consumo de frutas desde temprana edad, Niños felices con frutas, concepto de niños comiendo sano

Conoce los nutrientes en los alimentos

Conoce los nutrientes en los alimentos

Última actualización: 14-03-2019. Equipo Nutricioni

Diariamente nuestro cuerpo necesita de una serie de compuestos químicos. Estos compuestos químicos son diversos tipos de nutrientes. Los nutrientes pasan por una serie de procesos para obtener la energía.

Los nutrientes en los alimentos cotidianos están al alcance de todos, en diferentes presentaciones y con distintas variables para poder sustituir algunos alimentos por otros si sería el caso.

piramide de alimentos saludables, Infografía de alimentos saludables.

En la actualidad estamos mal acostumbrados a las comidas chatarras. Las llamadas comidas rápidas son un arma letal para nuestra salud. Llenas de colesterol, azúcar refinada y conservantes que muchas veces llegan a ser nocivos para la salud.

Comer sano es un deber para con nuestro cuerpo. Malos hábitos desencadenaran una serie de enfermedades y complicaciones que cuando son detectadas ya es muy tarde.

Comer sano no es tan difícil. Elegir alimentos poco procesados y frescos aportara muchos beneficios para su vida. Las verduras tienen un papel importante en la dieta, deberían estar presentes de manera regular y cotidiana en su dieta.

Los cereales son importantes para los procesos metabólicos. Las diversas texturas y colores aportan variedad de antioxidantes y de sustancias protectoras.

Existen múltiples enfermedades que podrían aparecer por una mala nutrición. Desde diabetes hasta trastornos alimenticios como la anorexia y la bulimia.

El tema de la nutrición va de la mano con el tema emocional. Una buena alimentación será clave para dejar atrás problemas de estrés y depresión.

¿Qué son los nutrientes?

Un nutriente es un compuesto químico proveniente del exterior de la célula y que el organismo requiere para realizar sus funciones vitales. Mediante el anabolismo, un proceso metabólico de biosíntesis, el nutriente es degradado y transformado en energía.

Están en los alimentos que consumimos, aunque tal y como los comemos, no pueden ser aprovechados por nuestro organismo. Primero deben pasar por el proceso del anabolismo que se realiza en el aparato digestivo.

Los nutrientes se clasifican en diferentes tipos según su función. Cada uno de estos tipos de nutrientes es indispensable para nuestro organismo. Están los hidratos de carbono, las proteínas, las grasas, las vitaminas, los minerales y el agua son los distintos tipos de nutrientes que contienen los alimentos.

Estos se encargan de proporcionar energía y calor a nuestro cuerpo. También se encargan de regular los procesos corporales y el crecimiento por medio de los sustratos. 

Por su función los tipos de nutrientes son: funcionales, en forma de energía para los procesos celulares. Estructurales, proporcionan materiales para la estructuración del organismo (esqueleto óseo, tejido muscular, cabello, uñas, piel). Y de reacción, controlando ciertas reacciones químicas que producen nuestras células.

Al conocer los tipos de nutrientes que existen, para que funcionan y que alimentos lo contienen podemos ser más conscientes con nuestra alimentación. Así proporcionarle a nuestro cuerpo lo que necesita para que este nos retribuya estando en excelentes condiciones para poder cumplir con los retos diarios.

Nutrientes en nuestra dieta cotidiana

Los nutrientes están presentes en los alimentos que consumimos diariamente sin saberlo. Aunque tengan nombres que no podamos entender no es tan difícil como pensamos.

Se consiguen en los alimentos más sencillos sin necesidad de rebuscar dietas complicadas con alimentos extraños. Tener una dieta sana, balanceada y variada es muy fácil. Estos son los tipos de alimentos y que alimentos lo contienen:

Carbohidratos o glúcidos: Estos nutrientes son los más comunes y los que debemos consumir en mayor cantidad. Se encuentran principalmente en los alimentos vegetales. Estos nutrientes son los que se encargan de producir energía y actuar de reserva energética.

Se pueden conseguir en: los cereales (arroz, maíz, trigo, avena, quínoa, centeno, afrecho de trigo, y muchos otros).  Lácteos en excepción de los quesos. Las frutas, el azúcar, la miel. En las legumbres: lentejas, caraotas, alubias, garbanzos, arvejas. En tubérculos (patatas, yuca).  Y se encuentran menor cantidad en hortalizas y frutos secos.

Proteínas: Estas cumplen funciones estructurales.  Están formadas por cadenas de aminoácidos. Son las encargadas de crear y mantener la estructura muscular, esquelética, los órganos internos, el cabello, pelo y uñas. La calidad de las proteínas es medida porque tanto puede impulsar el crecimiento.

Se encuentran en: Los lácteos: leche, yogur, quesos y los productos derivados. En las carnes bien sean blancas o rojas. El pescado. El huevo, frutos secos, legumbres, soja y el tofu.

Grasas: Son las que contienen las vitaminas liposolubles (A, D, E, K ). Son muy necesarias para el correcto funcionamiento del sistema nervioso, el sistema inmunitario, el sistema hormonal además de ser una reserva de energía a largo plazo. Existen dos tipos de grasas. Las grasas saturadas y las grasas insaturadas. Las saturadas están presentes en carnes de animales terrestres como: pollo, carnes, cerdo, etc.

Pechuga de pollo cruda (filete) con ingrediente. Fondo de carne

Las insaturadas están presentes en los animales marinos como los pescados azules y los alimentos ricos en omega-3. También se consigue en los aceites, los frutos secos, el aguacate, la mantequilla y margarina

Vitaminas y minerales: Son también llamados micronutrientes, no suministran energía ni calorías por sí mismas. Las vitaminas y minerales desempeñan funciones más específicas en nuestro organismo. Catalizan las reacciones químicas y son de suma importancia para el metabolismo. Están presentes en todos los alimentos, incluida el agua.

Desnutrición

Lamentablemente en la actualidad una de las enfermedades más común es la desnutrición.

Tiene diversas formas y sus causas se deben a no suministrarle al cuerpo los nutrientes necesarios, ya sea por bajos recursos económicos, malos hábitos alimenticios o a enfermedades que comprometen el buen estado nutricional.

La desnutrición se puede evitar pues esto trae consigo complicaciones mayores.

Muchas veces la malnutrición o desnutrición es el resultado de dietas absurdas. En los últimos años el tener un buen físico y un cuerpo delgado causa que las personas tomen medidas drásticas. Industrias de la moda han desarrollado un estándar de belleza en los últimos años que no es nada saludable.

Delgadez extrema es sinónimo de belleza y tanto los hombres como mujeres se someten a dietas “milagrosas” que dejan de lado todos los nutrientes importantes para el cuerpo. Dejando como resultado trastornos digestivos, problemas de absorción u otras condiciones médicas.

Enfermedades relacionados a la pérdida de peso

Existen problemas relacionados con la pérdida de peso. Aunque son motivados por problemas emocionales y mentales no dejan de ser causados por una mala nutrición. Existe un trastorno alimenticio que lleva al organismo a extremo cercanos a la muerte, causantes de una dieta nada saludable.

La anorexia: es un trastorno alimenticio hace que nuestro peso disminuya hasta llegar a un peligroso estado.  La persona que padece esta enfermedad se convence que no está en un peso ideal.

Se obsesiona con la idea de sobrepeso. Se trata de un proceso de eliminación de los carbohidratos, más tarde de grasas, proteínas.

Las personas más afectadas llegan solo a consumir agua, posteriormente, cuando se llega a un estado crítico también es retirado de la dieta.

Las personas que padecen anorexia deben acudir tanto a un nutricionista como a un psicólogo. Este proceso es llamado realimentación.

Se comienza a integrar los diferentes nutrientes necesarios para nuestro cuerpo paulatinamente y progresiva. Así la persona se va adaptando y recobrando los nutrientes poco a poco.

Bulimia: Es otro trastorno psicológico y nutricional. Va de la mano con la anorexia y también se trata de un estado obsesivo de sobrepeso. Una persona con bulimia tiene como meta acabar con el sobrepeso que percibe en sí mismo. 

En este aspecto es lo contrario a la anorexia, pues las personas bulímicas comen en exceso por estados de ansiedad para luego deshacerse de lo que comieron.

-Depresión: Una ingesta deficiente de comida nos puede llevar a la caída de diferentes depresiones. Los nutrientes no solo actúan en la parte física, también tienen parte en los procesos cerebrales. Diferentes tipos de comidas tienen efectos en neurotransmisores responsables de la felicidad, como el magnesio.

Enfermedades por malnutrición

Todo lo que ocurre en nuestro cuerpo de cierta forma se relaciona con nuestros hábitos alimenticios.  Estas son las enfermedades que pueden desarrollarse por la mala nutrición:

Diabetes: Cuando el nivel de glucosa en la sangre está muy elevado aparece la diabetes. La glucosa es la azúcar que proviene de los alimentos que se consumen.

La insulina es una hormona que produce el páncreas y funciona como colador para ayudar a la glucosa que entre a las células y así suministrarles energía.

En la diabetes tipo 1 el cuerpo no produce insulina, mientras que en diabetes tipo 2, la más común, el cuerpo no produce o no usa la insulina de manera adecuada. Sin suficiente insulina, la glucosa permanece en la sangre.

Hipertensión: La hipertensión arterial es la presión sufrida en las arterias cuando ésta está por encima de los valores normales. La tensión se registra por medio de dos valores.

La presión alta y la presión baja. Estos valores varían según cada persona y su etapa de vida. Los valores “normales” serian: 130 para la presión sistólica.

Cuando el corazón se contrae al momento de latir, se produce en las arterias, la presión sistólica. En 80 la presión se conoce como diastólica. Cuando el corazón está en descanso entre latido y latido, se conoce como presión diastólica.

Unos buenos hábitos alimenticios son claves para prevenir las enfermedades cardiovasculares como la hipertensión.

Deshacerse de las comidas chatarras con altos niveles de grasas saturadas que no ayudan en nada a nuestro cuerpo. Al contrario, lo va matando lentamente.

Osteoporosis: La osteoporosis aparece por los altos consumos de grasas. Consumir carnes rojas en exceso también aumenta el riesgo de padecer esta enfermedad ósea.

Anemia: Es una enfermedad que se caracteriza por una deficiencia de glóbulos rojos para transportar el nivel correcto de oxígeno al cuerpo. Los síntomas de la anemia son el cansancio y la fatiga.

Hay muchos tipos de anemia, cada una con causas diferentes. La anemia puede ser temporal o convertirse en algo prolongado.

Puede convertirse en una grave enfermedad si no se trata a tiempo. El tratamiento para la anemia puede ir desde una dieta más completa, hasta suplementos vitamínicos o incluso llegar a necesitar transfusiones de sangre.

Beriberi: Por la falta de vitamina B se producen el beriberi, ya que, ayuda a convertir los alimentos en energía.

Obesidad: La obesidad es una de las enfermedades más comunes en el mundo. El sedentarismo y los malos hábitos alimenticios como el consumo de grasas, comidas chatarras y azúcares refinadas aumenta el riesgo de padecer la obesidad.

Nutrición infantil y adolescencia

En el crecimiento es de suma importancia una buena alimentación. El desarrollo de los niños es suministrado por los alimentos. Es tarea de los padres motivar a que los niños coman de todo tipo de alimentos pues son importantes para su crecimiento. La dieta de los niños pequeños debe ser rica en nutrientes como proteínas y grasas que aportan energías y son un factor importante en la fomentación del crecimiento.

Niños felices niña y niño hermano y hermana comiendo fresas con leche

Las vitaminas también son importantes para defender al organismo contra las enfermedades. El consumo de minerales como el yodo ayuda al sano desarrollo del cerebro infantil, otro mineral importante es el hierro para las funciones neuronales y de circulación.

Los niños son los más susceptibles a la desnutrición. Además que a estos problemas se le añaden problemas emocionales. Los niños que sufren de anemia o desnutrición, y los que se enferman con frecuencia, son más retraídos y miedosos que los niños saludables.

Son mucho más apáticos en cuanto a jugar, explorar e interactuar con los demás niños de su entorno. Los problemas de malnutrición o desnutrición podrían afectar las capacidades mentales del niño. Pudiendo acarrear consigo retrasos o problemas de atención.

Ni mucho ni poco es bueno. Los extremos nunca han sido saludables. Tomar como contramedida de la desnutrición no es sobrealimentar.

La sobre alimentación puede provocar otras enfermedades mortales en los niños como la obesidad.

En la actualidad el incremento de niños con obesidad es alarmante. Al igual que la diabetes tipo I es la enfermedad más común entre los infantes y adolescentes.

Es necesario empezar con una educación alimentaria en casa. Reducir drásticamente los dulces, frituras y comida chatarra para los niños. En el adolescente las grasas pueden ser uno de los más grandes enemigos.

La ingesta en grandes cantidades de alimentos grasosos promueve la aparición del acné. Una dieta saludable cuida el organismo en crecimiento de los más pequeños de la casa.

Nutrición en el embarazo y lactancia

La gestación en un proceso muy importante, tanto como para la futura madre como para el pequeño en desarrollo. Los cambios fisiológicos que se presentan en el embarazo obligan a prestar mayor atención a la nutrición.

En esta etapa necesitamos una alta cantidad de nutrientes. Tanto como para el feto que se está desarrollando, como para la producción de leche que se genera en el organismo. Así como a los requerimientos de la madre para evitar alguna descompensación.

Si antes del embarazo se posee una alimentación adecuada, puede que la madre no presente la necesidad de alguna vitamina extra o alguna complicación en el mismo embarazo. Es necesario el asesoramiento médico.

Pues estar embarazada tampoco implica comer de más. El sobre peso que se pueda generar en el embarazo puede ser de alto riesgo. Además de dejar un sobre peso luego de dar a luz. Por problemas de sobre peso en la gestación se puede desarrollar diabetes gestacional.

La diabetes gestacional es cuando la placenta produce hormonas para sustentarlo, que causan altos niveles de azúcar en la sangre.

Generalmente, el páncreas produce la cantidad adicional de insulina necesaria para responder a esta resistencia. Sin embargo, existe la posibilidad de que el páncreas no produzca suficiente.

Cuando esto sucede, muy poca glucosa llega a las células y una gran cantidad se queda en la sangre.

Las vitaminas y minerales son muy importantes para el embarazo. Más de cincuenta nutrientes trabajan en  el desarrollo, la correcta formación y el crecimiento del bebé, por lo que la alimentación tiene un papel fundamental a la hora de afrontar el embarazo de manera saludable.

La dieta de una mujer embarazada puede ser la misma que la de una mujer sin estarlo. En general, la nutrición durante el embarazo será la misma pero con algunos cuidados especiales. Es necesario llevar una dieta sana y balanceada.

Evita cualquier enfermedad comiendo rico y sano

Un estilo de vida sano puede ayudarle a prevenir una enorme cantidad de enfermedades; desde malnutrición o desnutrición hasta un cáncer de páncreas o colon. Comer sano y con una dieta balanceada serán sus mejores amigos.

No se trata de eliminar alimentos, sino limitar alimentos como las grasas saturadas, alimentos procesados y azúcares refinadas.

Consumir alimentos saludables eligiendo alimentos ricos en fibra, con la cantidad necesaria de grasas y las calorías necesarias según sus actividades.

Comer más frutas, vegetales y cereales integrales. Es necesario consumir alimentos variados para no aburrirte y de esta forma asegurarse que todos los diferentes tipos de alimentos llegan a tu dieta.

Comer dos pequeñas porciones al día de productos lácteos sin grasa, carnes magras, aves de corral y pescado, sin abusar de estos.

No hay alimentos perfectos.  Incluir una variedad de alimentos y estar pendiente de consumir las cantidades correctas es clave de alimentación sana y balanceada.  Al conocer todos los grupos alimenticios y los nutrientes que aportan se puede estar al tanto de las tablas de alimentación que poseen los alimentos.

Se podrán evitar enfermedades como la anemia, diabetes y además controlar la presión y colesterol para evitar sufrir enfermedades cardiovasculares. Tener una dieta balanceada, variada y rica en nutrientes es muy importantes para nuestra salud.

Una dieta a base de componentes naturales le brindaran los nutrientes necesarios

No es necesario mucho para tener una buena salud. Si no existen enfermedades no habrá medicinas que tomar ni preocupaciones. La mejor manera de prevenir enfermedades es cuidarse uno mismo.

Los nutrientes apoyan casi todos los sistemas que operan en el cuerpo humano. El correcto consumo de los nutrientes en nuestro cuerpo puede prevenir enfermedades mortales.

Una dieta equilibrada y sana será todo lo que usted necesite. Comer frutas y vegetales, junto con sus comidas le ayudará en la oxigenación cerebral. Aunque a veces los suplementos naturales también son una opción, como VitaVeg, el cual es ideal para cuidar nuestro organismo.

Las elecciones de un estilo de vida saludable son esenciales. Las hierbas que componen algunos suplementos como VitaVeg ayudan a mantener una buena nutrición.

Fabricados por los más certificados profesionales, los componentes que trae VitaVeg demuestren estar hechos con una fina mezcla de productos naturales. Sin ningún ingrediente sintético nocivo para la salud.

El yodo encontrado en las algas marinas que componen VitaVeg son las encargadas en el buen desarrollo cerebral. Están combinadas con la vitamina A, que es la mejor activando las defensas para prevenir enfermedades.

Las elecciones de una dieta saludable siempre serán claves para una buena salud. Recuerde que al cuidar de su organismo su cuerpo le agradecerá.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *