Las respuestas más eficaces para tratar el dolor de la artritis

Las respuestas más eficaces para tratar el dolor de la artritis

Última actualización: 06-12-2018 por Editor Ernesto.

Ilustración de los diferentes dolores de artritis posibles.

Cuando una persona está enferma debe aprender a sobrellevar los síntomas que presente la afección, en este caso tenemos las dolencias articulares.

Este dolor puede llegar a ser tan incómodo que hace del que lo padece, le sea de obstáculo para seguir realizando sus actividades diarias.

Este puede llegar a ser distinto dependiendo la gravedad y el tipo de artritis que presente el afectado, también existen sus variaciones dependiendo de la edad y el tipo de persona.

Osteocar Total es un producto que posee diferentes tipos de compuestos que ayudaran a tratar de manera efectiva las dolencias articulares.

El dolor es utilizado por el organismo para indicar algún problema presente en alguna zona específica del cuerpo, ya sea por consecuencia de una enfermedad, golpe, accidente, etc.

Cuando la artritis se hace manifiesta en las articulaciones del cuerpo, los nervios presentes en nuestro organismo se mantiene enviando señales al cerebro y este los identifica como dolor.

Existen ciertas diferencias entre el dolor que se puede presentar cuando nos pinchamos un dedo con un aguja y cuando estamos sometidos a un dolor constante por consecuencia de una artritis.

Aunque este dolor el cuerpo lo utiliza como un indicador, a veces se hace difícil conseguir aliviarlo. Por lo que puedes llegar a experimentar dificultades en tu estilo de vida.

Las distintas caras del dolor y sus manifestaciones en el cuerpo

Cuando el dolor comienza a manifestarse en nuestro cuerpo puede llegar a ser del tipo agudo o crónico.

Si la dolencia es aguda quiere decir que su duración tiene un corto periodo que puede ser de segundos, minutos, horas, días hasta pocas semanas.

Aunque puede llegar a manifestar incomodidad a quien lo padece, este puede llegar a ser tratado con medicamentos.

Mientras que el dolor crónico se caracteriza por que su duración es más extensa, esta clase de dolor es el que se llega a presentar en la artritis o enfermedades similares.

A diferencia del dolor agudo, esta clase de dolor es más difícil llegar a calmar, aunque se controle la enfermedad que lo haya manifestado.

Diferentes especialistas opinan que cuando el dolor se hace tan presente y cotidiano en la vida de un individuo, este mismo se llega a establecer como una enfermedad.

Cuando el dolor de la artritis o alguna enfermedad similar se presentan en alguna parte del cuerpo, estas pueden llegar a ser las causas de su origen.

Por consecuencia de una lesión presente en la articulación, ya sea porque la misma enfermedad la manifiesta o por alguna consecuencia externa.

La inflamación presente en la zona afectada puede llegar a ser una causa de dolor en sí, además de manifestar otros síntomas como el enrojecimiento.

Otras causas ya sean internas o externas pueden ser responsables de elevar la intensidad y complejidad del dolor como el estrés, la fatiga, la depresión, etc.

La artritis puede llegar afectar no solamente el área física del afectado, sino también su área emocional al verse limitado en movilidad y al experimentar deformidades físicas.

Estrategias para saber sobrellevar el dolor

Nuestro organismo cuenta con un complejo sistema de nervios, y este se extiende por todos los rincones del cuerpo hasta llegar a la médula espinal y en su defecto al cerebro.

A través de este sistema viajan los impulsos nerviosos que indican al cerebro, la zona específica del cuerpo que puede estar enfrentando alguna complicación.

Existen diferentes sustancias químicas producidas por el organismo a través de sensaciones, como ciertos pensamientos y emociones que llegan a impedir el paso de estos impulsos.

Una de estas es la llamada endorfina, una sustancia que tiene el efecto que bloquear el dolor que se esté manifestando en ese momento.

Nuestro cuerpo puede presentar una lesión por consecuencia de un accidente, pero no llega a sentirlo al estar bajo un estado de preocupación debido al no saber la condición de nuestros seres queridos.

Esto pasa porque el cuerpo está bajo los efectos de la endorfina, y esta se produce cuando nuestro organismo está preocupado.

Este tipo de situaciones se pueden llegar a dominar, logrando de cierta manera poder aligerar la intensidad del dolor, solo debemos tener en cuenta lo siguiente:

Tenga una buena actitud para enfrentar el dolor: aunque la artritis puede llegar a limitar muchas actividades esto no debe ser motivo para dejar que esto nos afecte.

Siempre debemos centrarnos en las cosas positivas de la vida y nunca en lo negativo, de cómo podemos estar más cómodos y nunca pensar en lo negativo de la enfermedad.

Esto puede llegar abarcar ciertos aspectos de nuestra vida como mantener siempre un buen humor, tener siempre en nuestra mente pensamientos positivos, mantener una alimentación sana y balanceada.

Tratar de compartir actividades de recreación con familiares y amigos, desarrollar una rutina de ejercicios de relajación, practicar ejercicios de manera regular, estar en control con un profesional.

Fortalezca su mente: al tener en cuenta los primeros consejos, debemos siempre mantener una actitud firme y una mentalidad más fuerte.

Siempre ocupándose de encontrar la mejor solución para poder tener un equilibrio mental y una mejor estabilidad en cuanto a pensamientos y acciones.

Otros consejos que nos ayudarán a sobrellevar el dolor de la artritis

Aparte de lo antes mencionado debemos tener presente siempre un plan para poder controlar y sobrellevar el dolor de una manera más efectiva.

Mantenga el dolor fuera de su mente: aparte del dolor que siente en su cuerpo, si se mantiene pensando que tan incomodo y que tan presente lo tiene en su mente su intensidad llega a ser incómoda.

Lo mejor para evitar la presión mental y la molestia intensa del dolor, es mantener nuestra mente alejada del dolor y de todo lo relacionado a este.

Tener presente algo que nos puede llegar a distraer ya sea un pasatiempo, un juego o una manera de ocupar la mente la intensidad del dolor se reducirá considerablemente.

Trata de relacionar su dolor como un indicativo a realizar una actividad específica, si el dolor aparece después de estar un tiempo acostado esto quiere decir que debemos levantarnos y hacer alguna actividad.

Siempre es bueno ajustar nuestro estilo de vida: existen ciertas acciones o prácticas que pueden llegar a complicar aún más nuestra salud.

Ya sea que consumamos en excesos calmantes o analgésicos, ingerir alcohol o ciertas drogas para escapar del molesto dolor y que a la larga traen más mal que bien.

El sustituir ciertos hábitos o prácticas dañinas por otras más beneficiosas, nos favorecerá a disminuir la intensidad del dolor de la artritis.

Dedique un tiempo durante el día para poder relajarse, practique oyendo una música relajante o también puede leer algún libro que lo ayude a mantener una mente más tranquila.

También es bueno consultar a un especialista o una persona de experiencia, para que nos asesore sobre qué métodos son los más efectivo para ayudar a reducir la intensidad el dolor.

Componentes naturales como el jengibre, la cúrcuma y las hojas de té verde hacen que Osteocar Total sea efectiva para lograr calmar los dolores manifestados por la artritis.

¿Cómo tratar médicamente la intensidad del dolor de la artritis?

Mujer de edad avanzada abriendo un pote que contiene pastillas

Al llegar a este punto es necesario tener presente que los medicamentos que pueden llegar aportar alivio al dolor articular son numerosos, y lo más recomendable es tener una asesoría médica.

Entre los diferentes tipos de fármacos que pueden ser utilizados para llegar a tratar la artritis, son los siguientes:

Los fármacos del tipo antiinflamatorios no esteroides: este tipo de medicina ayudan a desinflamar la zona afectada e influye positivamente en la rigidez articular.

También tiene un efecto analgésico leve a los dolores que llega a manifestar esta enfermedad. Entre los fármacos más conocidos tenemos el ibuprofeno, la aspirina y el naproxeno.

Este tipo de medicamentos no se necesita una receta médica para poder adquirirlos, sin embargo en algunas personas pueden llegar a manifestar efectos secundarios.

Estos efectos pueden ser úlceras gástricas, hemorragias gastrointestinal, indigestión, derrame cerebral, infartos cardiacos.

Los analgésicos: este tipo de fármacos nos brindan poder calmar el dolor articular, sin embargo no tiene ningún efecto para la inflamación articular.

Comúnmente son recetados para poder tratar el inicio de la osteoartritis, ya sea leve o de moderada intensidad y la dosis más común es de alrededor de 4000 mg al día.

El acetaminofén es un analgésico que no se necesita receta médica para obtenerlo en una farmacia. Otras variaciones de este tipo de analgésico son el tylenol, anacin, excedrin, etc.

Los fármacos corticosteroides: su origen está muy estrecho con la hormona llamada cortisol y que está presente en el organismo.

Su presentación puede ser vía oral en pastillas o inyectada y su efecto es el de reducir la intensidad del dolor articular y reducir la zona inflamada.

Su consumo debe ser bajo supervisión médica, ya que si se abusa puede llegar a complicar aún más el problema de la artritis.

Osteocar Total es un producto que posee gran cantidad de nutrientes como vitamina B1, B2, B6, B12, C, D, E y K que favorecen positivamente en la funcionalidad de los huesos y las articulaciones.

Otros medicamentos que alivian el dolor articular de la artritis

Continuando con la larga lista de fármacos que los especialistas recetan para tratar las dolencias articulares, estas son:

Medicamentos antirreumáticos: esta clase de medicinas son excelente para enfrentar enfermedades del tipo autoinmune como la artritis reumatoide, pero no para la osteoartritis.

El efecto de este tipo de medicinas es lento y puede llevar desde semanas hasta algunos meses. Entre los medicamentos que podemos mencionar tenemos la azatioprina, la hidroxicloroquina, el metotrexato, etc.

Fármacos antidepresivos: este tipo de medicación también se hace presente en personas que padecen de artritis, ya que ellos tienden a manifestar depresión por los diferentes síntomas.

Los efectos de esta clase de fármacos ayudan a reducir la intensidad del dolor articular, garantizan una mejor calidad de sueño y disminuye los efectos depresivos que pueden llegar a padecer.

Algunos de estos fármacos pueden ser la amitriptilina, la nortriptilina y la duloxetina. Esta última es más utilizada para los pacientes que padecen de osteoartritis y enfermedades similares.

Los medicamentos biológicos: son efectivos para disminuir la inflamación de la zona articular, reducir en gran manera la dolencia y retrasa el daño articular de la artritis reumatoide.

Esta clase de medicación es una extensión de los medicamentos antirreumáticos, pero el consumo continuo de estos fármacos puede llegar aumentar el riesgo de padecer infecciones.

Las medicinas que han sido aprobadas por la organización de administración de drogas y comidas son el tocilizumab, el etanercept, el golimumab, el infliximab, el abatacept y el adalimumab.

Medicamentos de vía tópica: estos pueden llegar aliviar las dolencias de las articulaciones de manera temporal, y se utilizan directamente en la zona cutánea.

Se pueden presentar en forma de aerosol, crema y ungüento y en su composición tiene presente sustancias que alivian el dolor.

Los efectos de Osteocar Total ayudan a ser una respuesta positiva para mantener una salud en los huesos y aliviar las dolencias en las articulaciones.

Lo que debemos tener siempre en cuenta

La artritis es un tipo de enfermedad que causa mucho malestar y el daño articular va en aumento, siempre debemos tener presente las recomendaciones de nuestro médico especialista.

Nunca debemos abusar de la cantidad de fármacos recetados, recuerde que algunos medicamentos tardan en manifestar sus efectos, se debe realizar una actividad física regular.

Se debe mantener una buena alimentación que ayude a fortalecer nuestros huesos y músculos, debemos procurar tener un buen descanso físico y dormir las horas indicadas.

Tratemos de mantener una actitud positiva, evitar por todos los medios ser afectados por la depresión y mantener una rutina de ejercicios de relajación física.

Utilizar prendas de vestir que sean fáciles de poner, herramientas que ayuden realizar ciertas acciones como abridores de frascos, bastones, dispositivos para inmovilizar articulaciones.

Cuando levantes objetos de peso trata de utilizar ambas extremidades para evitar forzar las articulaciones afectadas, no permanezca mucho tiempo en la misma posición.

Sepa alternar las actividades físicas con el descanso, trate de hacer más fácil su trabajo ya sea con la ayuda de un amigo o ajustando las acciones con anterioridad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *