Estrés y ansiedad: ¿conoces su significado y diferencias?

Estrés y ansiedad: ¿conoces su significado y diferencias?

Última actualización: 30-08-2018. Equipo Nutricioni

Popularmente decimos que estamos estresados o ansiosos como si esto significara lo mismo, lo que no es así. Estas dos terminologías tienen significados diferentes desde el punto de vista médico y psicológico. Hoy te queremos hablar del estrés y la ansiedad.

Comenzaremos hablando del estrés que es causado por situaciones o factores externos, que se presentan en un momento dado y que podemos identificar con facilidad.

El estrés es fácil de identificar, lo que tenemos que hacer es darle fin al problema ¡ahora!, hay que ver si podemos o no.

Las situaciones estresantes pueden ser por ejemplo: tener poco tiempo para realizar las tareas pendientes, una visita inesperada, mucho trabajo, entre otros.

El estrés lo podemos identificar como algo fisiológico ,que puede desaparecer cuando eliminamos el causante o detonante del mismo.

Por otra parte, la ansiedad la podemos ver como la respuesta que genera nuestro cuerpo a algún temor que está presente o al presentimiento de éste.

Sólo al tener la idea que va a suceder algo que causa temor, las personas perciben la sensación de peligro y se ponen ansiosas.

La ansiedad tiene el problema de anticipar una reacción, es decir, las personas tienen miedo a la reacción que van a presentar ante el problema y no al problema como tal.

Se tiene miedo a tener miedo y se tiene miedo a la preocupación, el por qué de esta situación no se tiene aún claro, ya que es más complejo que el estrés.  

Se puede originar del propio miedo o la preocupación, también de la intranquilidad sobre las perspectivas del futuro.

La ansiedad trae consigo problemas fisiológicos que son causados por nosotros mismos al mantener pensamientos de cosas que aún no han sucedido, o pensamientos catastróficos.

Muchas veces en la ansiedad las causas no son reales, y puede convertirse en crónico, ya que es nuestra mente la que crea las situaciones que nos preocupan.

Si quieres controlar el estrés y la ansiedad con SupraEnergía lo puedes lograr, gracias a sus ingredientes naturales que proporcionan todo lo que necesitas para prevenirlos.  

Semejanzas y diferencias entre el estrés y la ansiedad

A pesar de ser dos términos diferentes hay muchas semejanzas entre el estrés y la ansiedad.

Los síntomas que presentan ambas son muy parecidos ellos son: tensiones musculares, respiración acelerada, taquicardia, hipertensión, entre otros.

También se presenta en las dos la segregación de adrenalina y de otros neurotransmisores y en ambas se modifica la conducta de las personas.

Tanto el estrés como la ansiedad pueden causar muchos problemas que perjudican nuestro organismo como por ejemplo:

  • Mal funcionamiento o debilidad en nuestro sistema inmune.
  • Problemas digestivos.
  • Trastornos del sueño.
  • Problemas en la memoria.
  • La percepción.
  • La solución de problemas.

Se produce un efecto rebote ya que estas situaciones causadas por el estrés y la ansiedad causan más estrés y más ansiedad.

Aunque el estrés y la ansiedad pueden estar relacionados entre sí, también existen muchas diferencias.

El origen de la ansiedad está asociado con el miedo y las preocupaciones. Mientras que en el estrés el origen es porque la persona no tiene la capacidad (o por lo menos piensa que no la tiene) de enfrentar una situación o problema.

La ansiedad es un síntoma del estrés, por eso es que muchas personas creen que la ansiedad y estrés son lo mismo, porque pueden aparecer juntas.

Pero hay que aclarar, que una situación estresantes produce la ansiedad acompañada de otros síntomas.

También las podemos diferenciar en que el estrés puede desaparecer o mejorar cuando eliminamos el detonante.

Mientras que en la ansiedad, así quitemos el causal, las personas continuarán ansiosas ante la idea de que aparezca de nuevo.

SupraEnergía fortalece el funcionamiento de las glándulas suprarrenales, las cuales mantienen en equilibrio tu estado emocional.

Tipos de estrés

El estrés y la ansiedad se pueden presentar en cada individuo de diferentes maneras, por eso los científicos los han clasificado en diferentes tipos:

Estrés agudo. Es el tipo de estrés más común, se origina de las presiones y las exigencias del pasado y un posible futuro.

Es un tipo de estrés que podemos disfrutar en pequeñas dosis, ya que suele ser emocionante, pero cuando se presenta en forma excesiva nos puede agotar.

Por fortuna el estrés agudo es fácil de identificar, y ya que se presenta en poco tiempo no puede causar daño.

Estrés agudo episódico. Es el tipo de estrés que padecen las personas que tienen estrés frecuentemente, tienen una vida tan desordenada que viven en un constante caos.

Las personas que padecen este tipo de estrés siempre andan apuradas y siempre llegan tarde, asumen muchas responsabilidades, las cuales algunas les salen mal.

No pueden organizarse por la cantidad de cosas que ellos mismos se imponen, que siempre andan presionados, y padecen de estrés agudo frecuentemente.

Estas personas tienen mal carácter, son irritables y ansiosas, no manejan bien las relaciones interpersonales.

Estrés crónico. Este tipo de estrés es agotador, produce desgaste físico y va destruyendo poco a poco el cuerpo y la mente.

Le dicen el estrés de la pobreza ya que lo padecen las personas con cargas familiares que les son difícil de llevar, matrimonios infelices y empleos que no les gustan.

Este tipo de estrés se manifiesta cuando las personas se encuentran atrapadas en sus problemas y sienten que nunca hallaran una salida a sus problemas.

Tipos de ansiedad

La ansiedad se presenta de diferentes maneras en cada individuo y existen diferentes tipos de ansiedad que son:

Trastorno obsesivo compulsivo (TOC). Este tipo de trastorno es uno de los más frecuentes, se caracteriza por el comportamiento extraño de las personas que lo padecen.

Como por ejemplo: revisar frecuentemente las puertas y ventanas para verificar que estén bien cerradas y no se meta ningún ladrón, esto lo pueden hacer varias veces en la noche.

Trastorno por estrés postraumático (TEPT). Es el tipo de ansiedad que ocurre cuando la persona ha pasado por un episodio que le ha causado un fuerte impacto emocional.

Las personas reviven constantemente lo que les sucedió y viven con miedo de que les vuelva a suceder.

Si el evento fue demasiado impactante, es posible que el efecto causado en el individuo permanezca por años.   

Trastornos de pánico. Este trastorno está caracterizado porque las personas que lo presentan sienten con frecuencia que se van a morir y que no pueden respirar.

Para las personas que sienten esas sensaciones es muy real lo que los hace sentir, mucho miedo y malestar, lo que los puede llevar hasta la hospitalización.

Trastorno de ansiedad generalizada. La sensación de ansiedad es normal algunas veces como por ejemplo: cuando vamos a presentar un examen importante, cuando tenemos una cita romántica por primera vez, etc.

Las personas que padecen el trastorno de ansiedad generalizada, siempre están preocupados por todo y ansiosos en todo tipo de situación, hasta las más insignificantes.

Las preocupaciones siempre son intensas y sin sentido, esto hace que el individuo no pueda llevar una vida normal y tranquila.

Fobia social. Este tipo de trastorno es muy serio, las personas que lo padecen se sienten muy mal en situaciones sociales que no pueden controlar el miedo que sienten.

Por lo que a menudo se aíslan y se alejan de las personas, tratando así de evitar cualquier contacto social.

Agorafobia. Es la ansiedad que siente el individuo y el miedo a estar en espacios abiertos y públicos.

Además de sentir ese miedo irracional de estar en un espacio público, las personas que padecen este tipo de ansiedad también tienen miedo de sufrir un ataque de pánico y estar desprotegidos en ese sitio.

Fobias específicas. Este tipo de ansiedad se presenta cuando las personas presentan un miedo irracional a algo en específico.

Las personas pueden presentar fobia a las arañas, los ratones, culebras, insectos, o a algunos objetos.

Este tipo de problema hace que la persona esté siempre alerta tratando de buscar mantenerse alejado de lo que le tiene miedo, y esto le produce ansiedad.

¿Cómo superar el estrés y la ansiedad?

El estrés y la ansiedad son dos tipos de afecciones que pueden traer un impacto negativo en nuestras vidas.

Tenemos que cambiar nuestro estilo de vida y tratar de estar más tranquilos, realizando actividades que nos ayuden positivamente y llevando una alimentación sana.

La forma de vida que llevamos en estos tiempos hace inevitable que sintamos un poco de estrés y ansiedad en algún momento.

Nuestro ritmo de vida siempre se mezcla con problemas de dinero, un tráfico insoportable, noticias en los medios que nos llenan de angustia, etc.

Todo esto puede ser un detonante de preocupaciones, estrés, ataques de pánico, depresiones, angustias y enfermedades.

Hay muchos tratamientos para mejorar estas situaciones, pero es mucho mejor y más recomendable de la manera natural.

Meditación. Esta técnica milenaria es usada desde la antigüedad, para ayudar a las personas a mejorar su estado de ánimo.

Te ayuda a relajarte y asi a mantenerte alejado del estrés y la ansiedad que te causan las rutinas del día a día.

Estudios realizados han comprobado que la meditación tiene muchos beneficios para nuestro cuerpo como: aliviar dolores musculares, bajar la presión arterial y mejorar tu estado de ánimo.

Yoga. Esta técnica es otra de las formas naturales de llegar a un estado de relajación sin necesidad de medicamentos que te traen efectos negativos a la larga.

Hacer yoga libera endorfina, una hormona relacionada con el humor, la alegría y el placer. Los estudios demuestran que hacer yoga tiene muchos beneficios en nuestra salud.

Los beneficio que trae el yoga son: elimina el insomnio, elimina los dolores musculares, controla la ansiedad y te da una sensación de paz y tranquilidad.

Escribir para muchas personas esto es cosa de adolescente y le puede parecer cursi, pero tener un diario es una muy buena opción para combatir el estrés y la ansiedad.

Escribir en un diario hace que estés más consciente de tus emociones, tanto negativas como positivas y esto te ayudará a identificar por qué te estás sintiendo así.

Al identificar el problema será más fácil par ti encontrar la solución, lo que hará que te sientas más relajado y sin preocupaciones.

Nutrición. Llevar una buena alimentación nutritiva y balanceada es muy importante para todos los aspectos de nuestra vida.

Es recomendable añadir a nuestra dieta alimentos ricos en vitaminas del complejo B, calcio, omega 3 y magnesio.

Los alimentos ricos en vitaminas y minerales, ayudan  a mejorar el estado de ánimo, elimina la ansiedad, el estrés y mejora la concentración.   

Alimentación básica para combatir el estrés y la ansiedad

Existen unos alimentos que tienen las propiedades de ser la receta correcta para eliminar el estrés y la ansiedad.

Este grupo de alimentos comprenden elementos como:  triptófanos, vitamina B, carbohidratos, omega 3 y proteínas.

Estudios realizados confirman que los alimentos que contienen estos tipos de elementos son efectivos para combatir el estrés y la ansiedad.

La deficiencia de magnesio puede llevar a las personas a un estado de ansiedad y de estrés.

Por eso es importante agregar alimentos ricos en magnesio en nuestra dieta como: granos y semillas.

También es necesario incluir en nuestra dieta ciertos tipos de alimentos que nos ayudarán a combatir estos dos tipos de padecimiento estos son:

Arándanos. Estas bayas de rico sabor tienen una gran fuente de vitaminas y fitonutrientes, es un  potentes antioxidante que proporciona muchos beneficios a tu salud.

Almendras. Esta rica semilla contiene muchos nutrientes beneficiosos para tu salud, es rica en zinc y otras vitaminas que ayudan a equilibrar tus emociones.

Chocolate negro. Es una deliciosa golosina, que tiene innumerables beneficios para tu estado de ánimo, ya que estimula la liberación de endorfina conocida como la hormona de la felicidad, y reduce el cortisol hormona del estrés.

Espárragos. Son unos brotes tiernos muy ricos en ácido fólico, lo cual lo hace efectivo para combatir la depresión y la ansiedad.

Avena. Este rico y nutritivo alimento es una maravillosa fuente de vitamina B, fibra y magnesio lo que la hace fundamental a la hora de prevenir el estrés y la ansiedad.

Pescados grasos. Como el azul con alto contenido de omega 3, es uno de los alimentos básicos para reducir el estrés y la ansiedad.

Estudios realizados demuestran que las personas que consumen este alimento han logrado reducir en un 20% los niveles de ansiedad.

El huevo, los cítricos y la carne de cerdo. Son alimentos ricos en vitamina B y C importantísimos a lo hora de eliminar el estrés y la ansiedad.

Con SupraEnergía tienes todas las vitaminas y minerales necesarias para mantener una buena salud y controlar el estrés y la ansiedad.

Suplementos nutricionales que nos ayudan contra el estrés y la ansiedad

Vitaminas del complejo B. Estas vitaminas tienen la propiedad de mejorar nuestro sistema nervioso, reduciendo el agotamiento mental, mejorando así la ansiedad.

Vitamina C. Cuando las personas están sumergidas en el estrés y la ansiedad, los niveles de esta vitamina se reducen significativamente, por lo que es necesario apoyarse en algún suplemento que la contenga.

Al mantener los niveles correctos de esta vitamina, nuestra función adrenal se fortalece disminuyendo así los niveles de cortisol.

Magnesio. La deficiencia de magnesio en nuestro organismo aumenta los niveles de estrés, por lo que es necesario mantener las cantidades de magnesio necesarias en nuestro organismo.

Esto nos ayudará a producir una mejor relajación muscular y reducir los nervios, logrando así mejorar los sintomas del estres y la ansiedad.

Triptófano. Es un aminoácido que actúa como neurotransmisor, ayuda a la producción de serotonina que es la responsable de mantener un equilibrio en nuestro estado de ánimo.

Este aminoácido es menos abundante en los alimentos, por lo que necesitamos la ayuda de un suplemento nutricional que lo contenga.

L-tirosina. Es un aminoácido que ayuda a la producción de neurotransmisores como la dopamina, la norepinefrina entre otras que actúan regulando las funciones mentales, el humor y la sensación de seguridad.

L-teanina. Es una sustancia que se encuentra en el té verde y es muy difícil conseguir en otros alimentos.

Esta sustancias es importante para la estimulación de las ondas cerebrales alfa, y produce unos efectos reductores de la ansiedad además de disminuir la presión arterial.

Gaba. Es un neurotransmisor que actúa directamente sobre el sistema nervioso, se considera un agente calmante cerebral.

Acido alfa lipoico. Es un antioxidante que tiene una gran capacidad para evitar y prevenir los daños causados por los radicales libres.

SupraEnergía es el mejor suplemento nutricional, contiene todos los ingredientes necesarios para combatir el estrés y la ansiedad.

Como hemos visto la ansiedad y el estrés parecen ser lo mismo pero no lo son, aunque van de la mano, ya que el estrés puede causar ansiedad y la ansiedad puede causar estrés.

Ambas afecciones producen efectos negativos en nuestro organismo, por eso hoy los invitamos a seguir estos consejos que te ayudarán a combatirlos y llevar una vida sana y en armonía.

Libérate del estrés y la ansiedad, quiérete, valórate y vive feliz.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *