Frutas antioxidantes: indispensables para una buena salud

Frutas antioxidantes: indispensables para una buena salud

Última actualización: 13-12-2018. Equipo Nutricioni

Las frutas antioxidantes son aliados indispensables para mantener una buena salud de forma natural y sin complicaciones.

Los antioxidantes son moléculas conformados por un grupo de colorantes, minerales y vitaminas presentes en los vegetales. Que se encargan de frenar el efecto perjudicial de los radicales libres (átomos con un electrón impar que busca aparearse).

Los radicales libres se producen en el organismo, cuando sus niveles son altos destruyen las neuronas y otras células. Elevando los riesgos de padecer cáncer y otras enfermedades del corazón.

Este daño ocurre cuando se rompe la estructura de una molécula biológica como proteínas, enzimas y ADN impidiendo su función normal.

Los antioxidantes frenan la renovación de oxidación en las células donde se originan los radicales libres nocivos.

Por ello los alimentos antioxidantes juegan un papel importante en nuestra dieta, encargándose de proteger al organismo contra los radicales libres.

Hay infinidades de compuestos antioxidantes o fenólicos. Cada alimento contiene un grupo de antioxidantes específico, qué son las que se  encargan de protegernos del daño molecular.

Se deben consumir diferentes tipos de frutas y verduras para obtener todos los tipos de antioxidantes necesarios para una dieta balanceada.Círculo de frutas y verduras coloridas aisladas en un fondo blanco

Un método muy utilizado es la combinación de colores en las comidas.  En donde más color significa más antioxidantes.

Los más populares son: betacaroteno, vitamina C, vitamina E y nutrientes como el selenio. Pero hay muchísimos.

Investigaciones recientes comprobaron que los antioxidantes pueden suprimir los efectos negativos de los radicales libres en las células.

Los polifenoles (compuestos antioxidantes) se consiguen en los vegetales de colores fuertes que van desde el rojo oscuro al amarillo.

Los más importantes son las flavonas, antocianidinas y el resveratrol . Se localiza en la piel, envoltura o concha de la fruta.

Las flavonas se encargan de producir el color amarillo. Las antocianinas son las encargadas del color rojo, violáceo y azul. El resveratrol está presente en las semillas y la piel de las frutas.

Tipos de antioxidantes presentes en los alimentos

Vitamina A se consigue en los vegetales como provitamina A en forma de carotenos. Previenen la aparición del cáncer de colón, boca, estómago y cuello uterino. Actuado como barrera defensora.

  • Los betacarotenos son la fuente primordial de vitamina A. Indispensables para el normal funcionamiento de la vista y el sistema inmunológico.
  • Contribuyen a equilibrar los radicales libres que promueven el desarrollo del cáncer y enfermedades cardiovasculares.
  • Facilitan la comunicación de las células que inducen  la síntesis de proteínas formadoras de membranas celulares.
  • Aumenta la producción de los glóbulos blancos.
  • Licopeno sus altas concentraciones se localizan en el tejido prostático. Su consumo elevado previene el cancer de prostata.

Vitamina E es uno de los antioxidantes más importantes por su capacidad de conseguir oxígeno. Al impedir la oxidación de la membrana celular permite mejor regeneración y nutrición de los tejidos.

  • Reduce los riesgos de contraer cáncer de pulmón y de páncreas.
  • Ejercen acción antitumoral en compañia de la vitamina C, betacaroteno y selenio.
  • Fortalecen el sistema inmunitario frente a bacterias y virus .
  • Contribuyen a la formación de glóbulos rojos.
  • Evitan la coagulación de la sangre.

Vitamina C es un antioxidante que interviene en los procesos metabólicos fundamentales.

  • Disminuye el desarrollo de nitrosaminas (células cancerígenas).
  • Interviene el la formación y preservación del colágeno de la piel. Ligamentos, huesos, vasos sanguíneos, tendones, córneas y tejido muscular.
  • Favorece la incorporación del calcio en los huesos.
  • Interviene en la síntesis de la carnitina (aminoácido) para transportar los ácidos grasos hasta las mitocondrias. Que consiguen la energía celular.
  • Colabora  en la síntesis de neurotransmisores permitiendo el flujo de electricidad entre las células nerviosas del cerebro, el cuerpo y las neuronas.  Permitiendo al cerebro recordar y pensar.

Frutas antioxidantes para cuidar la salud

Frambuesa: fruta rica en antioxidantes, fibras solubles, vitamina C y ácido fólico.  Son capaces de neutralizar los efectos negativos de los radicales libres debido a su contenido de flavonoides.

Sus nutrientes disminuyen la hinchazón que modifican el desarrollo de las células cancerígenas  previniendo el cáncer de mamas, colon y próstata.

Evita enfermedades como cataratas, glaucomas y pérdidas de visión. Ayuda a disminuir los niveles de hipertensión.

Ayuda a evitar problemas de sangrado excesivo. Su fibra mantiene estable los niveles de azúcar en la sangre ayudando a prevenir la diabetes.

Su consumo previene problemas de retención de líquidos y cistitis. Se recomienda su consumo como fruta fresca.

Si no consumimos la frambuesa podemos probar con otras opciones con efectos similares al de la fruta como sería el caso de el CelProtek que también tiene funciones antioxidantes efectivas.

Manzana: fruta con altos contenidos de nutrientes naturales que aportan múltiples beneficios a la salud.

Posee quercetina (antioxidante) de gran poder que defiende las neuronas presentes en el cerebro.

Contiene potasio que favorece el control de tensión arterial. Reduce el riesgo de ataques cardíacos.

Posee pectina (fibra soluble) que reduce los niveles de colesterol en la sangre y evita su acumulacion en las paredes de vasos sanguíneos.

Evita la formación de células cancerígenas gracias a los químicos que produce al fermentar en el colon.

Su contenido de flavonoides ayuda a prevenir la osteoporosis incrementando la densidad  de los huesos y la tonificación de los músculos.

Arándanos: su gran contenido de vitamina C  ayuda atacar el cáncer.

Posee potentes antioxidantes que paralizan el proceso de formación de radicales libres que afectan las células. Se recomienda consumir una taza de frutas diario.

Peras:  fruta con antioxidantes que contribuye a reducir los efectos de la diabetes y la artritis. Se puede comer en trozos combinada con queso y nueces.

Alimentos antioxidantes

Estos alimentos nos ayudan a frenar los efectos del envejecimiento aumentando los niveles de energía. Contribuyendo a resguardar las células de los efectos de los radicales libres que causan las enfermedades.

Tomates: contienen grandes cantidades de licopeno. Ayuda a proteger el ADN de células malignas que producen cáncer.

Una comida con salsa de tomates (natural) puede ayudar a prevenir el cáncer.

Ajo: sus propiedades detienen las sustancias cancerígenas impidiendo la multiplicación de las células cancerígenas.Imagen en primer plano de cabeza de ajos. En fondo de madera

Estudios han demostrado que las personas que ingieren más cantidad de ajo corren menos riesgos de desarrollar enfermedades. Como cáncer de colon, estomago y esófago. Posee propiedades antiinflamatorias.

Para obtener sus beneficios se debe consumir 1 diente de ajo al día. O sustituirlo por productos naturales como el CelProtek que tiene beneficios antiinflamatorios. Evitando así percibir el sabor del ajo.

Zanahoria:  alimento muy completo con gran aporte nutricional, con bajo contenido de calorías y abundante en antioxidantes.

Contienen vitaminas A, E y K. Poseen hidratos de carbono. Tienen altas concentraciones de betacarotenos que se transforma en vitamina A dentro del cuerpo.

Son ricos en nutrientes como magnesio, ácido fólico y fósforo. Es un alimento esencial para la vista.

Su aporte de vitaminas minimizan los riesgos de envejecimiento prematuro. Interviene en los procesos metabólicos y funciones autoinmunes del cuerpo.

Su alto contenido de vitamina K participa en la coagulación de la sangre e interviene en la preservación de la salud  ósea de adultos mayores.

Se puede consumir cruda, en ensaladas y jugos, o cocida.

Té verde: contiene catequinas (antioxidantes) que ayudan a reducir el crecimiento de tumores. Se aconseja tomar una taza de té al día.

Verduras de hoja verde: como lechuga y espinaca contienen luteína y betacaroteno. Ayudan a restringir el crecimiento de células cancerígenas.

Semillas de granada: poseen alto contenido de antioxidantes que ayudan a controlar los niveles de tensión arterial y a reducir los niveles de colesterol.

Disminuyen la inflamación cerebral.

Ají rojo: son un alimento bajo en almidón y rico en antioxidantes contienen capsaicina al igual que los picantes.

Favorecen la disminución del dolor y las inflamaciones. Se deben consumir picados con vinagre, sal o pimienta.

Otras frutas antioxidantes que debemos consumir

Kiwi: fruta con beneficios antioxidantes. Posee altas cantidades de vitamina E y ácidos grasos favoreciendo la circulación.

Posee actidina que interviene en la separación de las proteínas favoreciendo el proceso digestivo.

Posee vitamina C que combinada con alimentos que contengan hierro promueve la absorción del mismo.

Protege al organismo de enfermedades del corazón, cáncer y envejecimiento prematuro, así como la visión y alteraciones del sistema nervioso.

Se puede consumir como fruta fresca o en helados, tortas, postres y batidos.

Ciruelas pasas: fruta que posee más de 20 tipos de antioxidantes. Es rico en vitamina E y A. Evita la aparición de arrugas, previene el cáncer.

Es una fruta rica en fibra, magnesio, hierro, fósforo, sodio, y selenio .Ayuda a fortalecer el sistema inmunitario. Retarda la pérdida de la visión.

Contienen vitamina B que contribuye a mantener la lucidez cerebral por más tiempo. Evita la falta de coordinación, preservando los nervios en condiciones óptimas.

Normaliza el ritmo cardiaco. Ayudan a combatir el estreñimiento. Se sugiere consumir entre 3 y 6 ciruelas al día.

Nueces: contienen proteínas y antioxidantes. Poseen polifenoles que neutralizan el efecto de las moléculas que dañan las células.

Este efecto también lo conseguimos si ingerimos el CelProtek que gracias a su mezcla de nueces combate los radicales libres.  

Poseen vitamina E, ácidos grasos poliinsaturados como el omega 3 y 6, monoinsaturados  y minerales.

Su alto contenido de proteínas puede sustituir el consumo de carne. No poseen gluten.

Contienen ácido fólico que ayuda a reducir los niveles de homocisteína (aminoácido de la sangre) contrarrestando el riesgo de enfermedades cerebrovasculares.

Se sugiere el consumo de nueces crudas.

Mora: fruta con grandes cantidades de antioxidantes. Poseen antocianinas, pterostilbene  y carotenoides. Vitaminas C y E. Posee minerales como magnesio, hierro y potasio.

Ayudan a prevenir el Alzheimer.  Fortalecen el sistema inmunitario reforzando las defensas del organismo.

Aportan vitaminas B6 y K que regulan el metabolismo favoreciendo los procesos digestivos.

Contienen resveratrol que ayudan a  disminuir las incidencias de cáncer. Regulan la actividad cardiovascular normalizando los niveles del colesterol.

Funciones de los antioxidantes en el organismo

  • Proteger las células de los daños causados por los radicales libres.
  • Disminuir el riesgo de contraer el cáncer bloqueando la actividad de los radicales libres que dañan las células.
  • Reducir la inflamación debido a su contenido de enzimas y aportes fitoquímicos.
  • Contribuir a la reducción de la presión arterial. Reduciendo los niveles de colesterol.

termometro del colesterol

  • Prevenir las enfermedades cardiovasculares. Porque los antioxidantes combaten con los radicales libres que asaltan a las células cardíacas.
  • Poseen efectos antitrombóticos reduciendo la formación de trombos en vasos ateroscleróticos.
  • Retardar  los efectos del envejecimiento y enfermedades degenerativas. Las vitaminas neutralizan la oxidación celular paralizando el daño de los tejidos.
  • Fortalecer el sistema inmunitario. Aumentando las defensas.
  • Regular el funcionamiento normal de la vista. Los antioxidantes (luteína y zeaxantina) actúan como filtros en mecanismos de defensa. Aumentan la densidad del pigmento macular. Contribuyendo a  la visión.
  • Participar en la formación de glóbulos rojos. Mejorando la capacidad antioxidante del plasma sanguíneo.
  • Disminuir los daños provocados por la artritis. Debido a que poseen acción inflamatoria. Contribuyen a que los hematomas se curen más rápido.
  • Actuar como sintetizadores de colágenos a partir de la vitamina C. De los huesos y ligamentos.
  • Participar en la transformación  metabólica del colesterol en ácido biliar.
  • Garantizar el crecimiento natural de los tejidos para el normal funcionamiento de la visión y el sistema inmunitario.
  • Prevenir enfermedades cerebrovasculares y neurodegenerativas. Debido a que los compuestos oxidativos previenen el estrés oxidativo en las neuronas y por ende los daños neurológicos.

Principales minerales contenidos en las frutas antioxidantes

Los minerales son sustancias inorgánicas presentes en los alimentos que cumplen funciones importantes en nuestro organismo.

Selenio: mineral con propiedades antioxidantes similares a las de la vitamina E. Aumenta la producción de glóbulos blancos. Ayuda a prevenir las enfermedades  cardiovasculares, envejecimiento y cáncer.

Se puede consumir en forma de suplemento combinado con otros ingredientes naturales para potenciar su efecto antioxidante como el CelProtek.

Cobre: contribuye a disminuir el daño celular ocasionado por radicales libres. Participa en la metabolización del hierro contenidos en la mioglobina y hemoglobina.

Favorece el aporte de energía en el hígado, cerebro y corazón. Mejora el funcionamiento de la tiroides participando en la producción de la tiroxina.

Facilita la síntesis de elastina y colágeno de la piel, pulmones, cartílagos y vasos sanguíneos.

Hierro: mineral que interviene en el transporte del oxígeno y dióxido de carbono en la sangre. La deficiencia de este elemento provoca problemas de anemia.hierro pildora, bolitas rojas de hierro, pastillas con elemento de hierro FE Suplementos dietéticos. Cápsulas de vitamina. 3d

Participa en la formación de colágeno y en la síntesis del ADN. Incrementa la resistencia a las enfermedades.

Zinc: es el componente principal del retinol (proteína fijadora de la vitamina A). Interviene en la síntesis de la rodopsina (proteína del ojo) encargada de absorber la luz y adaptar la retina a la oscuridad.

Se encarga del transporte de la vitamina A a través de la sangre. Participa en el mantenimiento de los huesos, en la reproducción y fertilidad.

Cabe mencionar que participa en más de 200 reacciones a nivel enzimático.

Magnesio: es un mineral esencial en la formación de los huesos (de los recién nacidos). Participa en la síntesis del colesterol. Es un antioxidante que protege a  las células de los radicales libres.

Participa en la regulación de los niveles de azúcar de la sangre. Colabora en la absorción de la vitamina B1, C y E.

Interviene en la producción de colágeno, cicatrización de heridas y coagulación de la sangre.

Algunas recomendaciones para consumir antioxidantes

No se debe abusar de la ingesta de alimentos antioxidantes. Ya que un exceso de vitaminas podría conducir a la deficiencia de otros elementos.

  • Tomar zumos de jugos como zanahoria o naranja para aportar vitaminas C y A al organismo.
  • Ingerir semillas bien sea en ensaladas o panes que aporten vitamina E al cuerpo.

Semillas de calabaza en el cuenco de madera sobre mesa blanca

  • Vigilar el consumo de azúcares y harinas refinadas para disminuir la formación de radicales libres y evitar la inflamación del organismo.
  • Es importante realizar actividades físicas como caminar, correr, trotar.
  • Evitar fumar, estresarnos y exponerse largas horas a la incidencia  solar.
  • Ingerir varias raciones de frutas o verduras frescas al día.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *