Mano sosteniendo un cigarro

Descubre aquí las enfermedades que produce el tabaquismo

Descubre aquí las enfermedades que produce el tabaquismo

Última actualización: 13-11-2018. Equipo Nutricioni

Primero que todo debes conocer que es el tabaquismo, el cual es la adicción ocasionada esencialmente por su componente más activo conocido como nicotina.

Esta adicción ocasiona la muerte de más de seis millones de personas al año, en donde la mayoría de ellos son los llamados fumadores pasivos, lo cuales son esas personas que no fuman pero se encuentran constantemente expuestas al humo del tabaco.

Ahora bien, son muchas las razones por motivos de salud para dejar de lado el consumo del tabaco, ya que este puede determinar cuánto vas a vivir.

No obstante, existen estudios que demuestran que el tabaco reduce las expectativas de vida entre siete y ocho años, razón por la cual una persona que no fume tendrá una vida mucha más larga y saludable.

Por otra parte, el tabaquismo puede ocasionar más de cincuenta enfermedades, debido a la gran cantidad de elementos químicos que contiene el cigarrillo, ocasionando consecuencias malas para la salud.

El tabaquismo, es uno de los responsable del cáncer, enfermedades pulmonares como el enfisema y bronquitis, así como enfermedades cardiovasculares: hipertensión, infarto y accidente cerebrovascular.  

Además de esto, no sólo el cigarrillo tradicional industrializado es peligroso y dañino para la salud, las versiones como tabaco, pipa, narguile, shishas, hookah y cigarro de mascar también lo son.

Todos sabemos que el consumo de cigarrillos de tabaco es sumamente dañino para la salud y para la salud de quienes nos rodean. Este hábito tan malo data desde hace varios siglos.

El dejar de fumar genera el beneficios de que tendrás una ropa sin olor a tabaco, ahorraras dinero y tendrás menos estrés y lo más importante podrás celebrar que te has liberado de ese malicioso vicio para siempre.

El hombre nervioso está fumando cigarrillos. Fumar causa cáncer de pulmón y otras enfermedades.

Enfermedades que genera el tabaquismo

Estas son las enfermedades más comúnmente causadas por el consumo de tabaco:

Enfisema, la cual es una enfermedad que destruye progresivamente los pulmones generando que a la persona se le dificulte la respiración, ocasionando que el realizar un simple paseo se haga imposible.

El tabaquismo es el principal factor que causa las enfermedades respiratorias. No obstante, más del 90% de los casos de bronquitis se deben al consumo de este producto.

Cáncer de pulmón, esta enfermedad lo genera el alquitrán y la nicotina, ya que contiene humo.

Enfermedades cardiovasculares, generadas por el consumo de nicotina y monóxido de carbono de los cigarrillos.

Los fumadores tienen un sobrecargado corazón, razón por la cual deben hacer un sobreesfuerzo para poder realizar las actividades diarias.

Las enfermedades cardiovasculares quitan mucho de nuestra energía y generan dificultad en nuestra respiración.

El tabaco tiene un efecto multiplicador de las enfermedades coronarias en las mujeres que  son fumadoras y toman anticonceptivos.

El tabaquismo genera el adelanto de la menopausia y la osteoporosis.

Este vicio hace que se tenga sequedad cutánea, acelerando la aparición de arrugas prematuramente.

El consumo de tabaco durante la gestación condicionará la vida de su futuro hijo.

Asimismo ocasiona esterilidad en las mujeres, raquitismo, impotencia, desorden hormonal, neumonía,  osteoporosis y un sinnúmero de patologías, problemas vasculares periféricos, depresión, pérdida de olfato y gusto.

Por otra parte las enfermedades que pueden sufrir los fumadores pasivos son:

  • El estar cerca de una persona que fuma y recibir el humo puede irritar los ojos, la nariz y el pecho, y puede causar dolor de cabeza.
  • Cuando un adulto fuma delante de un niño este pas a ser un fumador pasivo lo que le puede generar tener más probabilidades de desarrollar alergia y asma o puede incrementar el riesgo de padecer infecciones respiratorias severas.
  • Disminución pulmonar en los niños que son fumadores pasivos.
  • El tabaco puede producir problemas de colesterol en nuestro organismo lo que se conoce como colesterol malo.
  • El tabaquismo crea una potente adicción, por lo cual se considera una enfermedad. Se considera la adicción a la nicotina un vicio tal como lo es el alcohol, la heroína y la cocaína.
  • Disfunción eréctil.
  • Diabetes.

Diferencia entre dientes sanos y dientes dañados

Efectos del tabaquismo en el organismo

A continuación se describen los efectos que ocasiona las sustancias químicas presentes en los cigarrillos en el organismo:

En la piel

  • El tabaco genera cambios en la cantidad y calidad del colágeno y elastina, causando flacidez y arrugas.
  • La circulación se resiente porque el oxígeno no se bombea por los vasos sanguíneos con la misma facilidad que en un no fumador, lo que se traduce en una tez apagada.

En los pulmones

  • El alquitrán se almacena en tus pulmones y contiene sustancias químicas denominadas carcinógenos, que inducen el desarrollo de células cancerosas en el organismo.
  • El organismo se expone a sustancias químicas, tales como: el benceno y el formaldehído, los cuales se han asociado a varios tipos de cáncer, como la leucemia o el cáncer de riñón.

En los dientes

  • Las sustancias químicas tóxicas que contiene el tabaco de los cigarrillos crean un residuo alquitranado pegajoso sobre tus dientes.
  • El fumar disminuye la cantidad de saliva en la boca, aparecen manchas y decoloraciones en los dientes.
  • Se aumenta el riesgo de desarrollar periodontitis, o enfermedad de las encías, las cuales causan inflamación alrededor de los dientes y desencadena en inflamación de las encías, halitosis y, en casos graves, incluso la caída de los dientes.

En el cabello

  • El tabaco ocasiona la mala circulación causada por las sustancias químicas de los cigarrillos generando que el cabello pierda el brillo y que aparezcan prematuramente canas.

Toma en cuenta que jamás será tarde para dejar de fumar y si lo abandonas, puedes disfrutar de todos los beneficios de librarte del tabaco.

Beneficios de dejar de fumar

Los beneficios de dejar de lado el cigarrillo son muchos, razón por la cual si intentas apartarlo por completo de tu vida experimentarás al cabo de tan solo una hora varios de ellos.

Al  dejar de fumar, el organismo se transforma, obteniendo beneficios directos para la salud, por eso:

  • Después de 20 minutos la tensión arterial y el pulso vuelven a la normalidad.
  • Después de 8 horas los niveles de oxígeno en la sangre vuelven a la normalidad, y los niveles de nicotina y monóxido de carbono se reducen en más de un 50 %.
  • Después de 24 horas se ha eliminado completamente el monóxido de carbono de tu organismo. Los pulmones empiezan a expulsar moco y otros residuos del tabaco.
  • Después de 48 horas ya no queda nicotina en tu organismo. El sentido del gusto y el del olfato han mejorado enormemente.
  • Después de 72 horas te resulta más fácil respirar. Los bronquios empiezan a relajarse y aumenta tu nivel de energía.
  • Entre 2 y 12 semanas la circulación mejora en todo el cuerpo, así que caminar y correr es mucho más fácil.
  • Entre 3 y 9 meses la tos, las sibilancias y los problemas respiratorios mejoran gracias al aumento de la función pulmonar de hasta un 10 %.
  • Después de 1 año el riesgo de infarto se reduce a la mitad.
  • Después de 5 años el riesgo de infarto se reduce más o menos hasta la mitad del riesgo que presenta un fumador.
  • Después de 10 años el riesgo de cáncer de pulmón se reduce hasta la mitad del de un fumador. El riesgo de infarto pasa a ser el mismo que el de alguien que nunca ha fumado.

Beneficios físicos de dejar de fumar

Dejar de fumar también tiene efectos estéticos y físicos beneficiosos para la salud:

  • Mejora de la fertilidad
  • Una piel de aspecto más saludable
  • Unos dientes más blancos y un aliento más fresco
  • Un pelo más suave y más brillante
  • Al consumir suplementos naturales tal como MelAmino, ayuda a conciliar el sueño y no permite que fumes a mitad de noche por consecuencia del insomnio.

Trucos para dejar de fumar: Sigue estos trucos que te damos a continuación para que no sufras las enfermedades que ocasiona el tabaquismo:

  • Coloca una fecha para dejar de fumar y trata  de cumplir, esta es una manera esencial para prepararse mentalmente para dejar el tabaco.
  • Consume suplementos vitamínicos como MelAmino
  • Realiza una lista de las razones por la cual deseas dejar de fumar, y colócala en un lugar visible.Cuando pases por momentos duros en donde sientas que tu determinación flaquea, esta nota puede ser de mucha utilidad.
  • Si tu meta es llevar a cabo con éxito tu misión de dejar el cigarrillo para siempre, debes encontrar a un amigo que también quiera alejarse de este vicio, para que así se motiven mutuamente.
  • Usa el dinero que te ahorras en cigarrillos en darte un capricho, ya que una persona que es fumadora gasta mucho dinero al dia en tabaco.
  • Rodéate de apoyo, ya que la gente que entiende que el apartarse del cigarro es un verdadero reto y que se tiene que tener una gran fuerza de voluntad, es recomendable que tengas palabras de ánimo.
  • Verifica e identifica qué es lo que te hace desear un cigarrillo y trata de evitar todos los motivos que desencadena que tengas que consumir tabaco, tales como el beber alcohol, té o cafe.
  • Trata de mantente ocupado para así resistirte a la necesidad de fumar.
  • Realiza ejercicios que te ayuden a  reducir el estrés, debido a que la actividad física es una forma fantástica de sobrellevar el estrés asociado a dejar el tabaco y las ganas de fumar.

Tratamientos para dejar de lado el tabaquismo

Nunca es tarde para abandonar el consumo de tabaco, ya que cuando se deja de fumar se invierte en calidad de vida, y se obtienen muchos beneficios para la salud de nuestro organismo.

Uno de los tratamientos más utilizados es la terapia sustitutiva con nicotina (TSN), la cual se fundamenta en la administración de bajas dosis de nicotina al individuo por una vía distinta a la de los cigarrillos.

Dicha administración se realiza a través de comprimidos de nicotina, parches de nicotina, chicles de nicotina o spray bucal de nicotina.

De esta forma, se da una dosis suficiente para colaborar y ayudar al fumador a aliviar los síntomas del síndrome de abstinencia, sin embargo, se administra en cantidad insuficiente para no crearle dependencia.

Sin durante esta etapa, el fumador ya ha dado el paso y lleva sin fumar menos de 6 meses. Es una etapa donde es muy frecuente que se produzcan recaídas.

Esta fase es muy crítica, y es aquí cuando surgen los síntomas de dejar de fumar, conocido como el síndrome de abstinencia.

Ten en cuenta que El 31 de mayo de cada año se celebra el día mundial sin tabaco. Esta fecha se utiliza para destacar los riesgos para la salud asociados con el tabaquismo.

La mayoría de los fumadores saben que el tabaco es dañino y desean disminuir su consumo o dejar de fumar.

Y es que el tabaquismo ya se ha convertido en uno de los principales factores de riesgo de padecer varias enfermedades cardiovasculares, respiratorias o incluso cáncer, pero a pesar de ello su consumo está extendido por todo el mundo.

Nosotros sabemos que dejar de fumar puede resultar difícil, pero también somos conscientes que es muy importante poder dar el gran paso, tú puedes hacer algo increíble.

Descubre lo mitos para dejar de fumar

Te proporcionamos los datos para que rompas los mitos y asi deje de ser tan difícil abandonar el cigarrillo..

Ganarás peso. Cuando se abandona el mal hábito de fumar puedes ganar peso, ya que la nicotina puede aumentar su tasa metabólica y suprimir su apetito normal.

En este sentido, si te encuentra usando la Terapia Sustitutiva de Nicotina para dejar de fumar, esto podría ayudarle a controlar su peso.

Cuando dicha terapia se implementa adecuadamente, la nicotina contenida en este tipo de productos puede ayudar a controlar el cambio en el metabolismo y el apetito.

La nicotina es la responsable del metabolismo acelerado que colabora con la supresión del apetito por lo que la Terapia Sustitutiva con Nicotina (TSN), te puede brindar una dosis controlada de nicotina para ayudarte a dejar de fumar.

Asimismo, ayuda a mantener a raya el metabolismo y el apetito.

Cuando una persona deja de fumar es posible que sienta las ansias de comer mucho, debido a los siguientes motivos:

  • Se puede echar de menos el acto de llevarse la mano a la boca.
  • Se puede confundir las ganas de fumar con ataques de hambre.

Si quiere combatir los motivos antes indicados intenta:

  • Tener a mano tentempiés saludables, tales como fruta o verduras.
  • Consume suplementos vitamínicos como MelAmino
  • Utilizar spray con nicotina.

Fumar disminuye el estrés. El dejar fumar puede aumentar los niveles de ansiedad y de tensión, debido a que la frecuencia cardíaca se puede elevar.

La acción de fumar es que libera el estrés, motivado a que la mayor parte de los fumadores se encuentran tensos hasta que se fuman el siguiente cigarrillo.

Se pueden encontrar formas alternativas de relajarte y de afrontar el estrés: incluso el estrés asociado a dejar de fumar.

La fuerza de voluntad es lo mejor para dejarlo. La mejor forma de intentar dejar el tabaco es hacerlo en seco.

Aunque el dejar de fumar en seco puede ser especialmente duro motivado a que se debe lidiar con los síntomas de abstinencia físicos al mismo tiempo que intentas romper con el hábito.

Si en lugar de eso utilizas suplementos naturales como MelAmino, puedes duplicar tus probabilidades  con relación a dejar de fumar solo con fuerza de voluntad.

Alimentos ricos en Antioxidantes

Recomendaciones para abandonar el tabaco

Para dejar de fumar puedes caminar, nadar, correr o puedes comenzar una nueva actividad, debido que esto te ayudará a que después de dejar de fumar mejore tu capacidad pulmonar y tu salud para que puedas hacer más cosas.

Aliméntate bien. Es muy común confundir las ganas de fumar con ataques de hambre, por eso debes tener a la mano frutas, verduras y otros alimentos saludables para cuando te suceda.

Prueba la Terapia Sustitutiva con Nicotina (TSN). Esta terapia ofrece una serie de productos que pueden ayudarte a enfrentar las ganas de fumar y los síntomas de abstinencia que ocasiona el abandonar el cigarrillo.

Con esta terapia puedes multiplicar tus probabilidades de éxito en comparación con dejar de fumar solo con fuerza de voluntad.

No tropieces con el primer obstáculo. Los psicólogos han recomendado que cuando una persona persiste en el intento de resolver un problema si se le dice que el mismo es difícil le cuesta solucionarlo.

Razón por la cual es posible que el dejar de fumar sea una de las cosas más difíciles que tengas que hacer en tu vida. No obstante, si persiste en el intento puedes lograr dejarlo aunque en ocasiones recaigas.

Apóyate en la ayuda de los expertos. Los deportistas de élite son entrenados por entrenadores, y las personas de éxito tienen mentores, razones estas por las cuales puedes solicitarles ayuda y demostrarle  que tienes a tu disposición las ganas de dejar de fumar.

Concédete recompensas. Si dejas de fumar trata de darte un capricho, ya que las recompensas deberían ser significativas, como comprarte algo que querías hace tiempo.

Céntrate en lo positivo. Siempre piensa en todos esos aspectos positivos de vivir sin tabaco, tales como tener una piel mucho más bonita, tener un mejor estado de salud general,unos dientes más blancos, tener más energía y un mejor sentido del gusto y del olfato.

Cuanto menos pienses en fumar, más fácil te resultará mantenerte alejado del tabaco.

Busca nuevas formas de relajarte. Consigue nuevas y diversas maneras formas de relajarte, puede ser el respirar profundamente, realizar ejercicio ligero o leer, esto te ayudará a no pensar en el tabaco.

Otros consejos que debes seguir para dejar de fumar

Organiza una fiesta para el primer aniversario. El abandonar el cigarrillo no es fácil, pero si te lo propones y lo das todo y no pierdes la motivación, lo conseguirás, por eso cuando cumplas un año sin este maliciosos vicio puedes hacer una fiesta para celebrar.

La nicotina es nociva. El efecto malicioso y perjudicial lo ocasionan causan las sustancias químicas nocivas del humo del tabaco, tal como el alquitrán o el monóxido de carbono.

Dichos componentes pueden ocasionar y acarrear problemas de salud como cardiopatías o cáncer de pulmón.

La nicotina genera adicción al tabaco, y utilizar terapias colabora a disminuir el consumo de cigarrillos.  

Al disminuir la cantidad de humo de tabaco que inhalas, también reduces los riesgos asociados para la salud.

El fumar no solo te afecta a ti, sino que afecta a todos los que te rodean, razón por la cual  al dejarlo, estás dando un paso positivo tanto para ti como para ellos.

Cuando dejas de fumar empiezas a disminuir el tremendo impacto que el tabaco influye sobre ti.

Fumar reduce:

  • La función pulmonar
  • El sentido del olfato y del gusto
  • Los niveles de energía

Asimismo el fumar incrementa el riesgo de sufrir:

  • Cáncer, especialmente cáncer de pulmón
  • Infarto e ictus
  • Enfermedades pulmonares tales como enfisema y bronquitis crónica
  • Cardiopatía coronaria

Además, el tabaco también acelera el proceso de envejecimiento y perjudica tu situación económica.

Ahora bien, cuando dejas de fumar estás haciendo algo positivo por tu salud y tu pareja y familiares podrán dejar de preocuparse por los peligros que el cigarrillo puede ocasionar a lo largo de tu vida.

Asimismo tus amigos estarán fascinados y encantados si te alejas de este vicio tan desagradable, ya que podrás pasar mucho más tiempo con esas personas que no fuman.

No olvides, que el dejar de fumar y tener fuerza de voluntad combinada con las ganas de mejorara tu salud, te ayudará a tener una vida más sana.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *