¿Cómo aliviar el dolor de rodilla al flexionar?

¿Cómo aliviar el dolor de rodilla al flexionar?

Última actualización: 12-01-2019 por Editor Pedro.

El dolor de rodilla al flexionar puede ser una molestia  muy común que sucede a cualquier edad. Por lo general, suele ser por enfermedades adquiridas, exceso de ejercicio o sobrepeso.

Para poder comprender el origen de los dolores de rodillas al flexionar, primero debemos entender cómo es el funcionamiento de ella y cuáles órganos la componen.

La rodilla es una de las articulaciones que usamos más frecuentemente, también es la coyuntura más grande de nuestro sistema. Gracias a ella podemos saltar, agacharnos, correr, subir escaleras, caminar, pedalear, etc.

Es una articulación compleja formada en el punto de unión del fémur, el peroné y la rótula. La rodilla también está compuesta por meniscos que protegen toda la estructura ósea y reducen la fricción.

Por lo tanto, es el órgano que permite la estabilidad y flexión. Para ello, la rodilla necesita el trabajo de otros órganos como lo son:

Los huesos

Le dan la fuerza indispensable a la rodilla para estabilizar, flexionar y soportar el peso que cargue.

Los músculos

Permiten que la rodilla pueda ser más flexible y endereza las articulaciones. Incluyen los cuádriceps y los músculos de la corva (parte posterior del músculo).

Los tendones

Son tejidos que conectan al músculo con el hueso. Aquí se encuentran el tendón de los cuádriceps y el tendón rotuliano.

Los ligamentos

Tejidos que conectan el hueso de otros huesos.

Cuando los huesos, músculos, tendones y ligamentos actúan en conjunto, suministran la fuerza necesaria para estabilizar la pierna y permiten que la rodilla pueda flexionarse y estirarse en las diferentes tareas que realice.Funcionamiento de la ruptura de ligamento cruzado

Ya identificamos algunas de las partes fundamentales que conforman el funcionamiento de la rodilla. Ahora, podemos acércanos a detectar por qué tenemos algunas molestias que impiden la ejecución de varias actividades.

¿Por qué me duele la rodilla al flexionar?

Su causa es variada y depende de cada organismo. Si eres deportista o una persona activa físicamente, la causa puede ser por exceso de entrenamiento, llamado también desgaste muscular.

También existe la posibilidad de que poseas una enfermedad hereditaria o adquirida. Si el dolor al flexionar la rodilla es muy agudo y frecuente, puedes presentar alguna de estas distintas enfermedades:

Artritis

La artritis es una inflamación leve en la rodilla que puede producir mucha molestia y rigidez. Puede tener deformación y también se presenta en varias articulaciones de nuestro cuerpo como la cadera, dedos, muñecas, codos y hombros.

Artrosis

Es una inflamación más grave y aguda en la rodilla que se presenta en personas jóvenes. Esta enfermedad lesiona el cartílago modular y produce hinchazón y mucho dolor.

Bursitis

Inflamación ocasionada por el exceso de carga y presión en el hueso en la bolsa serosa. Esta bolsa contiene un líquido que facilita el movimiento de la rodilla. Cuando tenemos un golpe muy fuerte, la bolsa se puede inflamar y acumular vasos sanguíneos dentro de ella, lo que ocasiona enrojecimiento e hinchazón.  Piernas con transparencia, donde las rodillas duelen y las manos tocan el punto doloroso. Fondo blanco.

Tendinitis

Es una inflamación o irritación en el tejido (tendón) que conecta el hueso de la rodilla con el músculo. Se origina por repetición de movimiento. En casos extremos, al no tratarse a tiempo ni tener el reposo necesario, puede requerir una cirugía.

Quiste de Baker

Llamado así por el médico británico William Morrant Baker. Descubrió esta enfermedad que es causada por un exceso de lubricación en la rodilla.

Esta condición produce una retención de líquido en la articulación que ocasiona inflamación anormal y dolorosa.

Lesión de ligamentos o del cartílago

Sucede por realizar movimientos bruscos y se siente un desgarro en el músculo que produce un dolor muy agudo. Este tipo de lesiones tardan mucho en cicatrizar.

Lesión de menisco

Se presentan como tirones o latigazos originados por un golpe o mal giro en la rodilla. Es muy frecuente en jugadores de fútbol quienes saltan o tienen hiperextensión en las rodillas. De ser muy intenso y no tomar el reposo necesario, puede presentar una cirugía de menor grado.

Esguince

Es una lesión por menor originada por una torcedura en el ligamento. Puede originarse por una caída, un golpe o rotación violenta de la articulación.

¿Quiénes son las personas más propensas a sufrir dolores en las rodillas?

Deportistas, atletas, gimnastas y personas con actividad física intensa son las más propensas. Sin embargo, estudios demuestran que las mujeres después de los 50 años están expuestas a padecer de dolores en las rodillas al flexionarlas.Deportista realizando ejercicios de coordinación

¿Si no hago ejercicio, ni tengo 50 años, entonces no sufriré de dolores al flexionar las rodillas? Lamento decirte que no.

Asimismo personas sedentarias, con mala alimentación, mala postura y poca flexibilidad son vulnerables a padecer diferentes dolores en la articulación. Esto ocurre por la desnivelación en la actividad muscular que produce atrofia (falta de desarrollo o disminución del tejido muscular).

Recuerda que el peso de nuestro cuerpo recae en las rodillas. Adicional, al no poseer una buena alimentación ni condición física, puedes sufrir lesiones leves o graves por movimientos bruscos.

De esta forma evidenciamos que los extremos no son buenos. Lo mejor es llevar una vida saludable, con moderada actividad física y excelente alimentación. De esta manera aseguraremos que los dolores en las rodillas no sean tan agudos ni se presenten a temprana edad.

Síntomas

Así como hay distintas causas, existen múltiples síntomas. Entre los más frecuentes, tenemos:

  • Hinchazón
  • Dolor al caminar
  • Dolor al flexionar la rodilla
  • Debilidad
  • Inestabilidad o fatiga.
  • Enrojecimiento
  • Sensibilidad
  • Sonidos (crujidos) en la rodilla
  • Agudo dolor
  • Pequeños bultos dentro de la piel
  • Retención de líquido
  • Problemas de equilibrio

Estos son algunos de los síntomas más comunes. Sin embargo, la vejez también es un síntoma.

En nuestras tareas habituales corremos, saltamos, y vivimos el día a día a velocidad. Es normal que con el pasar de los años, nuestro cuerpo empiece a debilitarse por el uso excesivo y requiera reposo.Hombre adulto saltando en la arena

Prevenciones

Prevenir es mejor que lamentar y lo mejor es cuidarnos antes de sentir esas pequeñas dolencias en las rodillas. Por ello, te dejamos varios consejos que pueden servirte mucho al momento de cuidar la coyuntura más grande tu cuerpo:

  • Modera los kilómetros que caminas. Puedes hacer pequeñas pausas de descanso y continuar.
  • Utiliza un calzado adecuado cuando hagas ejercicios. De esta forma, tendrás menos probabilidad de sufrir lesiones o accidentes por malos movimientos.
  • Los tacones dan elegancia y son extraordinarios, pero no en exceso. A cierta edad, ya las rodillas empezarán a cobrarse todo el mal que le hicimos. Modera el uso y los centímetros de tacón que uses.
  • Cuida tu dieta y los hábitos. Nada de extremos.
  • Toma reposo de ser necesario.
  • Haz ejercicios con niveles progresivos. De esta forma, el impacto que generará en tu rodilla será mínimo y podrás tener mayores resultados.
  • Haz estiramientos para mantener en óptimo estado tus rodillas.
  • Si el dolor es insoportable y duradero, acude al médico.

Mujer joven realizando estiramientos en un pasto verde

10 Remedios o tratamientos para aliviar el dolor al flexionar la rodilla

Si aun cuidando tus articulaciones ya empezaste a sentir esos dolores al flexionar las rodillas, no te preocupes. Ya sabes algunas causas por las que se pudo haber generado.

Aquí te dejamos una lista de remedios caseros o tratamientos que te ayudarán a aliviar los dolores en las rodillas.Esto puedes complementarlo con el tratamiento que el médico pueda recetar:

Aceites con masajes

El aceite de oliva es un relajante por excelencia por sus distintas propiedades. Una de ellas es que ayuda a mejorar la circulación, hidrata la piel, penetra en el tejido y revitaliza la zona.

También los aceites de sésamo, coco, almendras y menta proporcionan una sensación refrescante que ayudan a aliviar los dolores.

Un remedio casero es mezclar aceite de oliva, con aceite de sésamo y aceite u hojas de menta. Aplica este bálsamo en la zona cuando presentes mucho dolor. Con la ayuda de masajes circulares y de presión tendrá un efecto más duradero y tranquilizante.

Árnica

El más conocido entre los deportistas y personas que padecen enfermedades con las articulaciones. Es un antiinflamatorio por excelencia que se consigue tanto en gel como en crema.

Se aplica igual que los aceites. Puede reservarlo en la nevera para aplicarlo frio y así tener un efecto duradero y efectivo dentro de la piel. De esta forma, minimiza el dolor y permite continuar con distintas actividades cotidianas.

Bolsa de hielo

Colocar una compresa fría o una bolsa de hielo ayudará a disminuir el dolor al flexionar las rodillas porque los vasos sanguíneos se cerrarán. Al cerrarse, disminuyen los factores que producen la inflamación y actuará reduciendo el dolor.

Nunca apliques el hielo directamente a la piel. Es recomendado envolver el hielo en una banda o toalla y aplicarlo por 10 minutos ayudará a que no queme nuestra piel por su efecto abrasante. Recordemos que el frío reduce la contractura muscular, pero hay que tener cuidado al manejarlo en las lesiones o dolores.

Perder peso

Al reducir grasa o masa corporal, reduciremos también la tensión que recae sobre nuestras rodillas. Además, siempre es saludable mantenerse en el peso adecuado según nuestra estatura, edad, sexo y actividad física.

Para empezar a hacer dieta y reducir nuestra grasa corporal, lo más recomendable es consultarlo con un médico especialista. Siempre indicará las cantidades adecuadas de carbohidratos, proteínas y fibras que debemos consumir.

Acupuntura

Tratamiento ancestral medicinal chino cuyos efectos han sido verdaderamente sorprendentes. Consiste en la introducción de agujas muy finas en el cuerpo que buscan aliviar y anestesiar el dolor en ciertas partes del cuerpo.

Estas agujas se insertan en ubicaciones específicas del cuerpo, por lo tanto, debe hacerse con una persona cualificada para esta técnica. Ayuda a desinflamar las zonas enrojecidas y alivia las lesiones o dolores.

Ejercicios leves

Caminar o nadar son ejercicios leves que ayudarán a disminuir el dolor en las rodillas. Al hacer estos ejercicios, es de vital importancia tener el calzado o los equipos adecuados para evitar más deterioro en la zona hinchadaHombre joven realizando ejercicios en una caminadora

Antiflamatorios naturales

La naturaleza nos ha dotado de infinidades plantas y frutos que pueden contrarrestar las dolencias corporales. Gracias a sus componentes analgésicos sin químicos, muchos especialistas recomiendan bálsamos o cremas a base de hierbas y frutos.

Entre los antiinflamatorios naturales preferidos tenemos la manzanilla, cúrcuma, avena, el repollo verde, los pepinos, el vinagre de manzana, el ajo, etc. Todos tienen la propiedad de refrescar, penetrar la piel y relajar la zona en la que se aplique.

Un remedio casero podría ser combinar tres dientes de ajo, con ralladura de cúrcuma y té de manzanilla. Untas la mezcla sobre la rodilla todas las noches. Proporcionará frescura y aliviará el dolor progresivamente.

Vitamina D

Excelente excusa para ir a la playa. La puesta del sol sobre nuestra piel activará esta vitamina y también puede suministrarse en inyecciones o pastillas, siempre recetadas por algún especialista. La falta de esta vitamina puede generar también otras enfermedades derivadas del dolor de rodillas.

Utilizar férula o rodillera

Muchos terapeutas recomiendan esta herramienta porque proporcionará mayor estabilidad, equilibrio y alivio en la rodilla. Además, protege el hueso de algún golpe o accidente.

En cualquier farmacia o tienda deportista podrás encontrar una rodillera o férula que se adapte a ti. Te ayudará a hacer varias tareas que estén planificadas en tu vida cotidiana.

Descansar

Puedes reducir la intensidad en las actividades cotidianas y dedicarte unos días a descansar en la comodidad de tu hogar. Esta simple tarea revitalizará tu sistema y le dará más tiempo de vida útil a tus rodillas.mujer leyendo libro, mientras sostiene una taza con alguna bebida. De frente a la chimenea

Tratamientos complementarios

Aliviáne es un excelente tratamiento complementario para tratar el dolor de rodilla al flexionar. Aunque la descripción del producto aquí es muy breve, podrás conocer los principales beneficios que tiene el Aliviáne para aliviar el dolor de rodilla.

Este producto contiene Serrapeptase, proteasa fúngica, proteasa bacteriana, bromelina, papaína y diferentes hierbas. Creando una combinación de ingredientes perfecta para tratar el dolor en las rodillas.

La raíz de jengibre y sauce blanco son ingredientes naturales con muchos beneficios para el organismo. Además contiene enzimas proteolíticas y serrapeptase. Estos componentes trabajan juntos para tratar y reducir el daño en las células y músculos que han realizado un esfuerzo demás.

Por otra parte, Aliviáne contiene también un componente llamado bromelina, el cual tiene como función metabolizar la proteína dañada. A su vez, la papaína ayuda al metabolismo con este proceso, así que ambos componentes se complementan.

Hay que destacar también que la proteasa fúngica y la proteasa bacteriana trabajan en conjunto para descomponer las proteínas en péptidos pequeños para que sea más fácil la digestión.

No importa si es por alguna lesión, si son achaques por la edad o simplemente una pequeña molestia por un mal movimiento, Aliviáne podrá proporcionar un gran alivio a estos dolores.

Si es combinado con ejercicios regulares y hábitos saludables podrá reducir en gran medida los dolores.

Si el dolor persiste…

A veces, aplicar varios de estos tratamientos o remedios caseros no solventan la dolencia en nuestra rodilla.

De ser así, lo mejor es acudir a un especialista de confianza que pueda diagnosticar la verdadera causa del dolor.Tratamiento de ultrasonido para la rodilla

Recuerda cuidar tu alimentación y siempre hacer algún ejercicio moderado. Ejercicios como yoga, bicicleta, trotar cerca de la casa con algún amigo o nuestras mascotas, mantendrán sano el cuerpo.

Estas simples actividades ayudarán a que tu organismo se conserve en óptimo estado y tus rodillas lo agradecerán.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *