Vista superior de las cabezas de una pareja encantadora feliz acostada en la cama y sonriendo ampliamente después del buen sexo. Amantes que disfrutan de la intimidad y la convivencia. Recién casados pasando la primera noche en la habitación del hotel, sintiéndose emocionados.

Aprovecha los estimulantes naturales para la mujer

Aprovecha los estimulantes naturales para la mujer

Última actualización: 25-05-2019. Equipo Nutricioni

En algún momento de la vida puede aparecer que las relaciones íntimas con la pareja ya no resultan satisfactorias y que el deseo sexual ha variado o ha desaparecido.

Aunque no parezca, este problema es muy frecuente y ocurre por diversas causas. Aunque la falta de emoción puede ser puntual, en ocasiones tiende a mantenerse en el tiempo. Por esta razón hay que identificar las causas que las desencadena para encontrarles solución.

La ausencia del deseo sexual puede generar que la mujer no tenga la disposición para tener relaciones íntimas. Además, puede ocurrir de manera involuntaria la contracción de las paredes de la vagina lo que ocasiona dificultad para conseguir un orgasmo y obtener la plena satisfacción en la intimidad sexual.

Al haber una predisposición para realizar el acto sexual, el momento no es disfrutado por la mujer. Para saber si hay una disfunción en el deseo sexual, hay que ver estos tres indicadores:

  • No sentir ningún interés por la actividad sexual, incluso la estimulación propia.
  • No tener ningún tipo de fantasías o pensamientos sexuales.
  • Sentirse decepcionada por la falta del deseo sexual.

Estas pistas suelen indicar la presencia de un problema que debe ser tratado de una manera interdisciplinaria. Es decir, desde el punto de vista psicológico, espiritual, físico y sexual.

Aunque en la medicina tradicional hay poca ayuda para revitalizar el sexo placentero, si se consigue diferentes alternativas en la medicina alternativa. Las terapias con psicólogos y orientadores también ayudan a mejorar la falta del apetito sexual.

En los párrafos que siguen se abordará todo lo relacionado a la falta del deseo sexual y cómo estimular el sexo de manera natural.

Vista superior de las cabezas de una pareja encantadora feliz acostada en la cama y sonriendo ampliamente después del buen sexo. Amantes que disfrutan de la intimidad y la convivencia. Recién casados pasando la primera noche en la habitación del hotel, sintiéndose emocionados.

Falta del deseo sexual

En las mujeres el deseo sexual suele variar a medida que transcurre el tiempo. El deseo sexual cambia, se modifica y evoluciona. Puede haber momentos de un elevado como reducido deseo; es normal.  

Si hay una pareja estable de larga data puede ocurrir que el anhelo hacia la otra persona disminuya para tener relaciones sexuales. Sin embargo, este anhelo no es determinante, ya que hay tres tipos de deseos.

El primero, es el deseo impulsivo, específicamente relacionado con el enamoramiento.  Recién conocida una persona surge la necesidad de estar todo el tiempo al lado del ser que aman. Al principio hay un deseo sexual exagerado, el cual a medida que pasa el tiempo tiende a disminuir.

El segundo, es el deseo activo el cual sucede con una acción y reacción. Es cuando se cultiva el propio deseo y se fomenta con ejercicios mentales y físicos.

El tercero, es el deseo reactivo donde el deseo de la pareja activa el de su pareja aunque no tenga ganas.

¿Cuándo ocurre la falta del deseo sexual? Sucede cuando se siente que el sexo es un problema y aparece malestar; pero ¿por qué disminuye el deseo sexual?

Aunque las causas son múltiples, las más comunes son las siguientes:

  • Alteraciones hormonales por la menopausia.
  • El embarazo y postparto.
  • La educación moral y religiosa.
  • Inadecuada educación sexual.
  • El uso de medicamentos.
  • Traumas de experiencias sexuales anteriores.
  • Malestar en los encuentros eróticos.
  • Falta de comunicación con la pareja.
  • La rutina en los encuentros sexuales.
  • Emociones negativas.
  • El estrés, ansiedad o depresión.
  • Problemas de pareja.
  • Disfunción sexual.
  • Complejos físicos.

La menopausia y la libido

A medida que llegan los años al cuerpo humano, cambia física y hormonalmente. En el caso de las mujeres se percibe que a partir de los 40 años comienza los primeros indicios de la premenopausia.

La edad en que aparece la menopausia varía en cada mujer, ya que está determinada por la cantidad de ovocitos que posea la bebé al momento de nacer.

Sin embargo, cuando el cuerpo humano está sometido a factores externos, como tratamientos de quimioterapia y radioterapia, cirugías ováricas, embarazos, drogas, entre otros ocurre la alteración de la misma.

Como lo es la pérdida de folículos que se incrementa a partir de los 37 años. Esto genera que haya una disminución en la hormona inhibina, encargada de regular la baja secreción de la hormona foliculoestimulante (FSH).

La FSH elevará sus niveles para tratar que el ovario funcione normalmente. Entre tanto, la hormona leuteizante (LH) mantendrá sus niveles normales y los estrógenos estará ligeramente altos.

Inicialmente, se percibirá el acortamiento de los ciclos menstruales por el aumento de la FSH, pudiendo reducirse a 21 días o menos.

Luego, se observará que los ciclos menstruales se alargaran hasta por 35 días, cuando la reserva de folículos se agote. Incluso, puede haber periodos sin regla, lo que se conoce como amenorrea.

A partir, de estos cambios hormonales la mujer experimentará una reducción de la libido, sequedad vaginal, cambios de humor, aumento de peso, alteraciones en la piel, sofocos, entre otros.

amor en intimidad, Hermosa joven pareja tendido en la cama, abrazando

¿El sexo no es importante para la mujer?

Muchas mujeres no consideran el sexo un acto importante que deba realizarse de manera frecuente, actitud que en parte es generada por la falta del disfrute sexual con la pareja.

Este pensamiento se mantiene en el tiempo, y a medida que hay más experiencia sexual es que la mujer conoce que quiere en los encuentros sexuales.

En la medida en que hay comunicación con la pareja es que el ritmo sexual varía, y si este o esta logran complacer a la mujer es que la experiencia sexual se tornará más placentera.

Pero cuando no hay un verdadero disfrute sexual, el mero acto sexual se convierte en una obligación. Es cuando en vez de practicarse el sexo de manera diaria o interdiaria, ocurre una vez por semana, una vez por mes, o una vez cada tres meses, y así sucesivamente hasta que es ausente el intimar en una relación.

A veces esto se relaciona a la pérdida del cariño o el amor, y no es así. Se debe a la pérdida de la comunicación en la pareja.

De allí la importancia de que tanto la mujer como su respectiva pareja conversen sobre sus anhelos, problemas o cualquier otro asunto que pueda interferir en el disfrute sexual.

Compenetrarse íntimamente requiere confianza mutua. Cuando se percibe que hay un cambio desfavorecedor en los encuentros sexuales hay que autoanalizarse y tratar de indagar si la falta del deseo sexual proviene de un factor interno o externo.

Entender primero si se ha perdido el amor o la pasión en la pareja, hecho que repercute en los encuentros sexuales.

Remedios naturales para acrecentar la libido femenina

Si quieres activar el deseo sexual y la energía para intimar se presenta algunos remedios naturales para mejorar el estado de ánimo. Son sencillas de hacer y que se invitan a probar, entre las cuales son:

Té de vainilla y cardamomo

Disponer estos dos ingredientes en una receta los hace afrodisíacos porque la vainilla incita los sentidos y el cardamomo reaviva las células sexuales.

La forma de prepararlo es poniendo a hervir 140 mililitros de agua, retirar del fuego y agregar 5 semillas de cardamomo trituradas, pulpa de vainilla (la cual se extrae de tres ramitas de la vainilla natural) y 1 cucharada de miel.

Té de jengibre y canela

El jengibre y la canela son afrodisíacos por excelencia. En el caso del tubérculo este ayudan a mejorar la circulación de la sangre, estimula los sentidos y ayuda en los cambios de ánimos. Y la especia previene la impotencia y mejora la excitación.

Se elabora poniendo a hervir 1 litro y medio de agua, se retira del fuego y se agrega 50 gramos de jengibre (cortado en rodajas finas y sin concha), 1 ramita de canela y se endulza con una cucharada de miel.

Té de ginseng

Es afrodisiaco, otorga efectos positivos en el estado de ánimo y mejora la resistencia física.   

Se realiza poniendo a hervir 1 litro y medio de agua, se retira del fuego y se agrega 50 gramos de Ginseng y se endulza con una cucharada de miel.

Té de menta

Es afrodisíaco, ayuda al sistema nervioso y mejora la circulación sanguínea.

Se prepara igual que los tés anteriores.

Otras plantas naturales que ayudan a despertar el deseo sexual son la Gingko biloba, Muira puama, Dong quai, entre otras.

Aceites para masajes

En los encuentros sexuales no deben faltar los aceites de jazmín, canela, vainilla y rosa, estos para hacer masajes a la pareja. Sus componentes afrodisiacos aumentan la libido femenina.

Alimentos afrodisíacos

Entre los alimentos afrodisíacos están:

Chocolate

Cuando de aumentar el apetito sexual se trata, el chocolate oscuro es el alimento indicado. El chocolate aumenta la libido, haciendo que la mujer tenga una vida sexual más activa.

Esto se debe a que incluye en sus componentes una sustancia bioquímica denominada feniletilamina, que al llegar al cerebro genera la aparición de oxiticina, dopamina y norepinefrina, sustancias que aumentan el deseo sexual y el cansancio.

No dudes en incorporarlo a la dieta de los postres antes del encuentro sexual.

Fresas

Es afrodisíaco, su vitamina C incrementa el deseo sexual. Esta vitamina contribuye a que se eleve la producción de oxitocina en el cerebro, reduciendo el estrés. Su color rojo vibrante marca la diferencia a contraste de las otras frutas cítricas. Su apariencia provoca un placer inducido.

Mangos

Está entre las frutas más afrodisíacas por su contenido de betacaroteno, lo que permite la producción de estrógenos. Tiene además el aminoácido triptófano que permite la metabolización de serotonina lo que incrementa la sensación de placer.

Mariscos

Los mariscos son altamente afrodisíacos, si se incluyen horas antes de la actividad sexual es un alimento de apoyo para el deseo. No dudes en preparar recetas con ostras y gambas; el zinc que poseen incrementa la producción de estrógenos.

Frutos secos

Las almendras y la nuez moscada es una merienda genial. Es eficaz para estimular el deseo sexual, ya que mejora la circulación sanguínea. Mejor es consumirla crudas.

Ají picante

Comerlos en cualquiera de sus presentaciones y en pequeñas cantidades estimula el apetito sexual. Esto se debe a que eleva los efectos de las endorfinas.

Hierbas afrodisiacas

Hierba de cabra en celo

La hierba de cabra en celo es utilizada en la medicina china. Allá es conocida como “yinyang huo.” Su uso es para mejorar el rendimiento y el apetito sexual en las féminas. En los hombres también es beneficiosa. Aumenta el flujo sanguíneo y la función sexual. Contiene fitoestrógenos y  fenilflavonoides, este último vinculado a la disminución de los síntomas menopaúsicos.

Se sabe por medio de la medicina natural alternativa que la hierba además ayuda en los problemas de espalda, rodillas, articulaciones, artritis, osteoporosis, fatiga mental como física, pérdida de memoria, entre otras.

Maca andina

Es una planta suramericana, nace en una altitud de 2500 a 4300 metros sobre el nivel del mar. Entre sus propiedades está la mejoría de la libido, el aumento de la fertilidad. Eleva la energía.

Asimismo, regula y eleva la función del sistema endocrino, alivia los síntomas de la menopausia, entre otros problemas. Sus alcaloides mejoran la memoria y la oxigenación de la sangre.

Alholva

Es una especia que brindan al organismo estrógenos. Sus propiedades medicinales ayudan a mejorar los problemas de estreñimientos, diabetes, aliviar dolores menstruales, entre otros. Además, sus semillas son antisépticas y antiinflamatoria.

Consejos para sobrellevar los cambios hormonales

  • Ejercitarse con frecuencia, practicando yoga, natación, caminatas, entre otras.
  • Alimentarse de manera saludable comiendo auyamas, apio, rábanos, coles, pepino, lechuga, espinacas, alcachofa, zanahorias, semillas, legumbres, brotes germinados, espinacas, brócoli, kale, espárragos, aguacate, plátanos.
  • Frutos secos como almendras, nueces, higos y frutas antioxidantes como las cerezas, arándanos, frambuesas, fresas, pomelos, melocotones, granada, limón, naranja, entre otros. Los tubérculos como la maca y el jengibre no deben faltar. Las proteínas tampoco, especialmente los pescados azules como el atún y el salmón. Los mariscos como las ostras no deben faltar.
  • Incluir plantas medicinales como el romero, milenrama, salvia, caléndulas, ortiga, diente de león, entre otros.
  • La nicotina, el alcohol, la cafeína y químicos tóxicos deben salir de la rutina diaria.
  • La sexualidad debe practicarse de forma continua y segura.
  • Realizar actividades creativas, compartir en familia y amistades.
  • Los chequeos médicos periódico no deben faltar.
  • Se debe evitar estar muchas horas frente al computador y televisor prendido, debido a que las ondas cerebrales alteran los ciclos menstruales y el sistema endocrino.

Más lecciones para aumentar el apetito sexual en la mujer

El estrés es el principal causante en la falta del apetito sexual. Ante esta situación se aconseja la práctica de ejercicios de relajación, y tener control mental sobre las situaciones o problemas que alteran la psiquis.

No se puede disfrutar intimar con la pareja, mientras haya elementos que alteren la tranquilidad mental.

Poner en práctica rutinas de ejercicios fundamentadas en el yoga, pilates, caminatas al aire libre en parques. Asimismo, implementar en la rutina diaria técnicas de meditación y relajación es de mucha ayuda a la hora de padecer de estrés.

Cuando se tiene problemas de pareja es imposible disfrutar los momentos de intimidad sexual, es importante conversar con la pareja el sentir interno sobre algún aspecto que sea incómodo sobre esa persona, y buscar solución a ello.

La rutina en el plano sexual aburre por lo que hay que buscar la innovación atreviéndose a probar y descubrir en pareja formas de placer. Esto ayudará a mantener el deseo sexual a lo largo de los años.

La penetración vaginal no es sólo lo necesario, también se debe implementar otras formas de placer.  

Leer libros eróticos, ver películas sexuales, compartir fantasías sexuales, masturbarse mutuamente, en otras palabras se debe abrir la mentalidad para reavivar la relación.

Hay que dedicar tiempo al sexo si se quiere gozo o disfrute.

Para prender la chispa en la relación la práctica del sexo en los momentos disponibles hay que aprovecharlos ya sea durante el día o la noche. Los mensajes o conversaciones ardientes, los besos, caricias y otros actos diarios contribuyen a tener la llama de la atención encendida.

Es importante sentirse a satisfecha con el cuerpo físico que se posee. No tener complejos. Cuando se valora y se acepta el cuerpo se disfruta mucho más de la actividad sexual.

El autocuidado es necesario, a pesar de todas las obligaciones que pueda haber. Nunca hay que descuidar la apariencia física y la higiene, para resultar atractivo a la pareja.

Algunos productos farmacéuticos sexuales para las mujeres

Un tercio de las mujeres adultas no tienen deseo sexual. Estos fármacos elevan la actividad íntima de la mujer.  Aquí se muestran algunas que están en estudio por la Food and Drug Administration (FAD):

Flibanserina: eleva la circulación de la sangre en el cerebro. Aumenta los niveles de los neurotransmisores dopamina y noradrenalina.

Lybrido y Lybridos: ambas presentaciones contienen testosterona (la hormona masculina) combinada con sidenafil, que es un compuesto presente en el viagra.

Bremelanotida: su función sería mejorar la disfunción sexual, choque hipovolémico, entre otras.

Tefina: es un líquido o gel de testosterona, que ayuda a tratar la anorgasmia. Se absorbe en el cuerpo a través de la nariz, se aplica dos horas antes de tener relaciones.

Sin embargo, no todo es malo. En el mercado existe un reducido número de presentaciones farmacéuticas para las feminas, en comparación a los hombres que tienen más opciones.

Una de ellas es Addyi que sirve para tratar los trastornos de la libido. Se compone de fibanserina, que es usado para la depresión Se descubrió de manera accidental. Entre sus efectos secundarios están los mareos, náuseas, somnolencia, desmayos, baja presión arterial, hipotensión,  entre otros.

Flibanserin regula los químicos del cerebro que están relacionados al deseo sexual. Entre sus efectos secundarios se hallan la hipotensión arterial, náuseas, mareos y somnolencia.

Estos medicamentos prometen ser la solución en el despertar sexual de la mujer, pero su consumo es delicado y debe administrarse bajo estricta supervisión médica. Ya que los mismos pueden desencadenar daños severos al cuerpo humano, e incluso la muerte.

En las mujeres los medicamentos de este tipo deben tomarse por largo tiempo para que realicen su efecto, es decir, un mes aproximadamente.

Feliz pareja está acostada en la cama juntos. Disfrutando de la compañía de cada uno.

Suplementos para aumentar la libido femenina

Aparte de los remedios naturales y los consejos para incrementar el deseo sexual, no está de más la utilización de LibiActiv Mujer. Se recomienda ayudar al organismo con este suplemento porque todos sus componentes son herbales y naturales.

LibiActiv Mujer contienen ingredientes como los polvos de raíz de maca, de tongkat ali, de palma enana americana, de polypodium vulgare, raíces de muira puama, de ginseng y de panax. También, posee extracto de tribulus terrestres y L-arginine.

LibiActiv Mujer posee un efecto afrodisíaco, revitalizante y energizante. Es una línea que tiene como objetivo las necesidades de la mujer.

LibiActiv Mujer tiene hierba de cabra en celo conocida por regularizar el nivel de cortisol. Equilibra los niveles de estrógenos y  testosterona.

Entre sus beneficios es que contrarresta el estrés, las fatigas, la sequedad vaginal, entre otras.

Este suplemento no origina efectos secundarios porque sus ingredientes son naturales. No perjudica la salud con síntomas como los mareos, náuseas, desmayos, entre otros. Así que lo puedes ingerir con toda confianza.

Se invita a las féminas que antes de ingerir medicamentos o suplementos consulten con el médico indicado.  No es recomendable automedicarse sin saber cuál es el origen de la dolencia o problema de salud que se pueda presentar.

Por ello las mujeres deben asistir a las  consultas médicas, por los menos una vez al año.  

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *