Conoce los tratamientos naturales para la menopausia

Conoce los tratamientos naturales para la menopausia

Última actualización: 31-08-2018. Equipo Nutricioni

La menopausia se caracteriza por ser el tiempo donde la mujer deja de tener la menstruación y en consecuencia es el fin de la fertilidad.

A este momento muchas mujeres le tienen miedo, ya que, por los síntomas menopáusico y más aún, es el tiempo donde aparecen los llamados “sofocos”.  Sin embargo, hay tratamientos naturales para la menopausia, que ayudan a sobrellevar estos síntomas y atravesar esta etapa con alegría y bienestar.

Se tiene que tomar en consideración que la menopausia no llega de sorpresa, todo lo contrario, es un proceso que se va dando de forma gradual. La mujer se puede dar cuenta de esos cambios debido a que comienza a presentar síntomas como:

  • Períodos irregulares.
  • Sequedad vaginal.
  • Sofocos.
  • Insomnio.
  • Cambios de humor.

Para aliviar estos síntomas, las mujeres acuden al médico para que le indique un tratamiento, aunque para la menopausia no se requieren medicamentos. Esto se debe a que, el uso de medicamento durante la menopausia muchas veces empeora la situación, ya que suelen aparecer efectos secundarios.

Sin embargo al llegar esta etapa, se pueden utilizar tratamientos naturales para la menopausia, pasando este periodo con tranquilidad y bienestar. Con dichos tratamiento se pueden disminuir considerablemente los síntomas de la menopausia y sin sufrir de efectos secundarios.

Síntomas de la menopausia

Se dice que una mujer llegó a la menopausia cuando deja de ver el periodo por completo. Esto ocurre porque, los ovarios dejan de producir las hormonas estrógeno y progesterona.

Algunos síntomas de la menopausia son los siguientes:

Periodo menstrual irregular:: cuando se acerca la menopausia los ciclos de periodo se altera, alguna veces duran más tiempo, otras veces menos. En algunos casos comienzan a falla, es decir algunos meses no viene el periodo.

Calorones: es cuando se presenta esa sensación de calor repentino, más o menos intensa, que va desde la parte superior del cuerpo hasta la cara. Dichos calorones son muy molestos ya que dan, varia veces al día y suelen durar unos pocos minutos

Sudores nocturnos: son los calores que te dan mientras duermes y te hacen sudar mucho, además no permiten que vuelvas a dormir.

Problemas para dormir: cuando se presenta la menopausia por lo general comienzan a padecer de insomnio. Es decir, por las no logras conciliar el sueño o te despiertas durante la noche sin razones aparente. Es posible también, que empieces a levantarte más temprano de lo que antes lo hacías.

Cambios vaginales:: cuando se acerca la menopausia la membrana de la vaginal se vuelve más seca, más delgada o menos elástica. Por lo general repercute en las relaciones sexuales ya que genera sequedad o molestia durante el acto sexual.

Infecciones urinarias o de la vejiga: con la próxima llegada de la menopausia, la vejiga va cambiando ovacionando que tengas deseos frecuente de orinar. Es esos momento las infecciones urinarias se hacen presente, producto de los mismos cambios.

Cambios en el estado de ánimo: cuando se acerca la menopausia trae consigo cambios hormonales causando: ansiedad, irritabilidad o cansancio. Además hace que cambie tus deseos sexuales.

Debilidad de los huesos: cuando se va llegando a los 40 años es necesario que se incorpora calcio y vitamina D al organismo. Esto se debe a que con la llegada de la menopausia se debilitan los huesos y se corre el riesgo de sufrir de osteoporosis.

Causas de la menopausia

La menopausia es un proceso natural de la mujer, donde se deja de ver la menstruación definitivamente, esto puede ocurrir desde los 45 a los 50 años. Y puede ser por las siguientes causas:

Causas naturales

Disminución natural de las hormonas productivas: los ovarios inician una disminución de las  hormonas de estrógeno y testosterona a partir de los 30 años.

Estas son las hormonas que se encargan de regular el ciclo menstrual, por lo que hay un menor número de óvulos madurando en los ovarios cada mes.

Esto trae como consecuencia que la fertilidad en la mujer sea menor, esto se debe a que a la disminución de la progesterona después de la ovulación. Es importante señalar que la progesterona es la hormona encargada de preparar al cuerpo para el embarazo.

Estos cambios con el tiempo se vuelven más evidentes, hasta que finalmente se dejan de producir los óvulos y se acaba la menstruación.

Insuficiencia ovárica primaria: esta insuficiencia ovárica suele ocurrir cuando los ovarios dejan de producir los niveles normales de hormonas reproductivas. Por lo general se debe a factores genéticos o a causas de enfermedades autoinmune.

Causar quirúrgicas:

Histerectomía total con ooforectomía bilateral: es cuando se remueven quirúrgicamente los ovarios y el útero.

En este caso no importa la edad, ocurre la menopausia sin pasar por la fase de transición. Sin embargo, cuando se realiza la histerectomía total y se dejan los ovarios a pesar de no ver la menstruación, no se causa la menopausia. Esto se debe a que los ovarios continúan produciendo las hormonas sexuales.

Quimioterapia y radioterapia: estos procesos médicos inducen a la menopausia, causan los sofocos durante el tratamiento.

¿Qué es la perimenopausia?

La perimenopausia se puede definir como el periodo de la vida reproductiva de una mujer, que está presente varios años antes de la menopausia. Esta etapa inicia cuando en los ovarios se comienza a disminuir  la producción de las hormonas, mayormente el estrógeno.

Por lo general, las mujeres inician este proceso en algún momento entre los 40 a los  50 años. Casi siempre la perimenopausia dura unos cinco años, durante este periodo la mujer puede quedar embarazada ya que todavía es fértil.

La perimenopausia termina pasado 12 meses de la última menstruación, dando inicio a la menopausia.

Durante la perimenopausia, las mujeres pueden presentar otros cambios en su vida, entre los que se tienen:

  • Disminuye el deseo sexual
  • Transpiración
  • Corazón de carreras.
  • Dolores de cabeza.
  • Sequedad y dolor vaginal.
  • Sexo doloroso.
  • Problemas para dormir.
  • Otros cambios físicos.

Complicaciones de la menopausia

Debido a los diversos cambios hormonales que se sufren cuando se está llegando a la menopausia, se comienza a padecer de:

Enfermedad cardiovascular: debido a la disminución de estrógeno en el organismo, se aumenta el riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares.

Osteoporosis: cuando se inicia el descenso en los niveles de estrógeno, se incrementa la posibilidad de padecer de osteopenia y osteoporosis. Esto se debe a que el estrógeno colabora en la protección de los huesos.

Por ello, cuando se inicia la menopausia y se disminuye el estrógeno, aumenta la pérdida de la densidad ósea. A su vez se incrementa la posibilidad de sufrir fracturas, especialmente en las caderas, las muñecas y la columna

Incontinencia urinaria: por la falta de estrógeno producto de la menopausia, hacen que los tejidos de la vagina pierde su elasticidad. Esto trae como consecuencia, frecuentes ganas de orinar o incontinencia de dos tipos:

  • Incontinencia de urgencia; seguida por una pérdida involuntaria de orina.
  • Incontinencia de esfuerzo o pérdida de orina al toser, reír o al hacer algún esfuerzo

Aumento de peso: por los distintos cambios hormonales las mujeres de peso durante la perimenopausia.

La elasticidad de la piel se reduce, se exacerba el riesgo de sufrir trastornos en la memoria y disminuye el tono muscular.

Método para reducir los síntomas de la menopausia

Para disminuir los síntomas de la menopausia es necesario hacer cambios en el estilo de vida y en la alimentación. Para ello resulta útil:

  • Realizar actividades físicas o ejercicios durante el día, pero nunca antes de dormir.
  • Utilizar ropa liviana.
  • Disminuir la temperatura del cuarto lo más posible.
  • Cuando tenga relaciones sexuales utilice lubricantes o humectantes vaginales para mejorar la sequedad vaginal.
  • Tratar de permanecer sexualmente activa.
  • Optimice el sueño, trate de irse a dormir y levantarse a la misma hora todos los días, además evite tomar siesta durante el día.
  • Practique técnicas de relajación.
  • Realice ejercicios de Kegel ya que ayudan a fortalecer los  músculos del piso pélvico y con esto a mejorar algunas incontinencias urinarias.
  • Mantenga una alimentación balanceada donde incluya frutas, verduras, hortalizas y granos, además disminuye las grasas saturadas, los azúcares y los aceites.
  • Evite el fumar, ya que el uso del cigarrillo aumenta las posibilidades de enfermedades cardiacas, osteoporosis, cáncer, accidentes cerebrovasculares, etc.
  • Elimine la cafeína.
  • Ingiere por lo menos ocho vasos (dos litros) de agua al dia.
  • Disminuya  o elimine el consumo de alcohol.
  • Trate de alcanzar un peso saludable.
  • Consulte con su médico acerca de los suplementos vitamínicos que debe ingerir. Esto se debe a que, antes de la menopausia se tiene que ingerir 1000 mg de calcio aproximadamente y después de la menopausia 1200mg.
  • Hágase exámenes de rutina, para detectar o prevenir enfermedades.
  • Esté pendiente de la presión arterial, colesterol y glucosa en sangre.
  • Realícese mamografías con regularidad, al igual que exámenes clínicos de los senos, densitometría ósea y el examen ginecológico.

Para disminuir los síntomas de la menopausia puede ingerir Apoyo de las Mujeres, ya que ayuda a mantener las hormonas en equilibrio.

Cuida tus huesos durante la menopausia

Cuando se inicia la menopausia, también inicia la disminución de la masa ósea, por lo que se incrementa el riesgo de sufrir de osteoporosis. Para determinar si existe una disminución de la masa ósea, es necesario que se realice un examen de densitometría.

La osteoporosis es una enfermedad silenciosa, por lo que conviene que se tomen previsiones, para así tener huesos sanos, y reducir el riesgo de tener fractura. Para ello es necesario:

Vigila tu alimentación: para eso debes de tener una dieta balanceada y equilibrada, con un alto contenido de calcio.  Además tiene que reducir el consumo de grasa, carbohidratos y café.

Asegúrate de tomar por lo menos 15 minutos de sol al día. Esto se debe a que la luz ultravioleta hace que dehidrocolesterol  se transforma en vitamina D, y esta vitamina ayuda a asimilar el calcio ingerido en la dieta.

Realizar ejercicios con regularidad o simplemente caminar rápido durante 30 minutos  ayuda a:

  • Mejora la tensión arterial.
  • Disminuye el colesterol malo.
  • Previene el sobrepeso.
  • Previene la diabetes.
  • Previene la pérdida de masa ósea.

Muchas mujeres se preocupan por los cambios físicos y hormonales durante la etapa de la menopausia. Es por ello que para evitar que estos cambios perturben el bienestar de la mujer, se tienen que hacer cambios en la rutina diaria.

Para ello se deben adoptar hábitos saludables de alimentación, ejercicios además consumir Apoyo de las Mujeres.

Apoyo de las Mujeres es un suplemento natural que ayuda a sobrellevar los síntomas de la menopausia.

¿Qué puedo hacer para aliviar los síntomas de la menopausia?

El llevar un estilo de vida saludable haciendo ejercicios, comiendo saludable, sin vicios como fumar o beber licor hace que los síntomas de la menopausia se reducen.

Sin embargo, es necesario tener más medidas para afrontar los síntomas de la menopausia, para ello:

  • Es necesario mantenerse hidratada tomando agua, jugos naturales e infusiones.
  • Reducir la cantidad de grasas saturadas en las comidas.
  • Consumir pescados, por lo menos 3 veces a la semana.
  • No realice comidas pesadas en la cena, esto facilita a que descanse durante la noche y  evita los sofocones.
  • Mantén un horario de comidas y de meriendas.
  • Mantén un horario para dormir

El lugar donde duermes debe ser un espacio cómodo, donde no haya ruidos para asegurar el descanso. Descansar es importante. De no tener un descanso adecuado, hace que:

  • Estés de mal humor.
  • Tengas pérdida de concentración.
  • Se altera el sistema nervioso.
  • Corres riesgo de infecciones ya que se debilita el sistema inmune.

En caso de despertar con sofocones no dudes en tomar una ducha fresca.

Evita ingerir bebidas estimulantes como el café pasadas la cinco de la tarde.

De preferencia cena con cereales, lácteos  y frutas.

La naturaleza minimiza los síntomas de la menopausia

Desde que nace las mujeres enfrentan cambios relacionados con la capacidad reproductiva y su vida sexual.

La menopausia, como ya se ha dicho es uno de esos cambios que presenta las mujeres en la edad adulta. Esta etapa consiste en, cambios hormonales que causan malestares a la mujer durante el proceso.

Sin embargo, en la naturaleza existen hierbas y plantas que favorecen a la disminución de los síntomas y las fallas hormonales. Entre esas plantas se encuentra:

La hierba de cohosh negro cuyos estudios han demostrado que tienen propiedades terapéuticas que ayuda a disminuir la hormona luteinizante. Dicha  hormona es la responsable de que las mujeres padezcan de los sofocos y los sudores nocturnos.

El regaliz ayuda a reducir la sensación de sofocamiento en número y duración. Además, sirve como terapia hormonal para las mujeres que están pasando por la menopausia, ya que tiene efectos parecidos a los estrógenos.

Existen muchas plantas que ayuda a la mujer en esa etapa tan dura como lo es la menopausia, así como lo hace el trébol rojo. El trébol rojo posee gran cantidad de isoflavonas, que consiste en un químico soluble en agua, que cumple con funciones similares a la de los estrógenos. Los beneficios de esta plantas maravillosas la puedes encontrar en Apoyo de las Mujeres, colaborando en la eliminación de los malestares de la menopausia.

Alimentos que disminuyen los síntomas de la menopausia

Hay alimentos que gracias a su composición, tiene vitaminas y minerales que ayuda a reducir los síntomas de la menopausia. Algunos de esos alimentos son:

Aceite de coco: favorece a la eliminación de grasa del cuerpo, sobre todo la que se acumula en el abdomen. Además te ayuda a mantener la hidratación del cuerpo.

La raíz de remolacha: contiene un alto contenido de vitamina C, potasio, magnesio y muchas más propiedades que ayudan a la salud. Se puede aprovechar mejor sus propiedades si se consumen crudas.

Soya o soja: contiene un elemento llamado fitoestrógenos, que ayuda a combatir los síntomas de la menopausia en especial los calorones.

Omega 3: es un elemento en los alimentos como pescado como el salmón o atún. Estos alimentos ayudan a combatir los sofocones y a prevenir las enfermedades cardiovasculares.

Hojas verdes pueden ser procedentes de la espinaca, repollo, acelga, espárragos entre otras. Es buena incorporarlo en las comidas diarias, ya que aportan gran cantidad de fibras y nutrientes que ayudan a reducir los sofocos y los sudores propios de la menopausia.

La linaza: algunos estudios arrojaron que ayudan a estabilizar el humor y además ayuda a reducir de forma drástica los calorones.

Como ya se ha dicho, es importante combinar una alimentación balanceada que posean muchos de nutrientes, con ejercicios diarios y una buena hidratación. Son los elementos fundamentales para disminuir los síntomas de la menopausia, y si además ingieres Apoyo de las Mujeres, te irá mucho mejor.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *