Principales enfermedades del sistema digestivo

Principales enfermedades del sistema digestivo

Última actualización: 07-01-2019. Equipo Nutricioni

Nuestro sistema digestivo es importante, ya que su principal función es incorporar los nutrientes necesarios en nuestro organismo, así como vitaminas y minerales que extraen de los alimentos a través de la digestión. Pero ¿sabes cuáles son las principales enfermedades del sistema digestivo?.

El aparato digestivo está compuesto por varios órganos unidos entre sí, inicia desde la boca hasta el ano, comprendiendo el esófago, el estómago, el intestino grueso y delgado, el hígado, la vesícula y el páncreas.

El proceso digestivo comienza en la boca con la masticación, de allí los alimentos son dirigidos al esófago mediante la deglución.

Del esófago pasan al estómago, donde los alimentos son mezclados con los ácidos,  después pasan al intestino delgado donde son mezclados con los jugos provenientes de otros órganos para completar el proceso.

La mucosa intestinal es la encargada de la absorción de los nutrientes a través de las vellosidades. Estas absorben las proteínas, los lípidos y otros principios esenciales.

En el intestino grueso se realiza la absorción de los nutrientes que no fueron absorbidos en el intestino delgado, y por último se expulsan los desechos a través del ano.

Un mal funcionamiento de este proceso digestivo puede causar muchos problemas en nuestra salud y en nuestro organismo.

Ilustración de un estomago preparandose para comer

Enfermedades más comunes del sistema digestivo

Se denomina enfermedad digestiva a cualquier problema o afección que se presente dentro de nuestro aparato digestivo, algunas de estas afecciones pueden ser leves, moderadas o graves.

Las enfermedades más comunes que afectan nuestro sistema digestivo es la gastritis, úlceras gástricas, dispepsia, síndrome del intestino irritable, estreñimiento, reflujo gastroesofágico, enfermedad de Crohn, úlcera péptica, cáncer, entre otras.

Gastritis. Nuestro estómago está recubierto por una mucosa que es una capa de células que nos protege de los jugos gástricos.

Cuando esa capa o mucosa se inflama se conoce como la gastritis, esta inflamación puede ser producida por múltiples causas: alcohol, tabaco, alimentos, fármacos, infecciones, etc.

Los síntomas pueden variar de un individuo a otro, pero los más frecuentes son: ardor, malestar, gases , dolor, náuseas, etc.

Tratamiento para la gastritis

Algunos de estos medicamentos son:

Antiácidos. Aumentan el pH gástrico y disminuye las lesiones sobre la mucosa, y a su vez la inflamación en el estómago

Protectores gástricos. Crean una membrana protectora en el estómago disminuyendo la irritación y previniendo la gastritis.

Antibióticos. Son usados cuando la gastritis es causada por la infección del H Pylori, y casi siempre se usa la combinación de dos tipos de antibióticos por un mes

Además de estos medicamentos, debemos tener otros cuidados como evitar alimentos muy grasosos y muy dulces.

Enzi Activ es un suplemento alimenticio que puede crear una barrera protectora en el estómago y así disminuir los síntomas de la gastritis.

Alimentos que debemos consumir para prevenir la gastritis

La linaza. Además  de sus múltiples propiedades, la linaza acelera el vaciamiento gástrico, contiene nutrientes como proteínas vegetales, ácidos grasos polinsaturados, polisacáridos, vitaminas y fibras.

Yogurt. Es un alimento producido por organismos vivos parecidos a los que se encuentran en nuestros intestinos, es un probiótico que proporciona beneficios para nuestro aparato digestivo y la flora intestinal, regulando y proporcionándoles vitaminas y minerales.

La papaya o lechosa. Se recomienda el jugo de papaya que no esté muy madura, ya que contiene activos naturales que alivian los síntomas de la gastritis, reduce la inflamación estomacal y el dolor.

Avena. Está compuesta por fibras naturales, vitaminas y minerales que protegen las paredes estomacales y las mantienen listas para disminuir los excesos de ácidos.

Sábila. Contiene aloe vera, que es un gel que suaviza y elimina el ácido estomacal, puede lograr la sanación completa de la gastritis. Es una de las mejores plantas que ayudan a cuidar la mucosa digestiva.

Bicarbonato de sodio. Ayuda a disminuir los ácidos del estómago y así desaparecer los síntomas de la gastritis.

Enzi Activ es un suplemento alimenticio que contiene diversos beneficios naturales que favorecen en la prevención de la gastritis.

Úlceras gástricas: síntomas y prevención

La úlcera es una herida que se produce en la mucosa del estómago o duodeno a causa del exceso de ácidos gástricos, también puede aparecer en el esófago. Si las lesiones ulcerosas perforan el estómago, pasa a ser un estado grave para las personas que lo padecen.

El agente causal más frecuente de estas afecciones del estómago es el Helicobacter pylori, la mitad de la población mundial tiene esta bacteria en su sistema digestivo.

Aún no se conoce cómo se transmite, pero se cree que la fuente de contagio puede ser el agua y alimentos contaminados.

Otra de las causas que provocan las úlceras gástricas, es el consumo abusivo de antiinflamatorios, alcohol y tabaco.

Es importante aclarar que el estrés y el consumo de comida picante no son causantes de úlceras gástricas, pero que sí puede empeorar cuando ya la padecemos.

Síntomas más frecuentes de la úlcera gástrica     

Dolor abdominal. Este dolor es más frecuente después de cada comida, por el contacto de los ácidos gástricos con las lesiones del estómago.

Sensación de ardor. Esto ocurre cuando los ácidos gástricos fluyen hacia arriba  subiendo por el esófago, es una sensación de ardor que comienza en la parte baja del pecho y se extiende hasta la garganta.

Sangrado o hemorragia digestiva. Este sangrado se puede producir en cualquier parte del estómago, y a veces es tan pequeño que sólo se puede detectar con exámenes de laboratorio.

Hay dos tipos de sangrado o hemorragia digestiva, una se produce en el tracto digestivo superior y uno de los síntomas es el vómito. Otra es en el tracto digestivo inferior, uno de los síntomas es heces de color negro.

Vómitos después de las comidas. Esto se presenta cuando la mucosa gástrica está muy inflamada y los alimentos son muy pesados para tu sistema digestivo.

Intolerancia a los alimentos grasos. Nos damos cuenta de que tenemos intolerancia a los alimentos grasos, cuando después de consumirlos nos produce dolor de estómago. Estos alimentos pueden ser huevos, lácteos y sus derivados.

¿Cómo prevenir las úlceras gástricas?

Las personas que tengan predisposición a padecer úlceras gástricas deben de mantener una dieta adecuada, en la que deben disminuir el consumo de azúcar, alimentos fritos, café, bebidas gaseosas, harinas refinadas y alimentos muy condimentados con especies.

Deben de tratar de consumir alimentos que resultan beneficiosos para su digestión como son la papa y la batata, manzana, pimientos, piñas, frutos rojos, pepino, zanahoria y sábila.

Se deben suprimir los malos hábitos, ya que estos estimulan la secreción de ácidos gástricos, es muy importante eliminar el consumo de tabaco, alcohol y el consumo de café.

Para prevenir esta patología debemos crear algunos hábitos beneficiosos para nuestra salud, como masticar bien nuestros alimentos. Hacer varias comidas de poca cantidad a lo largo del día, tomar suficiente agua siempre fuera de las comidas, cenar temprano y comer alimentos ligeros.

Trata de llevar una vida sana, tranquila y manejar de manera inteligente las emociones y evitar el estrés.

Dispepsia: síntomas, tratamiento y prevención

La dispepsia es una molestia o dolor que se produce en la parte alta del estómago. Se caracteriza por la sensación de llenura, hinchazón, ardor y náuseas, en algunas personas indigestión.

En las personas que presentan dispepsia el estómago no se relaja después de las comidas, de ahí la sensación de llenura y pesadez. Observándose también problemas con el vaciamiento gástrico.

Las causas de la dispepsia aún son conocidas, en algunos casos pueden presentarse por la ingesta de algún medicamento o por comidas excesivas, se piensa que también pueden ser causadas por estrés, ansiedad o depresión.

El principal síntoma de la dispepsia es esa sensación de llenura y molestia en la parte superior del abdomen, que sucede después de las comidas.

Algunas personas presentan dolor que describen como calor o ardor, otro síntoma que se puede presentar pero con menos frecuencia son las náuseas.

Tratamiento para la dispepsia

Dieta. Ya que la dispepsia se presenta mayormente cuando realizamos comidas copiosas o excesivas, se recomienda realizar comidas bajas en grasas y calorías en pequeñas cantidades.

Medicamentos que reducen los ácidos gástricos. Deben ser indicados por un especialista. Y la mejor alternativa son las medicinas naturales como por ejemplo:

La canela. Esta especia tiene muchas propiedades y una de ellas es ayudar al proceso de digestión, eliminando inmediatamente la hinchazón del estómago.

Bicarbonato de sodio. Este medicamento natural es efectivo para aliviar la acidez, ya que disminuye la producción de los jugos gástricos.

Jengibre. Tomar jengibre fresco, en infusión o simplemente masticarlo, es un medicamento eficaz para calmar el dolor de estómago, la acidez y la hinchazón.

¿Cómo prevenir la dispepsia?

Como no se sabe exactamente las causas de la dispepsia, no se puede hacer una prevención como tal, pero sí podemos aprender rutinas saludables para evitar esta molestia.

Una alimentación sana, variada y equilibrada nos ayudará a mantener un buen estado de salud, para eso se recomienda comer todo tipo de verduras, carnes, pescado, frutas, cereales integrales y lácteos.

Otra de las rutinas que nos puede ayudar mucho, es a la hora de comer masticar muy bien los alimentos y comer porciones pequeñas varias veces al día.

Como en todas las afecciones del sistema digestivo, es recomendable eliminar o reducir lo más mínimo el consumo de bebidas alcohólicas, la ingesta de café y de tabaco, ya que son uno de los principales causantes de las enfermedades de nuestro estómago.

Síndrome del intestino irritable

Es un trastorno funcional crónico del tubo digestivo, que lleva a dolor intestinal y cambios en el funcionamiento digestivo.

Se caracteriza por los cambios de hábito en el vaciamiento intestinal, que puede variar de estreñimiento, diarrea o ambos.

Puede manifestarse sin que exista una enfermedad orgánica de base, es el trastorno más común diagnosticado y el segundo causal de abstención laboral.

Existen muchos tratamientos y terapias disponibles para aliviar los síntomas del síndrome de intestino irritable, pero ninguno de estos métodos te aseguran la curación por completo.

Es por eso que te recomendamos, seguir algunas recomendaciones nutricionales que te pueden ayudar a prevenir este síndrome o disminuir los síntomas, si ya lo padeces.

Pocos científicos apoyan la restricción de algunos alimentos. Pero en vista de que puede haber intolerancia en algunos de los alimentos, te recomendamos que evites las comidas copiosas y las cantidades excesivas de grasas.

Medidas preventivas para el síndrome de intestino irritable

Trate de mantenerse relajado y tranquilo a la hora de realizar las comidas, y cumplir los horarios regulares para comer sin saltar ninguna.

Evite el estreñimiento, agregando en su dieta alimentos con alto contenido de fibras progresivamente, y trate de acostumbrar el organismo a ir siempre a una misma hora al baño.

Realice ejercicios físicos regularmente, te recomendamos los ejercicios que se realizan al aire libre, ya que te ayudan a mantenerte más relajado.

Algunos alimentos probióticos o suplementos alimenticios pueden resultar beneficiosos para los trastornos digestivos, tal es el caso de Enzi Activ el cual los contiene dentro de su fórmula.

Identifica los alimentos que te causan molestias o que no toleres, y trata de disminuirlos o eliminarlos de  tu dieta diaria.

Bebe suficiente agua durante el día, se recomienda de 2 a 4 litros diarios, ya que es muy importante garantizar la hidratación cuando hay este tipo de afecciones, además que te ayuda a mejorar el estreñimiento.

Estreñimiento: ¿cuáles son sus causas?

El estreñimiento no es una enfermedad como tal, es más que todo una condición relacionada con los hábitos intestinales y el tipo de alimentación.

Se considera que una persona es estreñida cuando dura más de 3 días sin defecar, aunque esto varía de una persona a otra.

Algunas personas se consideran estreñidas, porque sus heces son muy duras y cuando evacuan, queda la sensación de no haber evacuado por completo.

Las causas más frecuentes del estreñimiento es por no llevar una alimentación adecuada, muchas personas no incluyen fibra en su dieta y consumen muy poca agua, por lo cual las heces se compactan y se ponen duras.

Debido a esto es conveniente incluir en nuestro consumo diario suplementos como Enzi Activ, que nos provean todas las vitaminas, minerales y fibra que nuestro organismo necesita para funcionar correctamente.

Muchas veces nosotros mismo somos responsables de hacernos estreñidos, porque no dedicamos un tiempo específico para ir al baño con tranquilidad.

Los apuros y el corre, corre del día a día nos absorben de tal manera, que hasta ir al baño lo dejamos en segundo plano, causándonos un gran daño.

Pocas veces el estreñimiento está relacionado con algunas enfermedades, puede ser un síntoma en las personas con diabetes, con enfermedades de la tiroides, depresión, enfermedades del corazón y algunas causas fisiológicas.

Ilustración de mujer en el baño con fuerte dolor de estomago

Estreñimiento: tratamiento y prevención

Para tratar el estreñimiento, primero debemos saber la causa que lo produce, la mayoría de las veces sólo basta con añadir fibra a nuestra dieta diaria y mucha agua.

Para prevenirlo debemos acostumbrar el cuerpo a ir al baño cuando sea necesario y no aguantar las ganas, es recomendable ir al baño en horas de la mañana y tratar de que siempre sea a esa misma hora, así nuestro organismo se adaptará y te sentirás mejor.

Come frutas y verduras ricas en fibra, la ciruela es una de las más beneficiosas para prevenir el estreñimiento.

También el melocotón y el albaricoque, cómelas con cocha, ya que allí se encuentra la mayor concentración de fibra (recuerda lavarlas muy bien antes de ingerirlas).

Las  verduras como espárrago, brócoli, ahuyama, repollo y lechuga, son ricas en fibra que te ayudarán a prevenir el estreñimiento.

También debes tratar de consumir cereales, harinas, pasta y pan, que sean elaborados con harina integral. Las harinas blancas refinadas no son buenas para tus intestinos.

Otro alimento súper poderoso para combatir el estreñimiento es la linaza o semilla de lino, ya que tiene muchos nutrientes que benefician nuestra salud y un alto contenido en fibra.

Reflujo gastroesofágico

Esta enfermedad del sistema digestivo, ocurre cuando la válvula que controla el paso de los alimentos del estómago hacia el esófago está alterada, o funciona de manera inadecuada.

Cuando comemos, los alimentos que ingerimos van desde la boca hasta el estómago a través del esófago.

Al llegar al estómago hay un anillo que debe cerrar para que los alimentos no se devuelvan hacia el esófago.

Este anillo se denomina esfinge esofágico, cuando el esfinge no cierra o funciona inadecuadamente los alimentos se devuelven, causando una irritación en el tubo digestivo, a esto lo llamamos reflujo gastroesofágico.

La prevención de esta enfermedad, se basa en las mismas indicaciones de las descritas anteriormente en todas las enfermedades del sistema digestivo. Evitar alimentos y bebidas como el alcohol, café, alimentos grasosos y muy condimentados, chocolates, bebidas gaseosas, etc.

También debemos tomar ciertas medidas preventivas, cuando ya padecemos de esta enfermedad como son: evitar comer antes de acostarse, lo ideal es hacerlo 3 a 4 horas antes, dormir con la cabeza levantada, evitar hacer ejercicios después de comer, etc.

Enfermedad de Crohn

Es una enfermedad inflamatoria intestinal, que altera el funcionamiento normal del intestino por causas de lesiones.

Es una enfermedad crónica, por lo tanto no tiene cura.

Aún no se conoce su origen, se cree que tiene un componente autoinmune, en el cual el sistema inmunitario ataca su propio intestino causándole las lesiones inflamatorias.

Esta enfermedad puede tener varios factores que desempeñan un papel en su aparición como son: factores hereditarios (estudios realizados muestran que las personas blancas poseen mayor riesgo de contraer esta enfermedad). Factores ambientales, tabaquismo, etc.

Los síntomas de la enfermedad de Crohn son: diarrea crónica, fiebre, cansancio, dolor abdominal, pérdida de peso, pérdida de apetito, heces con sangre, etc.   

No se puede prevenir, ya que aún no se conocen las causas y por tener factores hereditarios que no se pueden corregir. Pero sí se puede reducir el riesgo de la enfermedad, eliminando los hábitos no saludables para nuestro organismo.

Debemos llevar una alimentación totalmente sana, básicamente de vegetales no ácidos, eliminar el alcohol, el tabaco y el café de nuestra dieta.

Úlcera péptica

La úlcera es una lesión o llaga a carne viva, que se forma en el tejido que reviste el estómago o el intestino el síntoma más común, es la sensación de ardor en el estómago y dolor.

Este dolor puede aparecer cuando tienes hambre o durante la noche, puede durar unos minutos u horas, y desaparece cuando comes algo o tomar cualquier antiácido.

La principal causa de la úlcera péptica es la infección por Helicobacter pylori y el uso descontrolado de analgésicos como la aspirina.

Para prevenir la úlcera péptica principalmente debemos prevenir la infección con el Helicobacter pylori. Y esto lo podemos lograr tomando ciertas medidas higiénicas como son lavarse las manos antes y después de ir al baño, lavar bien nuestros alimentos antes de ingerirlos, principalmente las frutas y verduras.

Cáncer digestivo

Hay muchas formas de cáncer del sistema digestivo, y son el tipo más común de cáncer.

También son los más mortales. Por ejemplo el cáncer más común entre hombres y mujeres es el de colon, y es la segunda causa de muerte en algunos países.

Aunque este tipo de cáncer es uno de los más graves, la detección y el diagnóstico a tiempo pueden marcar una gran diferencia en el pronóstico de vida.

Para prevenir el cáncer en el sistema digestivo, debemos evitar principalmente, padecer de las enfermedades que te hemos descrito anteriormente.

Y eso lo podemos lograr llevando una alimentación sana, nutritiva, rica en frutas y verduras, consumir la cantidad de vitaminas y minerales adecuadas para nuestro organismo y apoyarnos en suplementos nutricionales como Enzi Activ.

div id = "writer" style = "display: none;">Maritza Quiroz

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *