Grupo de minerales en fondo blanco

¿Qué son los minerales? ¿Para qué sirven?

¿Qué son los minerales? ¿Para qué sirven?

Última actualización: 14-03-2019. Equipo Nutricioni

Nuestro organismo necesita a diario muchos minerales, los cuales son denominados como minerales esenciales.

Estos son clasificados pero se dividen en macrominerales y microminerales, ambos tienen igual importancia.

Pero ya conoces cuales son, para qué sirven y que aportan a nuestro organismo y a nuestra calidad de vida. Aquí te explicaremos todo lo relacionado con ellos.

¿Qué son los minerales?

Estas son sustancias inorgánicas presente en la naturaleza y también se encuentra en los alimentos.

Son considerados de gran importancia en tu alimentación, ya que nuestro organismo los aprovecha para varias funciones.

Grupo de minerales en fondo blanco

Se dice que los minerales poseen una función reguladora, su función más energética y por lo cual esto aportará calorías a tu organismo.

De los minerales que consumas dependerá la formación de tus huesos, la regulación del ritmo cardiaco y la producción de hormonas en tu cuerpo.

Los minerales representan entre el cuatro y cinco por ciento del peso corporal de nuestro organismo, y se clasifican en macrominerales y oligoelementos.

¿Para qué nos sirven los minerales?

Los minerales son sustancias de elementos no orgánicos de forma natural, que tiene una composición química muy definida en su estructura interna, es cristalina y ordenada.

Existen muchos minerales, solo unos cuantos de ello se encuentran en el tejido vivo, y de estos minerales muy pocos son esenciales para la vida del ser humano.

El funcionamiento de nuestro organismo se da gracias a varias sustancias, entre las cuales podemos mencionar los macrominerales que son las proteínas, grasas e hidratos de carbono.

Y los microminerales como las vitaminas y los minerales.

Los minerales que se encuentra en nuestro organismo se localizan en distintos tejidos, y se encargan de regular distintas funciones del mismo.

Entre ellas podemos mencionar los impulsos nerviosos, las contracciones musculares, intercambio de iones en las membranas celulares.

El equilibrio del medio interno de las células y del organismo, y también intervienen como factores de las enzimas que regulan el metabolismo.

Entre los minerales que forman parte del cuerpo humano podemos mencionar: calcio, hierro, fósforo, carbono, zinc, cobre y azufre.

Estos forman parte de las proteínas y de los tejidos, en cambio el magnesio, potasio y sodio se encuentran en los líquidos celulares y fluidos corporales.

La importancia de los minerales

Para que exista un buen funcionamiento de nuestro organismo, es importante tener una dieta variada y equilibrada.

Estas debe incluir todo los minerales necesarios para tu salud, ya que nuestro organismo no lo produce solo puedes ingerirlos.

Una alimentación saludable, es la clave para evitar la acumulación y carencias de minerales, en este caso es necesario ingerir un suplemento mineral.

En la nutrición de todo ser humano los minerales que una persona debe ingerir dependerá de sus circunstancias personales como edad, sexo, estado de salud entre otros.

El especialista indicado para poder recetar la cantidad minerales que tu organismo necesita a diario es un nutricionista.

Existe una escala que especifica que los macrominerales deben consumirse más de 100 mg al día y los microminerales se deben ingerir menos de 100 mg al día.

Funciones principales de los minerales

Los minerales se dividen en macrominerales y microminerales u oligoelementos.

Macrominerales

Estos minerales son los que se necesitan en grandes cantidades para nuestro organismo.

Entre ellas podemos mencionar: calcio, fósforo, magnesio, azufre, potasio, cloro y sodio.

La función esenciales de los macrominerales son muy extensas y algunas todavía se desconocen.

Pero son necesarias para el buen funcionamiento de nuestro organismo, los nutricionistas señalan de la mejor forma de tener estos minerales es a través de una dieta.

A continuación explicamos cuáles son los macrominerales:

Calcio: Este se puede encajar en los lácteos y los derivados de los mismos, en hortalizas de hojas verdes: repollo, brócoli, nabos.

También alimentos como el salmón, las sardinas, frutos secos como las almendras y las semillas de girasol, entre otros.

Estos aportará muchos beneficios a tu organismo: unos dientes y huesos más sanos, colabora en la transmisión del impulso nervioso y la absorción de la vitamina B12.

Fósforo: Este se puede obtener de productos proteicos como la carne, pescado, leche y huevos, este también está contenido en los cereales y el pan integral.

Entre sus funciones podemos mencionar que previene la caries dental, protege el proceso de las células, favorece la salud y la masa ósea, y forma parte la vitamina B6.

Magnesio: Este se puede encontrar en lácteos, carnes, vegetales, en frutas como el albaricoque, en los frutos secos, en legumbres, cereales entre otros.

Solo este macromineral se encarga de reforzar la memoria, baja los niveles de irritabilidad y cansancio, participará en el proceso de absorción de la vitamina E, en la síntesis de las hormonas sexuales y de los ácidos grasos.

Potasio: Este mineral se puede obtener de las verduras como las espinacas, de frutas como las uvas, las moras, las naranjas, kiwi, melón, también de las zanahorias, plátanos y patatas.

También de la carne, pescado, brotes de soja y lácteos.

Su función en nuestro organismo es el participar en la comunicación entre los nervios y los músculos.

Colabora en el crecimiento del organismo, participa en reacciones químicas, y en la producción de proteínas a partir de los aminoácidos.

Forman parte de nuestros huesos, participan en el metabolismo de los hidratos de carbono.

Sodio: El sodio se puede encontrar en la sal, la leche, la remolacha, el apio, y en comidas preparadas.

Este se encarga de regular la presión arterial y el volumen sanguíneo, es fundamental para el buen funcionamiento de los músculos y los nervios.

Participa en algunas de las funciones de las células y forma parte de nuestros huesos.

Cloro: Este mineral se encuentra principalmente en la sal y en alimentos como la leche, queso y algunos pescados.

También se obtiene de verduras como las algas marinas o la lechuga, tomates, aceitunas, el centeno, el apio.

Este se encarga de intervenir en la digestión de las grasas, participa en el equilibrio homeostático de las células y en la ionización de las mismas.

Mantiene el equilibrio de potasio y de sodio en las células.

Azufre: Este se encuentra en el queso, pescado, huevos, las legumbres, el ajo, la cebolla, los frutos secos, la carne roja.  

Su función es participar en el metabolismo de la grasa e hidratos de carbono.

Este mineral contiene el colágeno de nuestro organismo, el cual también es necesario para los tendones, cartílagos y ligamentos.

Y así nuestro sistema osteoarticular funcionará de forma adecuada.

Microminerales u oligoelementos

Este tipo de minerales son los llamados micronutrientes los cuales nuestro organismo los requiere en pequeñas cantidades.

Entre ellos podemos mencionar: hierro, cobre, selenio, manganeso, yodo, cobalto, zinc y flúor.

Tanto la falta de ellos como el exceso de los mismos es perjudicial para nuestra salud.

Hierro: Este se encuentra contenido en la carne roja, legumbres, salmón, atún, huevos, frutas deshidratadas, ostras y cereales.

El hierro se encuentra la hemoglobina y la mioglobina, esta sustancia transportar oxígeno a diferentes partes de nuestro cuerpo.

Ésta se puede almacenar en grandes cantidades en nuestro cuerpo, se encuentra asociada con la proteína llamada ferritina.

La carencia de hierro en nuestro cuerpo puede ocasionar una enfermedad llamada anemia, la cual se cura con suplementos que contengan hierro.

Manganeso: Este mineral lo podemos encontrar en las nueces, las legumbres, las semillas, las verduras de hoja verde, los cereales integrales y él te.

Es muy necesario para el buen funcionamiento del organismo.

Selenio: Este lo encontramos en la carne, en la leche y sus derivados, el pan, los cereales y el marisco, se encuentra en las verduras y frutos rojos.

Es importante la producción de enzimas antioxidantes y en la prevención de muchas enfermedades.

Se encarga de regular la hormona tiroidea, participa en actividades como la reproducción.

Yodo: Las personas obtienen este mineral del pescado como el atún o el bacalao, los lácteos, cereales, sal, frutas y verduras.

Este se localiza en la glándula tiroides, participa en la producción de las hormonas tiroideas.

Durante el embarazo, si existe un déficit de yodo puede ocasionar hipotiroidismo, con retraso mental y falta de crecimiento.

Cobalto: Este los consigues en el pescado, quesos, carne roja, cereales integrales, almejas, frutas como las peras, cerezas, legumbres y en frutos secos como las nueces y las avellanas.

Su principal función es estimular y conseguir el mejor funcionamiento los glóbulos rojos, una baja de este mineral puede causar anemia macrocítica.

Flúor: Este se encuentra en el pescado, el marisco, el café, en aguas fluoradas, en vegetales como las espinacas o la col.

Este se encarga de la formación y fortalecimiento de tus dientes y huesos, dándole la dureza y durabilidad que éstos necesitan.

También es importante para los cartílagos y los ligamentos.

Zinc: Este se encuentra principalmente en la carne de cordero y cerdo,  en legumbres, germen de trigo, levadura y las nueces.

El zinc ayuda al sistema autoinmune para que éste funcione de forma adecuada, cuida la estructura de las células, indispensable para la reproducción sexual y la fertilidad.

La inexistencia de este oligoelemento puede causar retraso en el crecimiento, lesiones en la piel, mala cicatrización de las heridas, ceguera, alteración en el sentido del gusto y caída del pelo.

Cobre: Este se encuentra contenido en las legumbres, frutos secos, vísceras, marisco, ciruelas, pasas, alimentos integrales entre otros.

Interviene en la formación de los glóbulos rojos, ayuda a transportar el hierro, colabora en la asimilación de la vitamina C, mantiene la estructura ósea, protege sistema nervioso.

La deficiencia de este mineral puede causar despigmentación del cabello y de la piel, dilatación de las articulaciones, degeneración del cerebro, desmineralización ósea.

Importancia de los minerales de la alimentación

Existen 26 minerales importantes, para el buen funcionamiento de nuestro organismo, tanto su carencia como su exceso pueden causar enfermedades crónicas.

Las cuales desaparecen al aportarlas o disminuirlas en las dietas que realicemos, por eso deben estar en su justo equilibrio.

Deben formar parte de nuestra alimentación diaria el zinc, el calcio entre otros, ya que estos son eliminados constantemente y deben ser repuestos.

Entre su función específica podemos mencionar que regular los impulsos nerviosos, el metabolismo, el funcionamiento de las células.

La elaboración de los tejidos en huesos, dientes, entre otros, el proceso de síntesis de las hormonas, son indispensables para que se realicen los procesos químicos y eléctricos en el organismo.

También son indispensables para el buen funcionamiento de nuestro sistema inmunológico.

Estos minerales lo podemos integrar en nuestra alimentación a través de las frutas, carnes, leche, vegetales y otros alimentos que lo contiene, también los suplementos alimenticios y los fármacos.

Con el consumo de los minerales se pueden prevenir enfermedades como la artrosis, en el sistema óseo, y así nuestro organismo estar en buen estado.

La fuente principal de minerales nutricionales

Estos están en la tierra, donde son generados por la acción del sol, la luna y los planetas, por eso es indispensable que existen los cultivos alternados cada dos años.

Ya que sólo tendrá un reposo de un año, que es lo que tarda el proceso de traslación de la tierra el cual revitalizar los suelos.

Este tipo de agricultura permite la reposición de los minerales, facilitando su vez que los cultivos que se siembran tengan todos los nutrientes necesarios.

Lo cual estarán contenidos en las plantas, también el abono es parte fundamental del cultivo de los suelos y así aportará valores nutricionales a los frutos que estas plantas darán.

Suplemento de minerales

Suplemax es un multivitamínico que viene en una presentación de cápsulas de última tecnología en el mercado. Se encarga de fortalecer tu organismo, aportándole los requerimientos que este necesite.

Con su contenido vitamínico del complejo A, B, C, D, E, Suplemax se encarga de fortalecer el sistema inmunológico haciéndolo resistentes a enfermedades.

Suplemax aporta a tu salud los nutrientes y proteínas como el cobre, manganeso, zinc, selenio, calcio, potasio, hierro entre otros fortaleciendo tu sistema esquelético, la salud de tus dientes y tu sistema inmunológico.

Suplemax, es un multivitamínico que con sus hierbas cambiará nuestro estilo de vida sintiéndote fuerte y saludable en todo momento.

Este multivitamínico te ofrece todo lo que otros productos del mercado no tienen, sus minerales detendrán el desarrollo de enfermedades como la artritis, el raquitismo y la osteoporosis.

Te previene de enfermedades como la anemia.

La salud es lo primero

Los minerales son de suma importancia para el bienestar y la salud del ser humano, cada uno cumple una función fundamental en nuestro organismo. Se encargan de prevenirnos de enfermedades en el sistema nervioso, óseo  e inmunológico.

Mujer saludable. Brazos abiertos que animan de la mujer en concepto de la salud de la cima de la montaña de la salida del sol.

Nuestra salud es lo primero, de ella depende realizar las actividades del día a día, que te tocan desempeñar.

Un experto en nutrición es el único que te puede indicar cuales macrominerales y microminerales tu cuerpo necesita, en cuántas cantidades y por cuánto tiempo consumirlos para mejorar y facilitar tu calidad de vida.

Tu salud es lo primero, cuidala, evita los alimentos que son dañinos para la salud como las comidas rápidas. No es bueno automedicarse esto puede ser perjudicial para tu vida. Consume frutas y verduras a diario y una dosis de proteínas no te caerá mal, recuerda que: ¡somos lo que comemos!.

“Cada día que pasa, viene cargado de cosas buenas y de cosas malas, memoriza las buenas y desechar las malas”.

Comments 2

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *