Descubre el secreto que guardan los alimentos naturales para tu salud

Descubre el secreto que guardan los alimentos naturales para tu salud

Última actualización: 04-12-2018. Equipo Nutricioni

Hablar hoy en día de alimentos naturales parece una utopía en tanto que la mayoría de los alimentos que ingerimos, de alguna manera u otra, han sido procesados. Existen químicos conservantes, pesticidas o sustancias acelerantes para poder recoger el cultivo mucho más rápido y vender, o madurar los vegetales antes de tiempo para transportarlos.

Es decir que, para poder obtener en la dieta diaria un alimento realmente natural, fresco y sin aditivos ni químicos conservantes, Habrá que producirlo en nuestra propia casa.

Nos referimos a una finca personal casera en donde los cuidados y los tiempos de la cosecha se respeten con dedicación, lo que redunda en salud.

Pero vamos a comenzar por definir algunos conceptos. Como por ejemplo, ¿qué es un alimento?, Y ¿Cómo es posible que sea natural? Es decir, que provenga de la naturaleza. Y es que muchas veces nos referimos a un alimento como natural, cuando éste se defina  o se considere como saludable para el desarrollo del organismo.

Y es que siendo precisos, la condición de natural para un alimento, solo se refiere a que es proveniente de la naturaleza y su composición, no está alterada. Es así como esta alteración, puede tratarse de químicos añadidos para envasar, aditivos o conservantes, y no debe confundirse con el natural usado para decir naturalmente bueno.

Un alimento, se define como una sustancia o mezcla de sustancias, naturales, elaboradas  o modificadas, que aportan los compuestos y energías necesarias para el cuerpo. Lo que genera el combustible necesario para el correcto funcionamiento del organismo, humano en este caso, lo que se constituye en el componente esencial para la existencia de la vida.

Los alimentos son, lo que hace posible, al ingerirlos, el desarrollo de todas las partes y funciones del cuerpo humano, en tanto que proveen los nutrientes y la energía. Los huesos, los músculos, los órganos en general, las funciones cerebrales y hasta las de las células y hormonas, la memoria, la inteligencia y el intelecto, dependen de los alimentos.

Es fácil deducir que mientras más se acerquen los alimentos a la condición de natural, mejor será el desarrollo de todas las partes de cuerpo humano y sus funciones. El equilibrio de energías, por ejemplo el de una mujer, se verá afectado por la calidad de los elementos que incluya en sus hábitos alimenticios, carnes, vegetales y minerales.

Alimentos ricos en Antioxidantes

¿Qué es un alimento natural y en qué se diferencia de los demás?

Podríamos establecer, a los efectos de este artículo, dos grandes divisiones de los alimentos a saber, los naturales y los procesados, aunque no son absolutas. Y es que es difícil pensar que un alimento pueda estar en nuestra mesa sin haber sido procesado de alguna manera, es decir, ¿cómo podría ser puramente natural?

Esto hace referencia a la idea de que para que un alimento natural, entiéndase, carne, pollo pescado, vegetales hortalizas, especias y más, pasan por un proceso. En el mayor porcentaje de los casos, estos tratamientos, muy válidos por cierto, inclusive en la finca o huerto personal, deben ser tratados con agentes anti plaga o antibacterianos.

Estos tratamientos serán más o menos agresivos en correspondencia con el tema comercialización, si es para uso familiar, probablemente sean más naturales. Pero será lógico pensar, que si los alimentos son para uso comercial requerirán de al menos un envasado y el transporte, lo que implica aplicarle procesos conservantes.

Es lógico pensar, que los alimentos naturales, son saludables, pero es que como ya todos sabemos, las carnes por ejemplo, provenientes de animales sacrificados. Este producto, para poder ser consumido en la mesa diaria, deberá ser procesado, inclusive si la finca o hacienda ganadera es de uso estrictamente familiar.

No significa que una carne proveniente del matadero, no pueda ser nutritiva y saludable para su consumo, y es que probablemente el término natural en este caso es literal. Es decir, es un alimento proveniente de la naturaleza, por lo que invitamos a aceptar este término como una referencia a la procedencia del mismo.

Lamentable o afortunadamente, depende de la óptica con la que se examinen los términos, un alimento natural, no necesariamente debe ser saludable. En primer lugar, podemos considerar que no todos los organismos humanos, funcionan exactamente de la misma manera, dado que cada vez más las alergias por ejemplo, alteran la respuesta del mismo.

Por esta causa, lo que puede suceder es, que algunos alimentos provenientes de la naturaleza, procesados o no causen daños, reversibles o no. Por ejemplo el azúcar y algunos otros carbohidratos, son fuente de energías para muchos y para otros un grave problema, que aunque también es necesaria en su organismo, no la pueden metabolizar.

No hay duda de que debemos complementar la dieta con productos que aporten los nutrientes adicionales necesarios para la subsistencia humana. Y es por esta razón que nos complace recomendar nuestro suplemento natural,  VicMujer, especialmente diseñado para el equilibrio energético del organismo, además de fortalecer funciones cerebrales.

Los alimentos naturales, ¿son saludables o no?

Otros alimentos ricos en proteínas, como las carnes rojas, para muchos son necesarias para el desarrollo muscular por ejemplo, pero para otros un problema de gota. De hecho sabemos que muchos seres humanos rechazan la carne como alimento, por creencias o por dolencias.

El hecho es que, en líneas generales, no todo lo que consideramos como alimento  natural, es saludable, aunque siempre lo serán más que los alterados. Y es que estas alteraciones se deben a procesos industriales en búsqueda de nuevos productos alimenticios que en muchos casos realmente alimentan.

Es muy probable que muchos de los alterados, estén enriquecidos con vitaminas y minerales, pero definitivamente, no son naturales, algunos son derivados. De la leche por ejemplo, un alimento natural, se deriva la fabricación de los quesos y el yogurt, que aunque provienen de un alimento natural de origen animal, son procesados.

Pero hasta la leche, que procede naturalmente de la vaca, para comercializarla, la alteran con factores conservantes de manera de poder envasarla y transportarla.  Modificar su duración es fundamental aunque la entrega esté programada ya que probablemente también transcurra un tiempo entre la entrega y la venta.

Ya sea un alimento natural procesado o industrializado, si se comercializa, siempre será conveniente revisar la fecha de caducidad, ya que algunas de estas aplican. Es decir algunos de los productos comerciales realmente se vencen a la fecha de caducidad. A otros tantos se les coloca esta fecha como requisito legal.

Lo cierto es que no debe caber duda sobre lo saludable de los alimentos naturales, procesados o no, con sus respectivas reservas por supuesto. Lo que se refiere a posibles alergias o intolerancias detectadas previas al consumo de cualquiera de ellos, Y claro que los alimentos industrializados basados en los naturales, pierden esta condición.

Es de hacer notar que al referirnos a los alimentos naturales procesados o industrializados, pensamos en una marcada diferencia entre los dos. En cuanto al origen y a la manera de  comercializarlos y no en cuanto a lo saludable o no. El proceso industrial, generalmente altera las propiedades nutritivas, el sabor la apariencia y el aroma.}

Alimentos Sanos Vegetarianos

Pero en muchas ocasiones los alimentos naturales no son suficientes

No podemos dejar pasar nuestra recomendación natural, y es que una de las maneras de conservar nuestro nivel de salud, energía y funcionalidad es la ingesta de complementos. Esta práctica debería ser diaria y el mejor de los suplementos, sobre todo para las mujeres es VicMujer, una fórmula nutritiva que estimula y fortalece las funciones cerebrales.

Comenzando por el reino vegetal, y es claro que si contamos al menos con un pequeño huerto, y las condiciones mínimas de cultivo, se puede lograr la mayor naturalidad. Los alimentos cosechados, si se siguen las reglas del proceso de sembrado, tendrán en su composición, los nutrientes, vitaminas, proteínas, carbohidratos y minerales requeridos.

En muchos casos y aun siendo los alimentos cosechados en casa, en la finca personal, éstos no llegan a contener los nutrientes suficientes para abastecer al organismo. Aun así, los alimentos que se producen en casa, mediante la mínima o ninguna alteración o intervención química, tendrán el mayor grado de condición natural y saludable.

Pero, ¿y si no tenemos la posibilidad de producirlos?, en aras de la buena salud, habrá que comprarlos y aprender a identificarlos de entre una gran variedad de ofertas. Hay que tener mucho cuidado al escogerlos, en tanto que una mala decisión al comprar podría dar como resultado, alguna dolencia.

Un comentario a lugar, tiene que ver con la OMS, es decir, con la organización mundial de la salud, se trata de que es muy importante aprender a seleccionar alimentos naturales. La manera de la cual disponemos para poder escogerlos de entre los procesados, los orgánicos, los industrializados y otros, es adquirir la habilidad de diferenciarlos.

La OMS propone una clasificación en 3 grupos de alimentos, Primero, los naturales o mínimamente procesados, luego los ingredientes culinarios procesados. Finalmente plantean los comestibles procesados y ultraprocesados, y todos estos con sus propias características.

Con mínimamente procesados se refieren a procesos como el rallado, la molienda el empaquetado al vacío y otros, frutas pescados, leche, cereales integrales. Los culinarios procesados hablan de sustancias extraídas y purificadas industrialmente a partir de alimentos naturales, grasas aceites, sal y azúcar, y los últimos son los alterados.

Alimentos que contienen gran cantidad de zinc. Fondo negro

Vale la pena examinar la razón de ser de estos tres grupos de alimentos

Por supuesto que los alimentos miembros de esta última clasificación, los alterados, están muy lejos de poder ser naturales, en tanto que son sometidos a los procesos industriales. Son alterados, aunque probablemente esta alteración les dé un gusto o un aroma muy apetecible, nunca serán naturales, pero podrían ser saludables por sus componentes.

Para ser objetivos, puede que sea casi imposible lograr un producto vegetal o animal puramente natural, aunque una condición más importante será la de ser saludable. Es preferible hablar de los mínimamente procesados, coincidiendo con la OMS, y es que son los alimentos considerados naturales, sometidos al mínimo proceso industrial o artesanal.

Esta mínima alteración se refiere a la idea de que, aunque aún procesados, no se han modificado o reducido, ni su configuración nutritiva, ni sus propiedades saludables. Un ejemplo de esto, la leche en polvo, en la que se observa que no se introducen nuevas sustancias, grasas, azúcares, aditivos, o sales.

Pero en la clasificación de mínimamente procesados, se deben incluir ciertos procesos o intervenciones mecánicas, como el limpiado, la molienda o el pelado, la ralladura. Algunos necesarios como el descremado, la pasteurización, la refrigeración o el congelamiento, el empacado al vacío, o simplemente una fermentación de microorganismos sin alcohol.

Algunos ejemplos de estos alimentos naturales resultantes de un mínimo proceso para su comercialización, los tenemos en los lácteos considerados de calidad, como la leche. En sus varias presentaciones, la leche entera fresca, o descremada, pasteurizada, también la fermentada como el yogur solo.

Los complementos alimenticios llamados ingredientes culinarios procesados, dentro de la clasificación 2 de la OMS, serán sustancias extraídas de componentes de los alimentos. Estas sustancias se obtienen también de la naturaleza, y se purifican industrialmente, y es que son, por ejemplo, grasas, aceites, sales y azúcares, que se consumen añadidas.

Estos productos, usados con moderación en la preparación de las comidas, le confieren a los platos de la mesa diaria, sabor, olor y variedad que los hacen sabrosos y nutritivos. Es justo decir que estos complementos, forman parte de los alimentos saludables cuando se consumen en porciones adecuadas a las necesidades del organismo humano.

Algunas consideraciones  sobre los alimentos listos para el consumo

Se debe saber que los alimentos industrializados para su comercialización, también provienen de alimentos considerados naturales, solo que sufren transformaciones. Una parte de estos procesos, va enfocada a la fabricación de productos que supuestamente nos faciliten la vida  en tanto que solo debamos abrirlos o destaparlos para consumirlos.

Estos son los alimentos o productos que son procesados y en los cuales se han alterado su naturaleza, en aras de una mayor duración, y sabor de manera diferente y apetecible. Se les adicionan sustancias como aditivos, conservantes y hasta otras cantidades de sal, azúcar y aceites.

En la mayoría de los alimentos considerados como listos para el consumo, se altera el balance nutricional, aunque generalmente se pueden conservar los componentes. Con esto nos referimos a que algunos de los nutrientes  originales, permanecen ante procesos como la salazón, el ahumado, la dulcificación y otros más.

Los ejemplos se cuentan infinitos y aumentando cada día, y es que estamos haciendo alusión a los vegetales empacados, o productos enlatados en salmuera. Sumamos otros como las frutas en almíbar, pescado en aceites, sardinas o pepitonas enlatadas, tocino, jamón, o bocadillos, galletas y dulces procesados.

Dentro de esta clasificación de la OMS, se encuentran muchos productos que ya forman parte de los ultraprocesados, y que son elaborados con ingredientes industriales. Estos productos, se caracterizan por la ausencia casi total de alimentos naturales, de hecho la resultante de estos ultraprocesos son imitaciones de alimentos con fines de lucro.

Una buena idea de las características de los productos de los cuales estamos hablando, la tenemos en las sopas y fideos enlatados, que pueden ser instantáneos. También las galletas, salsas, leches con fórmulas infantiles listas para tomar, mermeladas, helados, gaseosas o jugos envasados, helados, cereales, los listos para calentar  y muchos más.

El organismo humano, se ve afectado fisiológicamente a causa de la gran disminución o ausencia de la composición nutricional de estos alimentos consumidos a diario. Es así como para equilibrar este efecto se deben balancear las comidas incluyendo los alimentos naturales más saludables que se puedan agregar a la dieta diaria.

Hay que tener un poco de cuidado cuando hacemos referencia a los alimentos naturales, por cuanto, muchos de estos, sobre todo vegetales, se deben procesar para su consumo. Y es que no nos podríamos comer unas buenas lentejas, sin un proceso de intervención culinaria.

Veamos los beneficios de incluir alimentos naturales saludables en la dieta diaria

En este punto es importante, y para contrarrestar los efectos de la mala alimentación por el consumo de productos sin valor nutritivo, recomendar atenuar estos efectos. Esto se logra con el mejor complemento nutritivo natural, el VicMujer, diseñado para fortalecer los niveles energéticos y sobre todo las funciones cerebrales, memoria, concentración y mucho más.

No debe existir dudas de que preparar las comidas diarias en casa, usando los mejores alimentos naturales y saludables aderezados con las más exquisitas especias, es lo sano. Y es que cuando escogemos adecuadamente los alimentos, nos aseguramos de obtener la mayor cantidad de nutrientes para el correcto funcionamiento del organismo.

Esta es la meta, proporcionar a nuestro cuerpo de todos los elementos necesarios para el desarrollo y mantenimiento de las funciones de todos los mecanismos y procesos. Ya sabemos que las mayores proporciones de vitaminas, minerales, proteínas y carbohidratos esenciales para la vida y la salud, están en los alimentos naturales.

Recordando que los alimentos cárnicos, nos proveen de las proteínas de origen animal que se requieren, y los vegetales, de las vitaminas y minerales, será justo consumirlos. Pero también debemos tomar en cuenta que las dosis, la frecuencia y la selección de las combinaciones de estos alimentos para el consumo diario, deben ser equilibradas.

Por ejemplo tenemos las frutas, estos alimentos en forma natural, además de vitaminas y minerales, también muchas de ellas nos proporcionan parte o toda la glucosa necesaria. Estos son carbohidratos necesarios para el funcionamiento del cerebro por ejemplo, la energía que procesan las células para todas las funciones, inclusive las intelectuales.

Un aspecto importante de los alimentos naturales saludables, es el contenido de grasas necesarias para el funcionamiento del cuerpo, en tanto que son reservas de energía. Y es que las grasas en su justa medida y calidad, también son necesarias para el organismo, en tanto que son macronutrientes esenciales, y como ejemplo ponemos el aguacate.

Aunque pueda que no sea suficiente, una dieta vegetal rica en proteínas la constituyen alimentos naturales saludables, en ese orden de ideas, tenemos varios ejemplos. La soja es uno de los alimentos con el mayor porcentaje de proteínas vegetales al que podemos sumar, las lentejas, los garbanzos, las judías, y aunque no lo parezca, el arroz también.

Algunas consideraciones más sobre la cualidad de ser un alimento natural

Se realizaron estudios en Zúrich (Suiza), y en la Universidad de Murcia, buscando determinar las preferencias en la ingesta de unos alimentos sobre otros. La pregunta era, si preferían los naturales o los procesados, y ciertamente uno de los resultados fue, que no sabían a ciencia cierta la diferencia.

Se desprende de estos estudios, que el uso del término natural en los alimentos, resulta ser algo abstracto, también complicado y que causa diferentes asociaciones indefinidas. Esto ocurre en el consumidor y en los investigadores revelan claramente, los autores del estudio, Sergio Román, de la Universidad de Murcia, y Luis Sánchez, del Grupo Hero.

Y es que gracias a los resultados obtenidos por estos dos personajes, los investigadores logran determinar la existencia de quince características asociadas a lo natural. Y estas propiedades encontradas les permiten agruparlos en tres extensos grupos, el origen del producto, el proceso de producción, y el último sobre el producto resultante.

El origen del producto se refiere al proceso mediante el cual se han cultivado las materias primas, es decir los vegetales utilizados, el proceso de producción a los aditivos añadidos.  Los aditivos pueden ser, colorantes, saborizantes o conservantes, y por último, la cualidad de natural se evalúa desde el producto final, frescura, sabor y la percepción de sano o no.

Otros como el escritor investigador y profesor de la CSIC de España, quien asegura que no porque sea natural, un alimento deberá ser saludable, lo que probablemente es cierto. Y es que los que aseguran esto, tienen razón al plantear que ya no ingerimos alimentos verdaderamente naturales ya que en toda cosecha o ganadería se aplican procesos.

Una curiosidad al parecer muy bien sustentada por investigaciones hechas, trata de que los alimentos de hoy día han sufrido una disminución importante de nutrientes. Así se ha encontrado en algunos estudios, al saber que entre los años 1930 y 1980, el calcio en los alimentos naturales cayó en un 19%, el hierro en un 22% y el potasio en un 14%.

En conclusión, parece que debemos complementar la dieta con productos que aporten los nutrientes adicionales necesarios para la subsistencia saludable. Y es así cómo nos complace recomendar el suplemento natural, VicMujer, especialmente diseñado para el equilibrio energético del organismo, además de fortalecer las funciones cerebrales.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *