Pensamientos eróticos ¿Cuándo y porqué aparecen?

Pensamientos eróticos ¿Cuándo y porqué aparecen?

Última actualización: 29-11-2018. Equipo Nutricioni

Cuando todos los sentidos se ven atrapados en un mar de sentimientos sexuales lujuriosos, los pensamientos eróticos están presentes. Estos estimulan el orgasmo y llega a sentir cosas indescriptibles.

Ahora bien, el erotismo por sí solo es un término que a través de la historia ha llegado a abarcar un sinfín de aspectos: Poemas, estatuas, bailes, dibujos, novelas, pinturas, libros, películas, entre otros.

Además, con la pasión amorosa humana y sensual.

Existe una diversidad de temas con relación a este asunto. Los investigadores relacionan los pensamientos eróticos con la capacidad de motivar el orgasmo. Explican que, para lograr el placer total, estos pensamientos deben ser los más idóneos.

Además, para lograr el objetivo, los pensamientos que estimulan el orgasmo deben permitir que la mente los digiera de manera natural. La mente debe concentrarse en lo que desea y no distraerse.

Otros estudios han dado como resultado los pensamientos eróticos durante el acto sexual permite que la mujer alcance su orgasmo con más asiduidad. Por otro lado, las que se les dificulta concentrarse no logran ese placer con su pareja.

Se ha comprobado que para llegar al clímax con frecuencia es necesario concentrarse en sus emociones físicas y tener pensamientos eróticos.

Además, dejar las preocupaciones a un lado sean estas físicas (su apariencia) o de otra índole.

De manera que, para obtener el mayor grado de placer en el acto sexual, la mente debe estar dirigida correctamente a alcanzar el objetivo.

Debe estar concentrada en pensamientos eróticos que estimulen el orgasmo para el disfrute del momento.

Un aliado para estimular el deseo de la mujer es el suplemento LibiActiv Mujer. Este permite que la mujer obtenga un mayor deseo sexual, aumenta su nivel de energía y se mantiene con más vitalidad.

¿Cómo se diferencia el erotismo y la pornografía?

Hombre con azote de asno, mujer del gancho agarrador del azote, fondo negro

Realmente no hay un verdadero consenso donde se pueda clasificar el adjetivo erótico.

Sin embargo, algunos investigadores sitúan este término en una escala valorativa de menos a más: Travieso-picante- erótico-obsceno-soez-pornográfico.

Ahora bien, en líneas generales para circunscribir el término erotismo y pornografía es de índole personal.

Hay una diferencia, el erotismo muestra la piel con amplitud y deja lo demás a la imaginación. La pornografía muestra el acto sexual sin restricciones.

La historia registra que para el siglo XVI comenzaron a presentarse las primeras discrepancias entre artistas y el estado en cuanto restringir los contenidos eróticos. Originalmente se dio comienzo con la intervención de la iglesia con carácter dogmática.

Pronto la inquisición católica dirigió sus objetivos a lo relacionado con temas sociales y políticos. De allí que tanto pintores novelistas, poetas, impresores y los compradores actuaban clandestinamente para desarrollar sus artes.

Finalmente, los avances tecnológicos han permitido que se den a conocer las expresiones del ser humano. La fotografía, el cine, los sistemas de grabación de audio y video, el internet y otros medios han ayudado a la difusión de la cultura.

De allí que lo amantes del pensamiento sexual han utilizado bien los medios a su alcance para plasmar con el idioma universal las expresiones mentales.

Las autoridades han visto con mucho recelo y temor la incidencia que puede conllevar la difusión sin control de tales exposiciones.

En especial, en los de alto contenido erótico tratan de imponer censuras, ejemplo de ello tenemos el cine.

Sin embargo, a lo largo del tiempo y los avances de la tecnología, los mitos y tabúes, los miedos y las censuras a lo íntimo o sexual han disminuido.

Ahora se observa lo picante, lo atrevido lo sexy, lo soez y lo erótico en casi cualquier producto publicitario.

Es por ello que en la actualidad resulta indispensable el ingrediente erótico en casi todos los medios de publicidad.

De hecho, su expresión implícita e incluso explícita, prácticamente ya no causa sorpresa o admiración alguna en los observadores.

¿Cuál es el resultado de las fantasías sexuales?

Hombre joven empezando a tocar a mujer previo a la relación sexual

Tener fantasías no sólo es propio de los niños. Todo ser humano tiene la capacidad de echar a volar la mente y vivir experiencias quizás dentro de un contexto irreal. De manera que, en el acto sexual, los pensamientos eróticos juegan un papel importante.

¿Qué enriquecen las fantasías sexuales? Los analistas sexuales aseguran que la mujer comienza sus fantasías desde que es niña con pensamientos románticos. Luego, esas ideas aumentan con el tiempo a un plano más sexual.

Se cree que existe una relación entre el desarrollo sexual y la evolución de las fantasías.

Estas últimas, en combinación con vivencias cruciales, culturales y el conocimiento adquirido relacionado al sexo a través del tiempo.

Los sexólogos clasifican las fantasías sexuales de dos maneras: Uno las fantasías noveladas y dos las fantasías no noveladas.

En la primera, los personajes interactúan entre ellos. Los papeles varían: está el dominante y está el amado.

En este primer bloque, el dominante es que lleva el control y la persona amada manifiesta cariño, dulzura, la intimidad e incluso la atracción espiritual. Además, puede aparecer la víctima donde hay miedos y violencia.

También, la persona llega a fantasear sintiendo que ella misma es un objeto de deseo o siendo ella misma con características de salvajismo. Así como actuando como un espectador o como un voyeur.

En el segundo bloque están las fantasías no noveladas. Estas encajan o van de la mano con los sentidos del ser humano.

Es decir, son estímulos tanto visuales como auditivos y táctiles. Estos al darle rienda suelta inducen al placer cuando se desarrollan en la mente.

La mente: arma poderosa para usarla correctamente

Representación de la mente del éxito. El laberinto dentro de la cabeza representa la dificultad para alcanzar el éxito. Fondo oscuro.

Se dice que la mente es impulsor más potente para llevar a cabo la aceleración sexual.

Los sexólogos aseguran que dar uso a la capacidad de fantasear la vida sexual cobra mayor disfrute y placer, aunque no se puedan vivir.

Una de las ventajas que aportan las fantasías es que la persona se esfuerza por resaltar su atractivo personal.

Esto le permite mejorar su autoestima, ya que se concentra en los aspectos que muestren los rasgos más sexys.

Otro beneficio que producen las fantasías es que preparan a la persona para los futuros encuentros. Además, que puede servir para superar algunas condiciones o restricciones actuales o incluso para tener recuerdos placenteros.

Por otro lado, los expertos señalan que las fantasías tienen la característica de ser adaptarse al gusto y a la necesidad individual. Esto se debe a que las mismas pueden ser moldeadas al gusto de la persona según las forme en su mente.

Para algunos las fantasías sexuales son “la pepita de oro” pues es algo por lo que no tienes que pagar y resulta en una técnica sencilla y agradable.

Además, está al alcance de todos y si se le da rienda suelta a la imaginación es inagotable.

La iniciación sexual y la conducta de los niños

A nivel mundial los niños comienzan a mostrar curiosidad sobre temas sexuales y sus partes corporales. Para muchos padres se convierte en una situación muy incómoda ante el aluvión de preguntas que se generan en este proceso.

Los padres no siempre están preparados para enfrentarse a los cambios físicos y emocionales de sus hijos. Su preocupación los lleva a preguntarse “¿Es mi hijo normal?” ¿Qué debo hacer y qué debo decirle?” “¿Cuánto tiempo debo esperar para explicarle?”

Los niños necesitan y esperan que los padres los ayuden a entender por qué están pasando por esos cambios corporales. Para algunos padres estos temas toma tiempo asimilarlos pues les resulta un tanto vergonzoso hablar de ello.

Es importante que los padres comprendan que deben orientar a sus hijos en estos temas tan pronto como su edad y su conducta lo ameriten.

Los padres son los más idóneos para impartir a los hijos una educación sexual sana, de otro modo la adquirirán de forma distorsionada.

Básicamente, el comportamiento de los niños se ve afectado o moldeado por su edad, lo que observa a su alrededor y por lo que se le enseña (cultura, religión). Los padres con niños en edad de 1 a 3 años deben estar atentos a sus curiosidades corporales.

Los padres, aunque les resulte inquietante la idea de que sus hijos están creciendo, deben mentalizarse de que ellos crecen muy rápido. Crecen tanto física como mentalmente y los padres muchas veces se sorprenden ante sus conductas.

¿Cuándo comienza el comportamiento sexual en los niños?

Imagen en primer plano de niños adolescentes

En el caso de los niños en edad preescolar, es decir, menores de 4 años, pueden estar completamente desnudos ante los demás.

Sienten curiosidad de tocar los pechos de las mujeres o mirar las partes íntimas de los adultos en el baño.

Tanta curiosidad los lleva a descubrir que ciertas partes de su cuerpo les proporciona una sensación agradable.

En tal sentido, los padres deben estar atentos a conocer el comportamiento de sus hijos, por ejemplo, que hace cuando está solo en el baño.

Si los niños tienen una edad comprendida entre 4 y 6 años, los padres y otros adultos responsables deben tomar en serio si el niño se toca sus partes a propósito. Si dice palabras soeces, si imita el comportamiento de parejas como besarse.

Los niños en edad de 7 a 12 años, los padres deben observar a qué juegan como por ejemplo a la mamá y el papá o a la novia y el novio. Tocarse sus partes íntimas a propósito, mirar fotos de personas desnudas y ver o escuchar material de contenido sexual.

Además, cuando comienza la atracción sexual de otros niños o niñas de su edad o querer tener mayor privacidad. Vigilar el comportamiento inusual de los niños, permitirá a los padres brindarles la ayuda al tiempo apropiado.

La ayuda que los padres brindan a sus hijos les permitirá reconocer cuando una caricia es apropiada y cuando no lo es. Se debe inculcar en los niños que su cuerpo le pertenece y tiene derecho a decir “no” a ser tocados por adultos.

Por otro lado, es importante vigilar el tono de voz que utilizamos al hablar con los niños de temas sexuales. Un tono tranquilo, pausado y con preguntas abiertas ayudarán al niño a no cerrarse o contestar un simple sí o no.

Si descubre una situación o una conducta sexual en su hijo podría preguntarle: ¿Qué hacías? ¿Cómo aprendiste hacer eso? ¿Cómo te sentiste al hacerlo? Preguntas bien pensadas contribuirá a una buena comunicación entre padre e hijo.

Ahora bien, como hemos visto las sensaciones y pensamientos sexuales aparecen desde muy temprana edad. Se debe hablar con honestidad a los hijos de temas sexuales, así los ayudará a crecer sanos mentalmente.

La mujer: los deseos sexuales y preferencias

Científicamente, los resultados muestran que el hombre por su naturaleza explica de forma más directa sus deseos sexuales. Por el contrario, la mujer es más tardía para expresarlo corporalmente. Su condición hormonal suele influir en su inclinación sexual.

La mujer que está pasando por el período de ovulación es más propensa a buscar encuentros sexuales. Por otro lado, reanuda sus encuentros sexuales eróticos con su propia pareja.

Debido a los períodos hormonales por los que la mujer pasa, no siempre es fácil comprender su composición emocional y química que ella siente y vive.

Se da el caso de mujeres que tienen menos inclinación a tener una relación completa, adaptándose a la autoexploración.

En vista de su compleja naturaleza, también, se dan casos donde para la mujer el placer sexual único no es su forma habitual. De allí que se hace necesario abrir el abanico de pensamientos eróticos.

¿Qué prefieren las mujeres? Estadísticamente los hombres buscan más incrementar el número de parejas sexuales. Las mujeres prefieren ampliar la cantidad de encuentros picarescos con su propia pareja.

El objetivo que la mujer busca en esta preferencia perfeccionar el placer dándole nuevos coloridos sexuales. Hace que cada encuentro sea diferente, bien sea cambiando el lugar, las posiciones o incluso crear situaciones que estimulen el deseo.

En este último caso, el suplemento LibiActiv Mujer es un producto creado para dar vitalidad sexual a la mujer. Sus componentes mejoran positivamente a vida sexual femenina.

Otros hallazgos demuestran que un porcentaje sustancial de mujeres desean tener más libertad para dar rienda suelta a sus fantasías. Aseguran querer probar nuevas emociones. Sin embargo, la gran mayoría manifiesta que necesita sentirse única y exclusiva.

Para ellas es algo excitante que el hombre manifieste ser un líder, pues eso les transmite confianza. Es casi natural en la mujer esperar de su pareja que sea capaz de tomar decisiones importantes.

Para la mujer es todo un cóctel de excitación que el hombre tenga un buen sentido del humor. De allí que si el hombre por naturaleza tiene un carácter jocoso tiene la mitad del terreno ganado a la hora de ir a la conquista.

Enfermedades relacionadas con los pensamientos eróticos

Las enfermedades o trastornos sexuales se han clasificado en tres grupos: Las parafilias, las disfunciones sexuales y los trastornos de identidad sexual.

Las parafilias. Se describen como aceleradas y repetitivas fantasías sexuales, la estimulación sexual que involucran el uso de objetos. También, conlleva a sufrimiento, incluso a la humillación propia, a niños o personas que no lo aceptan o toleran.

Es por ello, que este tipo de personas se les califica como desadaptativas. Las personas con estas características se perjudican asimismo y también dañan la calidad de vida de otros. Algunas formas de conducta son:

El exhibicionismo. Conducta que se manifiesta con un nivel de excitación considerable, poniendo al descubierto sus partes genitales espontánea y repetidamente. Generalmente, ocurre en niños y adolescentes en su mayoría hombres.

El fetichismo. La persona es excitada por la manipulación de algunos objetos como, por ejemplo, la ropa interior femenina. En este trance el individuo se masturba tocando la prenda. Casi siempre son heterosexuales y algunos son travesti.

El sadismo. El individuo siente la necesidad de hacer daño a otra persona para conseguir la excitación sexual. Sus acciones las lleva a la práctica con o sin el deseo de la otra persona. Puede llegar a violarla o penetrarla con objetos.

El Voyerismo. La persona se excita con observar personas desnudas que estén realizan el acto sexual sin ser descubierto. Esta característica de no ser descubierto es lo que le provoca la excitación.

El froteurismo. El individuo alcanza la excitación frotando o rozando sus partes genitales con el cuerpo de otra persona sin su consentimiento. Normalmente son comunes en espacios públicos como discotecas el metro o el autobús.

El masoquismo. Es una de las conductas de las parafilias más perjudiciales para el individuo. Lleva a la persona a provocarse daño así mismo. Siente la necesidad de ser maltratado, humillado o atacado para conseguir el placer sexual.

La paidofilia. Se le conoce también como pedofilia y se caracteriza por alcanzar la excitación mediante fantasías sexuales. Las conductas de placer sexual comprenden el acto sexual entre un adulto y un niño entre 8 y 12 años generalmente.

Otros trastornos presentes en el acto sexual

Las disfunciones sexuales. Abarcan todas las variaciones que pueden darse en el acto sexual.

Las causas que producen su aparición pueden ser de carácter físico, psicológico o ambos. Algunas de ellas son:

Los trastornos del deseo sexual. Dentro de este rubro se encuentran varios tipos de manifestaciones del deseo sexual. Veamos algunos:

El deseo sexual inhibido. Esta característica es más usual en las mujeres. Consiste en una apatía o desinterés por el sexo, la persona carece de fantasías sexuales ni pensamientos eróticos.

El trastorno de la excitación sexual. Consiste en la dificultad de la mujer en conseguir la excitación sexual por no lograr mantenerse lubricada hasta la culminación del acto sexual. En el caso de los hombres da lugar a la impotencia.

El trastorno por aversión al sexo. Las personas que presentan este trastorno se caracterizan por manifestar ansiedad y pánico ante el acto sexual. Procuran evitar todo contacto con los genitales, siendo más común en las mujeres.

El suplemento LibiActiv Mujer es un verdadero aliado para la mujer que padece de dificultades sexuales. Este multivitamínico le da a la mujer las energías y la vitalidad para alcanzar el placer sexual.

El trastorno del orgasmo. En la mujer la disfunción orgásmica o anorgasmia es la poca presencia o lentitud del orgasmo en el acto sexual y en el hombre es similar.

El trastorno por dolor. En la mujer el dolor se presenta a la hora de efectuarse el coito. Se presenta una alteración, los músculos se contraen y se produce el cierre de la abertura vaginal.

Ante las variadas dificultades que pueden estar presentes en la actividad sexual, la mujer de hoy cuenta con ayuda. LibiActiv Mujer permite a la mujer mantener su vitalidad sexual.

Los trastornos de identidad. Son otro grupo que presentan algunas personas a lo largo de su vida. Consiste en el deseo de identificarse asimismo como perteneciente al sexo opuesto.

Este es un tema álgido, donde las tendencias van en aumento a nivel mundial. Siendo ese el caso, se ha definido este proceso como algo de índole personal donde la misma adquiere su derecho de decidir qué quiere ser.

Ayudas para lograr la satisfacción sexual

Un estimulante sano para aumentar el deseo sexual es la risa. Al reír, se produce una liberación de endorfinas, favorece la circulación y se oxigena la sangre. Las endorfinas son neurotransmisores que actúan estimulando el amor y el sexo.

Por otro lado, el reír minimiza el nivel de estrés y las tensiones, sean estas debido al momento sexual o a las presiones del día a día.

Cuando están presente los nervios antes del acto sexual, recuerda los efectos positivos y desinhibidores que éste produce.

Otro aspecto fundamental es entender que el sexo para la mujer es tan importante como lo es para el hombre. Sencillamente la mujer lo vive y lo disfruta de manera diferente al hombre.

Por otro lado, es importante investigar un poco más esos deseos que están ocultos en la mente de tu pareja.

Esas pequeñas pero importantes peculiaridades de la mujer que forma parte de tu vida erótica.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *