vitamina b en capsula azul, vitamina b en letritas azules pequeñas debajo un fondo blanco

La vitamina B: un rico ejército en los alimentos

La vitamina B: un rico ejército en los alimentos

Última actualización: 10-12-2018. Equipo Nutricioni

En un pasado no muy distante las batallas médicas libradas por los especialistas de la época no consideraban atacar a las enfermedades de forma directa a través del control de las dietas.

Los procedimientos aplicados se dirigían a la defensa del paciente contra los síntomas de las aberrantes enfermedades de origen alimenticio.

Al evidenciarse que muchas enfermedades se inician por la mala nutrición del cuerpo, se le empezó a dar a la alimentación una importancia extraordinaria.alimentos ricos en vitaminas y minerales, salud, vida,

El valor de los alimentos fue tomando carácter y se fueron estableciendo sus perfiles, es decir, las sustancias activas que estimulan la buena salud del cuerpo.

Así nace la ciencia de la nutrición antes que la propia Revolución francesa, de la mano de Lavoissier y de otros muchos que aportaron una nueva manera de darle frente a las enfermedades.

En 1793 Volney pública su Ley Natural, aportando una información sobre la calidad, cantidad y combinación de alimentos y su influencia sobre el cuerpo y el alma.

A finales del siglo XIX, fue cuando empezó a dilucidar que los alimentos conocidos que nos nutrían existían sustancias que son indispensables para que la vida transcurriese en buena condición física.

Estos factores alimenticios son las vitaminas, cuando faltan (avitaminosis) o son excesivas (hipervitaminosis) provocan la aparición de ciertos estados particulares de salud.

A partir de 1870 investigadores elaboraron dietas simplificadas con arroz pulido denotando que había una sustancia capaz de provocar un fallo nutritivo en el cuerpo que no eran ni el hierro, ni el fósforo.

Para 1896 el médico indio Eijkman descubre la causa del beriberi de forma accidental, las personas comían arroz pulido en vez de comer arroz integral y esto les causaba una deficiencia alimentaria que provocaba la enfermedad.

Para el año de 1901 los estudios arrojaron que el arroz integral poseía una sustancia esencial que se perdía al ser molido o tratado, lo que derivó años de estudios para encontrarla.

Fue Casimiro Funk quien en 1912 logró aislar esta sustancia y ver su efecto sobre enfermedades como el escorbuto, pensando que estas contenían aminas, acuñó el nombre de vitaminas o aminas esenciales para la vida.

Los ocho soldados de la B

Establecida las nuevas armas de guerra contra las enfermedades, se estableció la búsqueda e identificación de todos los grupos de combate. Entre las vitaminas, existía un equipo élite especial llamado el complejo B.

En su descubrimiento se creía que la vitamina B era una sola, pero con el tiempo se descubrió que era un grupo que operaban una serie de funciones en el organismo.vitamina b en capsula azul, vitamina b en letritas azules pequeñas debajo un fondo blanco

Las vitaminas del grupo B está conformada por ocho vitaminas que se relacionan con el metabolismo celular, con carácter hidrosoluble.

Este grupo de operaciones especiales orgánicas está compuesto por los siguientes soldados:

Vitamina B1 (tiamina): Ayuda en el proceso de transformación de azúcares y participa en la labor de conducir los impulsos nerviosos y en el metabolismo del oxígeno.

Vitamina B2 (riboflavina): Su objetivo es transformar los alimentos en energía, favorecer la absorción de las proteínas, grasas y carbohidratos.

Vitamina B3 (niacina): Conocida también como ácido nicotínico cumple el rol de retirar los productos tóxicos del cuerpo y participa en la producción de hormonas esteroideas, como las hormonas sexuales o las relacionadas con el estrés.

Vitamina B5 (ácido pantoténico): Es necesitado para formar la coenzima A (CoA) y es esencial para el metabolismo, síntesis de carbohidratos, proteínas y grasas.

Vitamina B6 (piridoxina): Tiene un papel importante en el crecimiento, conservación y reproducción de todas las células del organismo.

Vitamina B7 (biotina): Interviene en el metabolismo de los hidratos de carbono, grasas, aminoácidos y purinas.

Vitamina B9 (ácido fólico): El soldado más famoso del grupo B  es indispensables para el sistema nervioso, afecta de manera positiva su crecimiento y funcionamiento. También favorece la regeneración celular.

Vitamina B12 (cobalamina): El capitán de este grupo es importante para el crecimiento, el desarrollo del sistema nervioso e indispensable para la médula ósea. Los glóbulos rojos se sintetizan gracias a esta vitamina y también contribuye al funcionamiento del tracto intestinal.

Todo este grupo de combate especial puede hallarse en diversos alimentos, también puede encontrarse en suplementos naturales.

Suplemax es un kit de auxilio que te ayuda a reforzar la concentración de estos guerreros en el organismo y fortalecer las bases de la buena salud.

¿Dónde puedo hallar  a este ejército?

El ejército del complejo B se puede hallar en una variedad innumerables de alimentos, estos son absorbidos por el cuerpo y ayudan en muchas de sus funciones. Cada uno de ocho soldados de las vitaminas B se puede encontrar de la siguiente forma:

Tiamina: Podemos hallar a este combatiente en la levadura de la cerveza, en el trigo y en el germen de trigo, la carne de cerdo también proporciona tiamina.cebada en mesa de madera

El hígado y los riñones de res, el pescado, el pan integral, los frijoles, la leche y sus derivados son otra fuente de este nutriente.

Riboflavina: Este soldado se encuentra en estado natural en la levadura seca, el hígado, los quesos, el huevo, el yogurt, la leche y la carne. Los cereales, las verduras cocidas, el pan integral y las setas proveen esta sustancia.

Niacina: La vitamina B3  puede encontrarse en anchoas, atún y el hígado de ternera. El maní, las semillas de girasol, galletas de arroz, trigo, el maíz, incluso las galletas de soda.

Ácido pantoténico: Su nombre deriva del griego pantothen, que significa en todas partes, pus es así se puede encontrar en gran variedad de alimentos.

Especialmente puede hallarse en cereales, granos, legumbres, levaduras de cerveza, huevos y carne.

Piridoxina: Se puede encontrar en la levadura seca, el germen de trigo, el hígado, los riñones, la carne, el pescado, las legumbres, los huevos, la coliflor, los plátanos y el pan integral.

Biotina: La vitamina B7 puede adentrarse en nuestro organismo a través del hígado vacuno, huevos, pescado azul, guisantes, nueces, plátano, arroz integral, tomate y las fresas.

Ácido fólico: Del grupo es la más importante, se encuentran en la espinacas, los berros, las frutas, la zanahoria, el pepino, el hígado, los riñones de res, el queso, los huevos, la carne y el pescado.

Cobalamina: El capitán del grupo se encuentra principalmente en las carnes, huevos, el hígado, los riñones de res, el pescado, la leche y sus derivados.Alimentos sobre la mesa donde se encuentra presentado la vitamina B7

También se pueden hallar en suplemento naturales como Suplemax, este suplemento puede ser el aliado de la personas veganas y adultas.

Estos al no consumir mucha carne o eliminarlas en su totalidad, se exponen a no recibir la cantidad de vitamina B12 necesaria.

Las batallas perdidas sin el complejo B

Cada vitamina de este conjunto de sustancias tiene propiedades y características distintas, la ausencia de una de ellas genera distintos síntomas o enfermedades. La avitaminosis B se evidencia según el soldado que se ausente en la batalla de la vida.

B1: La alta cocción de los alimentos y los descascarillados de los cereales puede hacer que se ausente esta vitamina. Los problemas que puede causar su ausencia son debilidad, fatiga y alteraciones neurológicas, su manifestación más grave en adultos es el beriberi.

B2: La luz puede destruir esta vitamina en los alimentos, así que se debe procurar mantenerlos en despensas oscuras. Su carencia produce dermatitis, úlceras bucales, picor ocular y visión borrosa, también puede producir anemia.

B3: La niacina puede producirse dentro del organismo a partir del aminoácido triptófano, por lo que es más difícil su carencia. El déficit de esta produce pelagra.

B5 y B8: Casi todos los alimentos contienen esta vitamina, su carencia es común en los niños que sufran de diarrea crónica. Puede provocar dermatitis, alopecia, somnolencia e infecciones por cándidas.

B6: Esta vitamina el cuerpo no la puede almacenar ya que se pierde de forma muy rápida por ser hidrosoluble. Su deficiencia causa úlceras en la boca y lengua, irritabilidad, confusión y depresión.

B9: El ácido fólico es peligroso sobre todo en mujeres embarazadas, puede causar retraso del crecimiento del feto, inflamación de la lengua, úlceras bucales, diarrea y anemia.

B12: Es una de las vitaminas más difíciles de absorber por el organismo puesto que necesita de una proteína especial segregada por el estómago para ser asimilada por el cuerpo. Una vez asimilada ella puede acumularse en el hígado por periodos prolongados haciendo difícil su déficit en el organismo.

El déficit de esta vitamina se ocasiona por problemas genéticos dando paso a la anemia perniciosa, disminuyendo la cantidad de glóbulos rojos en el cuerpo.

También puede ocasionar entumecimiento, hormigueo en los brazos y piernas, debilidad, cansancio, diarrea, dificultad para respirar y pérdida del equilibrio.       

Los hábitos alimenticios son de la mayor de las causas por las que se produce la avitaminosis B. Para completar el cuadro vitamínico se puede hacer uso de suplementos como Suplemax, que sirve como tratamiento inmediato a este padecimiento.

La hipervitaminosis B

Así como poco es malo, mucho también lo es, estos soldados en altas concentraciones pueden volverse una guerrilla en tu organismo, causando toxicidad.

Se debe ser un general de armas tomar para mantener a raya a esta tropa en los niveles ideales para no presentar problemas de salud.Alimentos que contienen vitamina B12

Los problemas de salud varían según el tipo de vitamina B que se encuentre en altas concentraciones, algunas de ella son inofensivas en altas concentraciones o pueden eliminarse fácilmente sin ocasionar problemas. Los soldados que pueden volverse rebeldes son:  

Tiamina: Aún no se conocen casos médicos por toxicidad causado por este soldado.

Riboflavina: Esta es otra vitamina del grupo de la que no se conocen casos de hipervitaminosis.

Niacina: Este soldado puede volverse rebelde y causar serios daños al hígado, úlcera péptica y erupciones cutáneas.

Ácido pantoténico y biotina: Estas dos vitaminas guardan muchas similitudes, su exceso puede causar diarrea en la personas con toxicidad de alguna de estas dos vitaminas.

Piridoxina: Los excesos de esta vitamina pueden causar trastornos neurológicos y entumecimiento de las articulaciones.

Ácido Fólico: Esta vitamina es amigable y su consumo excesivo no genera ningún daño al organismo.

Cobalamina: Su exceso puede causar daños tan severos como su déficit, puede generar insuficiencia cardíaca, insuficiencia hepática y renal, formación de coágulos en la sangre  y problemas de la vista.

Todas estas vitaminas son hidrosolubles, es decir, sus excesos se pueden eliminar fácilmente por la orina. Para ello se debe frenar la ingesta de esta vitamina ya sea cambiando la dieta o disminuyendo el consumo de suplementos.

Es más fácil sufrir de avitaminosis que de hipervitaminosis, pero no nos podemos confiar y debemos aprender a mantener una dieta balanceada. Es recomendable pasarle revista a la tropa cada cierto tiempo o cuando se presuma algunos de los síntomas antes descritos.

La importancia del ácido fólico

El ácido fólico  o vitamina B9 es la sustancia más amigable del grupo de soldados del complejo B, puede causar daños si se ausenta pero no crea problemas por hipervitaminosis. Esta vitamina para los adultos ayuda a prevenir la anemia, problemas del corazón y algunos tipos de cánceres.Mujer embarazada partiendo yema de huevo

La importancia de esta vitamina en especial radica en su trato en los primeros meses de vida gestacional, pues si ella es la primera nana química que se encarga de nuestro cuidado. El consumo de ella previene defectos en el cierre de tubo neural (la estructura embrionaria que formará la columna vertebral).

Si este tubo no se cierra puede causar graves alteraciones en el embrión como la anencefalia o ausencia de masa cerebral y encefalocele que es la falta de unión entre los huesos del cráneo.

Una de las malformaciones más comunes es la espina bífida, cuando la médula espinal y la columna vertebral no se cierren completamente.

Estas malformaciones ocurren durante los primero 28 días de embarazo, muchas veces aún la mujer desconoce que espera un bebé, lo que aumenta el riesgo de poseer una escasez de ácido fólico.

Es importante entonces que toda mujer en edad maternal ingiera regularmente ácido fólico, ya que la mayoría de los embarazos no son planeados.

La ingesta de esta vitamina puede darse a través de los alimentos o asegurar con la toma de suplementos farmacológicos o naturales como Suplemax. Los suplementos naturales se componen de otras serie de vitaminas que también pueden ayudar a la embarazada a procrear un bebé sano.

Aún no está claro cómo actúa el ácido fólico en la prevención de los defectos del tubo neural, pero está comprobado que interfiera en el desarrollo del ADN.

La vitamina B9 desempeña un rol importante en el crecimiento y desarrollo de células y tejidos, es por ello que no debemos dejar de lado la oportunidad de incluirla en nuestra dieta diaria.  

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *