Afrodisíacos caseros: Mejor antes de ir a la práctica

Afrodisíacos caseros: Mejor antes de ir a la práctica

Última actualización: 20-12-2018. Equipo Nutricioni

Se conoce como afrodisíaco cualquier elemento o sustancia que mejore o incremente el deseo sexual. Muchos de estos afrodisíacos funcionan cuando se estimulan  los sentidos, mientras otros son consumidos como bebidas, comidas o condimentos, es decir en forma de afrodisíacos caseros.

Todas las civilizaciones, de una u otra manera, han hecho mención de los mismos. Pero es especialmente en la India, en el famoso libro del ‘Kama Sutra’, donde se han hecho menciones muy particulares.

Son muchos los afrodisíacos existentes, al igual que la procedencia de los mismos. Sin embargo, a rasgos generales, suelen clasificarse en cuatro tipos:

  1. Afrodisíacos de acción central: Están constituidos por fármacos y hormonas. Son sustancias que producen desinhibición y exaltación de los sentidos. Son estimulantes del deseo sexual.

  2. Afrodisíacos por asociación sensual: Lo constituyen plantas y alimentos cuya forma natural está asociada directamente a los órganos sexuales.

Se pueden mencionar, entre muchos, el plátano, símbolos vaginales como las ostras y los duraznos, los que recuerdan la mucosa genital como las fresas y las manzanas rojas, y los que resaltan la figura femenina como las peras y las guitarras.

  1. Afrodisíacos por excitación de vías análogas a las sexuales: Este grupo lo conforman perfumes, aromas y fragancias.

  2. Afrodisíacos por tradición cultural: son aquellos como los mariscos, la guaraná, los nidos de golondrina, el borojó y el ginseng entre otros, los cuales como su descripción lo indica, tienen una tradición de larga data en el tiempo, utilizándose de generación en generación.

impotencia sexual de hombre, mala situacion de sexo, Hombre que sufre de impotencia con pastilla para evitar y fortalecer el pene.

Afrodisíacos naturales: cómo incrementar el deseo sexual

Los afrodisíacos naturales son aquellos que debido a su olor, sabor o los nutrientes que poseen, facilitan la predisposición de conductas de índole sexual, causando un incremento del deseo y la atracción.

Aunque las estadísticas no lo reflejen a diario, una de las principales causas de la ruptura de parejas es la falta de deseo o apetito sexual, o simplemente la falta de compenetración, entendimiento o sexo de calidad de alguno de los miembros de la pareja.

Por esta razón, y más recientemente, las mujeres suelen preocuparse mucho por estos detalles, llegando incluso a recurrir a consultas con especialistas que puedan darles consejos o alguna terapia en específico.

Es mucha y muy variada toda la gama existente de afrodisíacos naturales, entre los cuales vale la pena mencionar:

  • Miel: Es un azúcar complejo que permite la activación, utilización y metabolización de la hormona sexual femenina. Aumenta el deseo sexual rápidamente.

Closeup de goteo de la miel en cuenco de madera. Miel gruesa orgánica sana que sumerge de la cuchara de madera, en base de madera.

  • Azúcar moreno: Después de una cena romántica, es muy frecuente el consumo de algún dulce o postre. Esto tiene su explicación, y es que una ligera ‘subida de azúcar’ es buena para el amor. De allí la importancia de su consumo.

  • Avellanas: Se dice que todos los frutos secos tienen poderes afrodisíacos, siendo la avellana uno de los de mayor tradición cultural. Por ello, es muy frecuente verlos colocados en los banquetes de las bodas y hasta en cestas junto a la cama en la noche de bodas.

Pudín de Mantecado y Chocolate

  • Frambuesa: Se recomienda especialmente a las mujeres, ya que relaja los músculos de su zona genital y  facilita el encuentro amoroso.

Frambuesas con las hojas aisladas en un fondo blanco

  • Ginseng: Se considera el rey de los afrodisíacos. Muy usados por los asiáticos, sobre todo chinos y coreanos, quienes lo consumen combinado con te. LibiActiv Mujer provee la dosis indicada de esta y otras plantas para asegurar un placentero estado de excitación.

ortiga en pastillas, capsulas medicinales, natural, Medicina herbaria. Hierbas secas, remedios naturales, herbolario, prepara una mezcla de composición de salud.

  • Chocolate: Las semillas del cacao contienen fenilalanina y teobromina, sustancias que ayudan a combatir la fatiga, circulación sanguínea y ventilación pulmonar.

Ilustración de imagen superior de chocolate

Adicionalmente, estimula la secreción de serotonina, lo que lo convierte en un poderoso afrodisíaco que renueva el rendimiento sexual.

El deseo sexual también es un asunto femenino

En siglos pasados, el sexo era un tema exclusivo del género masculino. Aun cuando las féminas lucharon incansablemente por romper con este tabú, en países y sociedades atrasadas se llegó a considerar en algunos casos como falta grave que la mujer pudiera desinhibirse e interesarse en estos temas.

En los últimos tiempos esto ha cambiado notablemente. Desde la llamada ‘revolución o liberación sexual’, en las últimas décadas del siglo pasado y  hasta la actualidad, ha sido notable la lucha de las mujeres, no sólo por la igualdad de sus derechos sociales y políticos, sino por la equidad en materia sexual.

Esto ha generado como hecho positivo que las mujeres se preocupen tanto o más que los hombres en la actualidad, cuando sienten que su libido o ímpetu sexual no está funcionando como ellas lo desean.

Los problemas con la libido derivan en la falta de deseo sexual y pueden afectar a nivel psicológico.

También se da el caso de muchas mujeres que llegan a padecer de impotencia femenina, reflejándose ésta en cualquier momento de su vida sexual (tanto en las primeras relaciones sexuales como en la adultez).

Las causas de impotencia femenina pueden ser variadas, desde problemas de comunicación con la pareja, estados de fatiga, el estrés y la monotonía hasta causas biológicas como la menopausia.

Hombre tratando que no lo rechacen. Miedo al rechazo

Para tratar todos estos problemas de libido e impotencia femenina, muchas mujeres suelen recurrir a especialistas de diversa índole, sin darse cuenta que tienen en los afrodisíacos a sus mejores aliados.

Hay suplementos que de manera natural ofrecen excelentes afrodisíacos, como es el caso de LibiActiv Mujer.

Entre estos afrodisíacos, recomendables para mejorar el deseo sexual femenino, vale la pena citar:

  • Palwén: Es un tónico usado para mejorar la libido, ya que actúa directamente sobre el sistema nervioso central. Además contribuye a la depuración del  hígado, mejorando así el colesterol.

  • Lubricantes: Los más recomendables son los naturales. Estos se componen de agua y aceite. Los mejores  son a base de agua, aunque los de aceite suelen tener una mayor duración.

  • Antioxidantes: Mejoran la forma física y la energía. Se recomienda un complejo que combine  vitaminas C y E. Su uso es muy común.

vitamina c en pildora naranja en muestra pequeña con mini capsulas en forma de c debajo un fondo blanco

Si es casero mucho mejor

La mayoría de los afrodisíacos caseros son plantas cuyo origen es oriental. No se conoce de alguna contraindicación para el uso de estos vegetales. De hecho, buena parte de los mismos tienen grandes propiedades nutricionales, además de su ya comentado efecto sexual.

Entre los más recomendados se encuentran los siguientes:

  • Ginseng rojo: recientemente ha cobrado mucha fama dentro de los considerados como afrodisíacos caseros, ya que aumenta los niveles de testosterona, lo que se traduce en aumento de la libido.

Otro de sus beneficios es que estimula la producción de estrógenos, por lo que se le recomienda a las mujeres una vez que entran en la menopausia.

  • El azafrán: suele ser al igual que el ginseng rojo, otros de los afrodisíacos caseros que más se recomienda. Esto se debe a que tiene la propiedad de generar efectos a mediano y largo plazo.

Dicho en otras palabras, no sólo es eficaz para el aumentar el deseo sexual, sino que además mejora la función en general, muy recomendado para un sexo placentero.

  • Maca: Es una planta que se produce principalmente en Perú. Es conocida en el argot popular como el ‘viagra natural’, ya que tiene gran capacidad para aumentar el deseo sexual.

A pesar de su origen americano, es poco conocida en Occidente. Sin embargo, destaca entre sus múltiples beneficios, su capacidad para equilibrar la mente y es un potente afrodisíaco.

El afrodisíaco principal, más que la planta en sí, es la raíz de la misma, la cual se recomienda secar y moler para ser consumida en polvo. También se le conoce por sus propiedades antidepresivas. Esta y otras plantas se pueden encontrar en LibiActiv Mujer.

Raíz de Maca

Del mismo modo, evita el síndrome premenstrual y las incomodidades de la menopausia.

  • La Yohimbina: El Yohimbe es un árbol originario de Zambia. De él se extrae la yohimbina, que es famosa por sus propiedades afrodisíacas. Hay quienes afirman que más del 50% de quienes la usan, recuperan su adecuado funcionamiento sexual.

Más allá de sus propiedades afrodisíacas, también es usada en la actualidad para aumentar el rendimiento de los atletas y la actividad deportiva en general. Combate los dolores.

  • Ginkgo Biloba: Esta planta es originaria de Asia. Es muy recomendada como antioxidante, ya que posee una sustancia llamada flavonoide que mejora notablemente la circulación.

De igual modo, es usado para aumentar el deseo sexual, precisamente porque genera una aceleración de los sentidos..

La salud también está presente

Se han mencionado todos los efectos positivos de los afrodisíacos para el incremento y mejoramiento de la vida sexual en general, demostrando que es tal y como reza el famoso dicho popular, ‘todo tiene solucion menos la muerte’.

Pero no todo queda allí. La importancia del uso de los afrodisíacos trasciende lo vinculado al deseo sexual, aumento de la libido y todo ese fascinante mundo de lo carnal.

Se ha comprobado que el consumo de ciertos afrodisíacos ayuda a combatir la fatiga y mejoran notablemente la circulación sanguínea. Otros, como el jengibre, por ejemplo, es muy usado para las afecciones respiratorias, incluso se puede conseguir como jarabe.

De igual forma se ha demostrado que por sus diversas propiedades, los afrodisíacos también pueden ser considerados para combatir la depresión, ya que además de actuar como estimulantes, sirven también como energizantes.

Todo esto se traduce en mejoras en los estados de ánimo de las personas, mayor disposición para las actividades de la vida diaria, y en el caso del café, es bien conocido su efecto para reducir la sensación de sueño y cansancio.

Si la idea es combatir los dolores de cabeza, más allá de los medicamentos tradicionales, la albahaca, que es otro afrodisíaco de larga tradición, es muy utilizado para tal fin. No en balde los griegos en tiempos pasados lo utilizaban con esa finalidad.

Otros afrodisíacos como los huevos y las almendras, contienen una gama de vitaminas muy importantes para el consumo humano. En el caso de las almendras, son ricas en vitaminas E, magnesio y fibra, lo que las convierte en un magnífico antioxidante.

Los huevos, por su parte, tienen un alto contenido de vitaminas B5 y B6, lo que permite reducir el estrés. Además son ricos en proteínas y su valor nutricional es invaluable.

Imagen de primera plana de huevos y su yema

Ningún exceso es bueno

Aunque ha quedado muy claro que el consumo de afrodisíacos es muy ventajoso y útil por todas las mejoras que puede aportar al cuerpo humano, tanto en el aspecto sexual y estimulante, como desde el punto de vista de la salud en general, también es cierto que algunas de sus propiedades pueden generar algunas reacciones adversas que no deben ser pasadas por alto.

Por ello, su consumo debe ser moderado, aun cuando no necesite obligatoriamente de prescripción médica o seguir parámetros de un tratamiento tradicional.

Tal es el caso de la yohimbina, que más allá de todos sus beneficios, también se ha determinado reacciones desfavorables tales como malestar estomacal, aumento de la tensión arterial e insomnio.

En lo que respecta a la cantárida (también conocida como mosca española), y considerada de los afrodisíacos más potentes y efectivos, se ha podido comprobar que su consumo en exceso provoca la dilatación de los vasos sanguíneos, lo cual se traduce en hinchazón.

La dosis prolongada de la cantárida, o sobredosis de la misma, puede ser letal en algunos casos, por eso se recomienda no abusar de la misma, sino utilizarse sólo cuando la situación lo amerite.

Finalmente, cabe destacar que en la alimentación diaria de cualquier familia o individuo en particular, siempre va a estar presente alguno de los afrodisíacos mencionados en el texto, aun cuando la idea no sea utilizarlo como un estimulante sexual, sino como condimento o ingrediente de cualquier comida que desee prepararse.

Si al menos se quiere complementar las comidas sin excederse, LibiActiv Mujer posee la dosificación exacta de nutrientes y afrodisíacos sin temor a la sobredosis.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *