aportar más vitalidad y energía.

Alimentos que mejoran el deseo sexual

El cacao incrementa los niveles de dopamina, serotonina y oxitocina en el cerebro, tres sustancias fundamentales dentro de la excitación sexual. Estas sustancias dan sensaciones parecidas cuando las personas están en proceso de enamoramiento.

Las almendras tiene alto contenido de zinc y magnesio, mejoran la apariencia y consistencia del esperma que, combinados, ayudan en la relajación y a tener secreciones mucho mejor desarrolladas y con más consistencia.

Closeup de montón de almendras peladas con hojas en una cuchara de madera en la mesa, fondo de jardín borroso

La manzana contiene un antioxidante llamado quercetín que sirve como tratamiento preventivo de enfermedades de transmisión sexual e infecciones del tracto genitourinario como la cistitis, además de evitar malos olores si es consumida constantemente.

El aguacate mejora la calidad de la sangre, el funcionamiento del corazón y las arterias. Incrementa  la lubricación sexual no grasosa del cuerpo, por lo que podrá presentarse más sudor, pero también menos dolor y más placer.

Los pimientos mejoran la salud cardiovascular y producen endorfinas, lo que proporciona más placer al cuerpo y genera felicidad, lo que hará que el desempeño sexual sea mucho más placentero.

El agua de coco contiene sodio, potasio y magnesio que ayuda a mejorar la erección en el hombre, favorece la circulación y la contracción muscular por lo que beber el agua de coco es uno de los remedios favoritos de muchos caballeros. Esta bebida es muy usada por los brasileños.

Los frutos rojos aportan vitamina C en altas cantidades, favorece la formación y aparición de hormonas sexuales y da beneficio a los neurotransmisores que ayudan al cerebro a conectarse con el cuerpo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *