Retrato de mujer joven confusa de pensamiento, desconcertada rasguñando la cabeza buscando una solución, mira para arriba, fondo de muchos signos de interrogación

¿Para qué sirven las vitaminas? Sustancias imprescindibles

¿Para qué sirven las vitaminas? Sustancias imprescindibles

Última actualización: 11-05-2019. Equipo Nutricioni

Retrato de mujer joven confusa de pensamiento, desconcertada rasguñando la cabeza buscando una solución, mira para arriba, fondo de muchos signos de interrogación

Al pensar en el cuidado de tu salud es, prácticamente, imposible no preguntarse para qué sirven las vitaminas. De hecho, debería ser una regla general conocer todo acerca de estos nutrientes, y cómo pueden ayudar a tu cuerpo.

Las vitaminas forman parte de los conocidos nutrientes esenciales, es decir, aquellos que son imprescindibles para el funcionamiento del organismo, pero que el cuerpo no es capaz de producir por sí mismo.

En consecuencia, es necesario tomarlos de los alimentos.

Su origen es natural, y la gama de alimentos de donde podemos obtenerlas, es muy extensa. Sin embargo, será más sencillo encontrar unas vitaminas que otras. Razón por la cual, debemos estar atentos a las cantidades que consumimos.

Cuando las vitaminas no son suficientes, podemos presentar problemas serios de salud.

Igualmente, sus funciones son muchas y variadas. Una sola clase de vitamina, puede tener propiedades para diferentes áreas o sistemas del organismo, como el aparato cardiovascular, la salud hepática o la piel y los huesos, por ejemplo.

Las principales funciones de las vitaminas

Básicamente, las vitaminas luego de entrar en el cuerpo se ven involucradas en los diferentes procesos metabólicos, que permiten mantener el organismo trabajando.

Por ejemplo, la vitamina C es fundamental para que se pueda asimilar el hierro, un mineral necesario para la formación de las células sanguíneas. También tenemos la vitamina A, que participa en la regeneración de varios tejidos, desde la piel hasta los huesos.

Desde otro punto de vista, se puede igual mencionar a las vitaminas B9 y B12, imprescindibles para que el sistema nervioso se desarrolle sanamente. Su trabajo inicia desde la formación del feto, y continúa durante toda la vida.

Todavía quedan más vitaminas, con más propiedades específicas. Así que queremos profundizar mucho más en sus características.

Vitaminas antioxidantes contra los radicales

Uno de los aspectos más llamativos de las vitaminas, son las propiedades antioxidantes. Está cualidad es la que les permite detener el deterioro de las células cuando entran en contacto con los radicales libres.

Estos son moléculas que entran en las células del cuerpo, comenzando un proceso conocido como estrés oxidativo. Las células envejecen rápidamente, y puede dar origen al cáncer.

Las vitaminas con el mayor poder antioxidante son las vitaminas A, C y E.

A para los tejidos

Las vitamina A puede permanecer mucho tiempo en el cuerpo, porque no se disuelve en agua, sino en lípidos. Se pueden encontrar dos clases de vitamina A, con diferentes beneficios para el organismo, además de su poder antioxidante.

  • Protege la retina, y mantiene su funcionamiento.
  • Facilita la regeneración de piel, huesos, músculos, y otros tejidos.
  • Beneficia la formación de espermatozoides.
  • Potencia el sistema inmunológico.

Para tomar la de los alimentos, debes buscarla en: zanahorias, derivados de la leche, huevos, brócoli, lechuga, espinaca, mango, melocotón.

C contra el cáncer

También conocida como ácido ascórbico, se ha hecho famosa por considerarse una gran aliada para el sistema inmunológico, lo cual es cierto. Del mismo modo, tiene beneficios para el sistema cardiovascular y el cuidado de la piel.

  • Acelera la síntesis de colágeno, para piel y tejidos conectivos.
  • Favorece la cicatrización de heridas cutáneas.
  • Combate el daño de células, disminuyendo el riesgo de cáncer.
  • Protege la mucosa y el sistema respiratorio.

Las frutas cítricas son importantes fuentes de esta vitamina, pero también los son: fresas, manzanas, peras, melocotón, espinacas, pimientos, espárragos, brócoli, papas.  

E en la formación de células

La vitamina E también es liposoluble, y se le conoce como la vitamina especial de la piel y el cabello. Estas propiedades, se esconden detrás de su gran participación en la producción de células nuevas, y en el retraso del estrés oxidativo.

  • Mejora la formación de células sanguíneas, especialmente, glóbulos rojos.
  • Cuida los músculos del deterioro.
  • Beneficia el flujo de la sangre.
  • Protege las articulaciones y sus tejidos.

Su principal fuente alimenticia, son los cereales integrales y completos, lechugas, coles, espárragos, espinacas, semillas, frutos secos.

Capsulas de color naranja con las iniciales de las vitaminas pertenecientes al complejo B

Complejo B multitareas

A diferencia de las vitaminas A, C y E, cuando hablamos de vitamina B, es necesario abarcar una lista de 8 tipos que forman parte del mismo complejo. Estas son: B1 (Tiamina), B2 (Riboflavina), B3 (Niacina), B5 (Ácido pantoténico), B6 (Piridoxina), B8 (Biotina), B9 (Ácido fólico) y B12 (Cobalamina).

Su variedad es tal, que pueden estar involucradas muchos sistemas o funciones diferentes en todo el organismo al mismo tiempo.

Reducen colesterol lento y protegen al corazón

La niacina (B3) tiene una gran influencia dentro del cuerpo, para ayudar en la digestión de grasas, proteínas y carbohidratos. En consecuencia, sus beneficios incluyen minimizar los niveles de colesterol lento dentro de la sangre.

Por otro lado, las vitaminas B6, B9 y B12 son elementos importantísimos en la liberación de nuevas células sanguíneas, en este caso, glóbulos rojos. Además, la vitamina B6 es capaz de reducir la presencia de homocisteína, una sustancia relacionada con el desarrollo de enfermedades del corazón.

Alivian las molestias de la artritis

Comenzando por la vitamina B3 y B5, este complejo es capaz de proporcionar beneficios antiinflamatorios para los pacientes de artritis, que experimentan grandes molestias al despertar por la mañana.

Beneficia el sistema nervioso central

Una de las razones por las que deben tomar ácido fólico las mujeres embarazadas, es porque esta vitamina es protagonista en la formación del sistema nervioso, cuando el feto se está desarrollando.

Igualmente, debemos contar con la B12, y sus propiedades para cuidar de la buena condición de las células del sistema nervioso: las neuronas. En especial, este nutriente debe beneficiar la conexión que se crea entre ellas, para mantener la memoria y concentración en óptimas condiciones.

Protege la vista e incrementan la energía disponible

Para mejorar el desempeño de los ojos, lo mejor es la vitamina B2 de este complejo. Mientras tanto, otras como la B1, B3, B5, cumplen un papel muy relevante al facilitar la liberación de energía, contenida en nutrientes como las proteínas y los carbohidratos.

Encuentra tus vitaminas B

  • Pescados azules
  • Legumbres
  • Carnes blancas (pollo, cerdo)
  • Huevos y yogur natural
  • Aguacate
  • Vegetales de hojas, o de cuerpo, verde

Todas tus vitaminas en cápsulas

Tomar tus vitaminas no tiene por qué ser un problema. La opciones naturales, es decir, las que vienen de los alimentos son las ideales. Sin embargo, la ciencia nos ha brindado algunas alternativas como lo son los suplementos nutricionales.

Gracias a ellos, tenemos acceso rápido a las vitaminas específicas que necesitamos en nuestra dieta, en caso de tener alguna carencia que lo amerite. ¿Conoces VicMujer y todo lo que puede hacer por ti?

En lugar de tomar 10 suplementos diferentes, para 10 vitaminas distintas, esta fórmula te las ofrece todas, dentro de una cápsulas cargadas de nutrientes. Dado que, además de vitaminas, también guarda minerales más extractos de frutas y plantas medicinales.

La mayoría de los beneficios de las vitaminas ya los conocimos. Y, más adelante indagaremos sobre la vitamina D. Pero antes, nos concentraremos en los minerales que también vienen en VicMujer : Fósforo, magnesio, zinc, selenio, cobre, manganeso, cromo y potasio.

¿Sabías que las mujeres deberían consumir unos 8 mg de zinc diarios?

El zinc es necesario para mantener la regeneración celular, y neutralizar las células dañadas, para reducir el riesgo de padecer algún tipo de cáncer. Además, es útil para el bienestar del hígado.

Otro mineral maravilloso es el potasio, un excelente aliado para mantener los huesos sanos, así como la comunicación entre fibras nerviosas y musculares.

VicMujer también guarda una espacio especial para las plantas medicinales, como el té verde, trébol rojo, salvia y clorofila, aunque contiene muchos más componentes.

El té verde, se toma por ser considerado un arma contra el envejecimiento prematuro, pues, es antioxidante natural. De igual modo, regula los índices de azúcar y colesterol en la sangre.

Por su parte, el trébol rojo ayuda a frenar la pérdida de masa ósea en las mujeres menopáusicas, y regular sus hormonas.

Cuando hablamos de salvia y clorofila, nos interesamos en sus propiedades para evitar los problemas de la digestión, y aumentar la producción de orina, para eliminar toxinas más rápidos.

Son tanto los ingredientes de VicMujer , que resulta difícil nombrarlos todos. No obstante, aprovecha la oportunidad de comprobar sus beneficios por ti mismo.

Alimentos ricos en vitamina D, marca la vitamina en una pizarra

Vitaminas D y K ¿Actrices de reparto?

Las vitaminas son 13 en total, cada una de ellas con funciones y propiedades importantísimas para tu organismo. Sin embargo, durante mucho tiempo las vitaminas D y K, se han visto un poco relegadas a un segundo plano.

A veces, la importancia de estas dos vitaminas no recibe la misma atención de otras como la vitamina A y C. Esto no parece correcto. ¿Son realmente actrices de reparto? O, ¿también tienen un papel protagónico en la salud del organismo?

Vitamina D imprescindible para los huesos

Restringir el consumo de vitamina D es un error muy grande. Este nutriente es imprescindible para que el cuerpo pueda absorber el calcio de alimentos y suplementos, logrando que se adhiera a los huesos.

Por ello, se sabe que la deficiencia grave de vitamina D es una causa de trastornos como el raquitismo (en niños pequeños) y la osteoporosis. Mientras mejores sean los niveles de la vitamina, más eficiente será la regeneración de los huesos.

Para obtenerla, puede optar por alimentos como los huevos, pescados y mariscos, leche y mantequilla, queso, hígados de pescados y aceite de hígado de bacalao.

Un dato importante, es la capacidad de nuestro cuerpo para sintetizar vitamina D, gracias a la acción de los rayos del sol. Así que, el ejercicio al aire libre y bajo la luz del sol, es otra manera de incrementar los niveles de este nutriente.

Vitamina K de presencia escasa, pero necesaria

La razón de que la vitamina K no se menciona tanto, puede deberse a que es solo soluble en lípidos, y se conserva dentro del organismo por más tiempo que otras. Sin embargo, esto no quiere decir que se pueda prescindir de ella.

De hecho, la vitamina K está directamente relacionada con la salud de la sangre, y la capacidad de ésta para coagular.

Brócoli, berros, coles, cebolletas, coliflor, espinacas y otros vegetales de hojas verdes, son fuentes de vitamina K. También lo son: tomate, papas, quesos, nueces, uvas, manzana verde, aceite de oliva, salmón y atún.

Recuerda, la deficiencia de cualquiera de estas vitaminas, significa problemas serios de salud que deben solventarse.

Infusiones con gran valor vitamínico

¿Te gusta el té? ¡Buenas noticias! Hoy en día, se conoce una gran variedad de infusiones herbales, que contienen un gran valor vitamínico, es decir, pueden proporcionar las vitaminas que tu cuerpo necesita, más sus propiedades.

Revisa esta lista, para que no te pierdas de ninguna de ellas. Además, aprenderás a utilizar las hierbas y las frutas de forma creativa y beneficiosa. Definitivamente, un gran agregado para tu salud.

Té blanco

Una bebida maravillosa de origen chino, que cuenta con una larga lista de beneficios para la salud. Ha llamado nuestra atención, porque es rico en vitaminas C y E, de allí parte una buena parte de sus propiedades antioxidantes.

Es fácil adquirir este té en cualquier tienda naturista. Al beberlo con frecuencia, podrás asegurarte de que tu sistema cardiovascular funcione de forma óptima. Dado que, además de evitar que el colesterol se acumule en las arterias, también fortalece el tejido de los vasos sanguíneos.

Gracias a las vitaminas C y E, también refuerza el tejido óseo y la piel. Ideal para ganarle la batalla al envejecimiento prematuro.

Té de yerba mate

No solo es delicioso, también es una fuente de vitaminas de complejo B, las cuales debemos recordar, nos ayudan a mejorar el aprovechamiento de la energía que proporcionan los alimentos.

Por lo tanto, si necesitas un apoyo extra contra el cansancio general, el té de yerba mate es una opción fabulosa.

Entre otros beneficios, tenemos que estas vitaminas del complejo B, también ayuda a nivelar el estrés, y proporcionar descanso al sistema nervioso central.

Té verde

Todo un cóctel de vitaminas, en el té verde encontramos vitamina A, C, B2 y E, lo cual nos ayuda a comprender por qué se le considera una de las infusiones antioxidantes más generosas de la naturaleza.

Además de cuidar los huesos y la piel, el té verde también puede depurar el organismo de todas las toxinas que causan problemas de salud.

Tampoco podemos ignorar que esta infusión puede estimular el sistema nervioso, y mejorar nuestra vista considerablemente.

Jugos cócteles de vitaminas

Los jugos son deliciosos y refrescantes. Pero también pueden ser nutritivos, y un cóctel de vitaminas. De esa manera, podrás disfrutar de todos los beneficios, sin mayores complicaciones.

Solo basta con conocer el valor nutritivo de los posibles ingredientes, más la combinaciones que están disponibles.

Batido de zanahoria con lechosa (papaya)

Tanto la zanahoria como la lechosa, también llamada papaya, cuentan con varias vitaminas del complejo B, A, C y E. Por tal razón, es factible decir que esta bebida tendrán muchos beneficios.

Para comenzar, mejora todo el proceso de digestión en el organismo; incluso agiliza la movilidad de los intestinos. También contribuye a disminuir la incidencia de infecciones. Y, por supuesto, su poder antioxidante está a la orden del día.

Tan sencillo como licuar una taza de lechosa picada, con una zanahoria cruda y casi dos tazas de agua. Puedes agregar azúcar.

Jugo de naranja con mandarina

¿Qué tienen en común estas dos frutas? Ambas son cítricas, y fuentes de vitamina C. Sin embargo, también tienen espacio para otras vitaminas, como la A, B2, B3, B6 y ácido fólico.

Esta combinación puede regular la acumulación de colesterol y acelerar la absorción del hierro. De forma similar, ayuda a limpiar el cuerpo de sustancias tóxicas, a través de la orina, y de facilitar el movimiento del colon.

Para asegurarte de obtener todas sus propiedades que elevan las defensas del cuerpo, debes exprimir naturalmente las frutas (2 piezas de cada una), y mezclarlas con un poco de agua y azúcar, sin colarlo.

Batido de plátano con arándanos

Perfecto para un desayuno que aporte energía, proteínas y muchas vitaminas. La vitamina C que contienen los arándanos son ideales para proteger de las infecciones. Pero también debemos destacar su acción antioxidante.

Esta característica la posee, igualmente, el plátano que, con las vitaminas A, C y E, cuida de los intestinos y los músculos. Al mismo tiempo que, los arándanos darán la cara por la salud de tu sistema urinario.

Las proteínas vendrán de la leche de almendras, que debes mezclar con media taza de arándanos más un plátano troceado, todo en la licuadora.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *