Esto es todo lo que deberías saber del sistema articular

Esto es todo lo que deberías saber del sistema articular

Última actualización: 28-11-2018. Equipo Nutricioni

El sistema articular es el conjunto de partes blandas y duras, mediante el cual, se encuentran unidos dos o más elementos del esqueleto, huesos, y cartílagos. Este sistema tiene la función de proporcionar movimiento, pero al mismo tiempo debe dar soporte al organismo.

En el caso de la articulación de la cadera, esta es menos móvil que el hombro, es más estable y permite el caminar dando estabilidad y soporte del gran peso del cuerpo.

Una articulación es la unión de dos elementos que hace posible el movimiento de ambos, es decir, constituye la unión entre dos o más huesos, un hueso y un tejido óseo o entre un cartílago.

La función de las articulaciones en el cuerpo humano, es formar un punto de conección en el esqueleto, que le permite generar movimiento con más facilidad y de igual manera, le proporciona elasticidad al cuerpo.

Por ejemplo, en  la articulación del hombro, el húmero encaja en este, y la unión entre ambos  es superficial , por lo cual, la articulación queda bastante suelta y por ello es la más móvil del cuerpo.

¿De qué se encuentran formadas las articulaciones?      

Una articulación se encuentra formada por diversos elementos:

El cartílago: es una forma de revestimiento que se encuentra en los extremos de los huesos. Es una membrana que funciona como conector, evita y disminuye el roce , y origina el movimiento.

Membrana sinovial: Esta contiene un líquido viscoso, sin color, que proporciona protección y lubricación a la articulación.

Ligamentos: Estos son tejidos conectivos y elásticos que tienen la función de proteger la articulación así como también de limitar los movimientos de esta.

Tendones: Estos son tejidos conectivos y se encuentran ubicados al costado de la articulación, se encuentran junto al músculo, siendo su función ejercer control en los movimientos.

Bursas: Son una especie de bolsas llenas de líquido, que tienen la función de amortiguar el roce en la articulación. Se ubican en los huesos y ligamentos.

Meniscos: ubicado en las rodillas y otras articulaciones, tienen forma de media luna y poseen la función de estabilizar la articulación y absorber las ondas de choque durante la movilización del cuerpo.

Clasificación de las articulaciones

Las articulaciones se encuentran divididas según su movilidad y función. Esta es su clasificación:

Articulaciones móviles

Las articulaciones móviles son de mayor movilidad dentro del cuerpo, estas se subdividen en:

Troclear: Promueven la ejecución de la flexión y extensión, como por ejemplo de los dedos y del codo.

Artrodias: Contribuyen en los movimientos de desplazamiento.

Pivote: Ayuda en la rotación lateral y medial, como por ejemplo las articulaciones del cuello.

Esféricas: Estas por tener una forma redondeada poseen mayor facilidad de movimiento, por ejemplo las articulaciones de la cadera.

Encaje recíproco: presenta una configuración parecida a la de una silla de montar, por ejemplo la articulación del pulgar.

Articulaciones semimóviles

Articulaciones cartilaginosas: estas se encuentran unidas por un cartílago flexible con poca movilidad, como por ejemplo los huesos de la columna vertebral.

Articulaciones inmóviles o sinartrosis

Son articulaciones unidas por el desarrollo del hueso, son rígidas y carentes de movilidad, por ejemplo los huesos de la nariz y del cráneo.

Funciones del sistema articular

Entre las principales funciones de las articulaciones se encuentran la estabilidad y la movilidad.

Los huesos con articulaciones de reducida o nula movilidad, se encuentran fuertemente unidos entre sí.

Por ejemplo, las articulaciones que se encuentran ubicadas en los huesos del cráneo se encuentran unidas por medio de tejido fibroso. No permiten movimiento en los huesos adyacentes. Esta falta de movilidad es indispensable dado que la función principal de los huesos del cráneo es brindarle protección al cerebro.

Por otra parte, existen articulaciones que unen a los huesos por medio de tejido conectivo fibroso y aunque permiten movimiento, bastante reducido. Tienen como función principal, servir de soporte al peso del cuerpo, proporcionando apoyo y estabilidad.

Un ejemplo de ello son la tibia y el peroné. Estos huesos de la pierna  se encuentran estrechamente unidos para dar estabilidad al cuerpo cuando este se encuentra de pie.

Existen otras articulaciones donde los huesos se encuentran unidos por cartílago y su movimiento es limitado.

Por ejemplo, las articulaciones de la columna vertebral permiten movimientos pequeños entre cada una de  las vértebras adyacentes. Pero cuando funcionan en conjunto estos movimientos proporcionan la flexibilidad necesaria para hacer que el cuerpo se doble.

Joven sosteniendo su cuello en dolor. Concepto médico, columna vertebral

Por otra parte, existen articulaciones que permiten amplitud de movimiento. Éstas no se encuentran unidas de forma directa, sino que la superficie articular se encuentra encerrada dentro de un espacio de líquido lubricante. Esto le permite a los huesos moverse suavemente unos contra otros.

Este tipo de uniones proporciona mayor movilidad pero la articulación es menos estable.

Importancia del sistema articular

Sin las articulaciones nuestro cuerpo no tendría movimiento ni estabilidad. Estas uniones permiten los movimientos angulares de los segmentos del cuerpo.

Las articulaciones proporcionan estabilidad o soporte o lo que es también apoyo estático. De igual manera, las articulaciones como unidad total del cuerpo humano, proporcionan a este la capacidad de trasladarse de un lugar a otro.

Dada la importancia del sistema articular, resulta de importancia mantenerlo sano y una de las formas de contribuir a ello es a través del consumo de complementos como Osteo Vigor.

Lesiones y enfermedades articulares

El sistema articular puede dañarse por  diversos tipos de lesiones como dislocaciones, esguinces, fractura distal del radio, fractura de tobillo, etc.

También puede ser deteriorado por varios tipos de enfermedades, entre las cuales se encuentran  la artritis, la artrosis, osteoporosis, bursitis, dedo en martillo o dedo en garra. Asimismo, están la displasia de cadera, enfermedad de sudeck, lupus eritematoso sistémico, entre otros.

Tipos de lesiones:

Dislocación: Esta es un tipo de lesión en la cual, se arrancan los extremos de los huesos y los sacan de su posición. La causa puede estar dada por un golpe o una caída y en algunos casos por algún deporte de contacto.

Se pueden producir dislocaciones en las rodillas, los tobillos, la mandíbula, la cadera, los hombros. Igualmente se pueden dislocar las articulaciones de los dedos de los pies y de las manos.

Las articulaciones dislocadas regularmente se hinchan, presentan dolor y a simple vista se notan fuera de lugar, así como puede pasar que esta no pueda moverse.

Esguince: El esguince o torcedura es una lesión regularmente originada por los deportes. Es producida cuando se realiza un movimiento que daña las cápsulas y los ligamentos de una articulación.

La articulación lastimada puede seguir realizando esfuerzos, pero duele al realizarlos y su función se limita. La articulación en un esguince suele inflamarse y presenta por lo general un hematoma.

Fractura distal del radio: Este tipo de fractura suele ocurrir al momento de una caída y la persona intenta ayudarse apoyando la mano. Esta fractura puede adoptar diversas formas según ocurre el accidente:

Fractura de colles: causada por un accidente con la mano extendida y

Fractura de Smith:  puede ser un accidente con la mano flexionada.

Una fractura del radio trae como consecuencia dolores y la restricción del movimiento y cambios de postura. Algunas veces se presentan trastornos sensoriales de las manos y los dedos.

Fractura de tobillo:Este tipo de fractura se presenta por lo regular, por accidentes de torsión del tobillo, lesiones mientras se practica algún deporte, correr o saltar.

En este tipo de fractura se origina una rotura de la horquilla del tobillo en la pierna o parte alta de la articulación del tobillo Este tipo de fractura es la más común de los miembros inferiores

Mujer joven deportiva sentada se toma el pie producto de un dolor

Enfermedades articulares

Artritis:  Esta es una enfermedad inflamatoria de las articulaciones, producida por una alteración en el funcionamiento del sistema inmunológico.

El organismo produce  anticuerpos que atacan las articulaciones y diferentes tejidos destruyéndose. Por esto, esta enfermedad es denominada autoinmune y afecta más a las mujeres que a los hombres.

Los síntomas más comunes suelen ser dolores nocturnos y diurnos de las articulaciones, de igual manera hay rigidez matutina en las manos y en otras articulaciones.

Artrosis: Este padecimiento se debe al desgaste del cartílago articular, el cartílago se daña por el resultado de esfuerzo excesivo de la articulación o por un esfuerzo de forma inadecuada.

Estas lesiones o los defectos congénitos, podrían también causar el desgaste de las articulaciones.

La artrosis es un padecimiento que afecta por lo regular la cadera y las rodillas, esta enfermedad inicia con el desgaste lento pero contínuo del cartílago.

Genera dolor en la articulación, en estado avanzado de la enfermedad, se endurece o deforma la articulación.

La bursitis: Este es un padecimiento doloroso que afecta las bolsas sinoviales (bolsas rellenas de líquido) que le dan amortiguación a los huesos, músculos y tendones alrededor de la articulación.La bursitis se origina cuando estas bolsas se inflaman.

Este padecimiento ocurre con mayor frecuencia alrededor de la rodilla, la base del dedo gordo del pie y el talón.

La bursitis se genera en muchas ocasiones en  las articulaciones que realizan movimientos repetitivos de forma frecuente.

Dedo en martillo o dedo en garra: estas son enfermedades que ocurren de forma común en los dedos, son deformidades que ocurren con hallux valgus o lo que se denomina también : deformidad del dedo gordo del pie.

El dedo de martillo origina una flexión duradera de la articulación en el extremo del dedo gordo del pie.Por otra parte el dedo en garra tiene la característica de ser una articulación sobrecargada en las articulaciones del centro y extremo de los dedos del pie.

Las manifestaciones del pie en garra son los dedos torcidos y puntos de presión con dolor así como callos en todo el pie.

Los dedos en martillo y los dedos en garra tienden a acortarse con el tiempo, ocupando mayor espacio en altura, por lo cual, los dedos se presionan dentro del zapato. Ello genera dolorosas callosidades y callos, también en otras protuberancias y puntos de presión

Enfermedad de Sudeck: Esta enfermedad es también llamada distrofia simpática refleja tipo 1 o síndrome de dolor regional complejo. Este es un trastorno que produce dolor en una o más extremidades donde se afecta por lo menos una articulación.

Regularmente la enfermedad de sudeck se presenta luego de causas externas como operaciones o lesiones. En esta enfermedad la articulación afectada con el tiempo se vuelve rígida y los tendones, los músculos y la piel se contraen.

Cuando la enfermedad se encuentra en su última etapa, se pierde la función de la parte afectada.

Hombro doloroso: Este padecimiento recibe el nombre también de síndrome de pinzamiento y se trata de dolor de hombre al efectuar algunos esfuerzos o movimientos.

Estas molestias se presentan por el aprisionamiento de partes blandas en el techo de hombro a causa del movimiento o porque estas se golpean contra él. Al suceder esto, las partes blandas pueden llegar a modificarse por inflamación o desgaste.

El síndrome de pinzamiento son por lo regular causas del dolor de hombro.

Hombro congelado: Este padecimiento también es denominado inflamación de la articulación del hombro del grado hombro congelado, o igualmente periartritis escapulohumeral. Tiene diversas alteraciones degenerativas en la zona del hombro por la cual su movilidad se reduce.

La mayoría de las personas inician con dolor en la zona del hombro al movimiento, por lo cual evitan mover el brazo y esta falta de movimiento causa disminución de de la movilidad y rigidez.

Esta inflamación puede originarse por una bursitis, una tendinitis, desgarros de tendones o los músculos o por calcificación de estructuras de la articulación, que originan la inflamación del hombro.

El hombro congelado es un padecimiento que por lo regular ocurre en personas de mediana edad o mayores.

Osteoporosis: Esta es una enfermedad que afecta los huesos, en la cual se produce una disminución de la densidad de la masa ósea.

Por esta razón los huesos se vuelven más porosos, dado que aumenta el número y el tamaño de las cavidades que existen en su interior. Los huesos son más frágiles, tienen menor resistencia a los golpes y se rompen más fácilmente..

Es importante tomar en cuenta que, el ingerir suplementos vitamínicos, contribuye a fortalecer el sistema articular, como es el caso de Osteo Vigor que ayuda a mantener un sistema articular y óseo sano y fuerte.

Osteo Vigor ofrece múltiples beneficios tales  como mantener unos dientes sanos, prevenir la osteoporosis, protege la pérdida de cartílago y huesos, entre muchos otros.

Ilustración de deformación de los huesos por causa de la artritis

¿Cómo prevenir  enfermedades articulares?

Con el paso del tiempo el cuerpo se va desgastando y se producen dolores en las articulaciones, en algunos casos, como se ha citado anteriormente, se desencadenan algunos tipos de enfermedades, tales como la artritis, la artrosis y osteoporosis, las cuales deterioran la calidad de vida de la persona que la padece.

Existen algunas maneras de prevenir este tipo de padecimientos y de llevar una vida más saludable. Entre estas formas de mantener nuestro cuerpo en óptimas condiciones tenemos:

Hacer ejercicios y mantener una postura adecuada: Mantener el cuerpo sin actividad física  hace que sean más débiles los músculos y las articulaciones tengan menor elasticidad.

Realizar actividades como caminar, nadar y hacer yoga contribuyen para mantener las articulaciones más flexibles. El ejercicio físico previene la aparición de dolores que son muy frecuentes en las regiones lumbares y cervicales.

Por otra parte, resulta necesario mantener una buena postura, la cual da garantía al equilibrio de los músculos posturales y así de esta manera contribuye a aliviar la tensión.

Controlar el peso:  Cuando la personas mantienen un peso idóneo, tienen una mejor salud en las articulaciones que las personas con sobrepeso. Tener más peso al que el cuerpo necesita origina complicaciones musculares y óseas, afectando las piernas, la espalda, tobillos, pies y las rodillas.

Ingerir suplementos como Osteo Vigor: este es un  suplemento que promueve un sistema óseo sano y fuerte, contribuye en la salud de los dientes, combate la osteoporosis, fortalece las articulaciones, entre muchos otros beneficios.

Llevar una alimentación sana:  Es importante reducir el consumo de alimentos que tengan altos contenidos de carbohidratos, azúcares y almidón, así por los tanto, consumir alimentos ricos en vitaminas y nutrientes.

Las frutas y las verduras son ricas en vitamina C y K, como por ejemplo la naranja, el kiwi, el mango, el tomate, brócoli. También los frutos secos que son ricos en vitamina E y colágeno.

Por otra parte las verduras y hortalizas de hojas verdes cuentan con propiedades antioxidantes  y favorecen las articulaciones.

Evitar hábitos perjudiciales: Es de tomar en consideración que consumir en forma excesiva alcohol, tabaco, cafeína originan el envejecimiento prematuro, así como también el dormir muy pocas horas y el sedentarismo.

Resulta importante llevar una vida sana y evitar el estrés. Está considerado que tener malos hábitos durante nuestra vida, es causal de enfermedades o puede agudizar , de igual manera, los síntomas si se padece alguna enfermedad.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *